Ciudades

Choferes alteños insultan y golpean a los guardias viales

El Alto. Al menos 30 de ellos renunciaron debido a los maltratos

Control. Una guardia municipal de transporte en la Ceja de El Alto.

Control. Una guardia municipal de transporte en la Ceja de El Alto. Miguel Rivas.

La Razón / Miguel Rivas / El Alto

01:31 / 21 de junio de 2013

Los choferes alteños maltratan de manera verbal y psicológica, e, incluso, físicamente a los guardias municipales de transporte (GMT) de esta ciudad, según los testimonios de estos jóvenes. Como consecuencia, 30 de ellos dejaron ese cuerpo.

Según el relato de estos funcionarios ediles, este tipo de agresiones se presenta con mayor frecuencia en el turno de la tarde. “Por la mañana no hay problemas, pero en la tarde sí. Uno de mis compañeros renunció porque los choferes no hacían caso a los controles y, en cambio, le insultaban”,  relató Roberto T., uno de los guardias viales ubicado en la Ceja.

El secretario ejecutivo de la Alcaldía, Sergio Choque, confirmó que como consecuencia de ese maltrato, al menos 30 jóvenes renunciaron a esta unidad.  Uno de estos casos salió a la luz pública el 26 de mayo, cuando uno de ellos fue insultado, golpeado e, incluso, atropellado por el chofer de un minibús en el cruce a Villa Adela.

El uniformado llamó la atención a un conductor porque pretendía abandonar a los pasajeros en ese punto, cuando su obligación era llevarlos hasta Villa Adela. Pero el transportista no oyó sus reclamos y en cambio avanzó con su vehículo de súbito e impactó en la pierna derecha del guardia, quien tuvo que ser hospitalizado.

“A las mujeres nos tratan peor. No nos respetan, a pesar de que estamos con el uniforme y haber recibido capacitaciones una vez por semana”, dijo Judith Quiroz. Ella añadió que no sólo son maltratados por los choferes sino también por los transeúntes, cuando intentan orientarlos para que cumplan las señales de tránsito.

El director de Movilidad Urbana y Transporte, Carlos Lima, y el responsable de la organización del grupo de guardias del transporte, Javier Ponce, no atendieron a este medio pese a que se comprometieron a hacerlo.

Los GMT están en servicio hace un mes y medio, pues ingresaron el 8 de mayo. Pero sus atribuciones están restringidas, primero por la oposición de Tránsito, de supuestamente evitar duplicidad de funciones, y segundo por la falta del reglamento de la Ley Municipal de Transporte, que crea la guardia vial.

En la normativa faltante se debe establecer las potestades sancionatorias de estos uniformados. Por el momento, sólo pueden informar a Tránsito acerca de las infracciones que detecten y no tienen la faculta de entregar boletas, como sucede en La Paz. Aunque también en esta ciudad existe resistencia de los choferes.

Los gendarmes

Julia Mayta: ‘No respetan nuestra labor’

“Estoy encargada de hacer el control en la Ceja. Les decimos a los choferes que estacionen en un punto de parada o que avancen para evitar el congestionamiento, pero responden con insultos que no podemos repetir y nos tratan de ineptos”.  

Carlos Limachi: ‘Subestiman lo que hacemos’

“A mí me han gritado ‘pobre llokalla, andá a controlar a tu enamorada, dejá trabajar tranquilo’. Sólo porque les he dicho que estaban mal parqueados y que debían avanzar para hacer subir pasajeros más adelante, en el punto de parada de la calle 1 de la avenida 6 de Marzo”.

Judith Quiroz: ‘Hace falta más colaboración’

“Creo que hace falta más colaboración de pasajeros y choferes, sobre todo porque ellos son los que pueden decidir dónde estacionar. Pero hacen caso omiso a lo que se les recomienda y creen que, porque somos mujeres, no sabemos”.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia