Ciudades

Ediles declaran paro indefinido y ayunan a la sombra de la división

El candidato Mendoza pide reunión con Rocha para analizar la crisis

Presión. Funcionarios municipales protestan en las puertas del Palacio Consistorial ayer; allí permanecieron todo el día pese a las precipitaciones pluviales.

Presión. Funcionarios municipales protestan en las puertas del Palacio Consistorial ayer; allí permanecieron todo el día pese a las precipitaciones pluviales. Miguel Carrasco.

La Razón (Edición Impresa) / D. Luizaga, G. Tapia / La Paz

04:43 / 07 de enero de 2015

La declaración de un paro indefinido y la decisión de 60 personas de someterse a la huelga de hambre cerró una tensa jornada. La que la Alcaldía de La Paz no atendió al público debido a la movilización de centenares de trabajadores que exigen la ratificación de los contratos suscritos por la anterior administración.

El alcalde transitorio Omar Rocha —quien enfrenta la peor crisis edil en 14 años y que ayer tuvo que abandonar su despacho debido a las protestas— anunció que consultará con el Ministerio de Trabajo qué acciones puede tomar. “Voy a hacer lo que la ley dice; si la ley dice que desconoce ese paro, vamos a hacerlo; si dice que tenemos que descontar, vamos a descontar; si dice que tenemos que tomar decisiones, vamos a tomar decisiones”, advirtió.

“Tomaremos medidas extremas, no se descarta movilizaciones en las calles, ojalá podamos paralizar los PumaKatari”, anunció el representante de los eventuales, Juan Corico.

La protesta comenzó cerca de las 09.00. A las 10.00, el nuevo secretario ejecutivo Ramiro Antelo, con una notaria de Fe Pública, ingresó a la oficina de Marco Antonio Saavedra, director de Recursos Humanos de vacaciones, forzando la cerradura y posesionó a Hugo Pizarro. “El Alcalde ha dado la instrucción de no echar a nadie, salvo a los casos previstos por ley. Hay unos contratos que el doctor Luis Revilla —exalcalde quien renunció para repostularse— ha firmado el 22 de diciembre, antes de irse. Hay abogados que los han cuestionado porque deberían firmarse el 2 de enero. En el caso de las autoridades que tomaron vacaciones, se ingresará a sus oficinas y se designaría a otras”, advirtió.

La noticia agravó la tensión, pero pasado el mediodía se abrió una salida: la firma de un convenio en el que el Alcalde transitorio se comprometa a refrendar los contratos. La cita fue pactada para las 16.00, fue aplazada para las 17.00, hora en la que Rocha dio a conocer desde otro punto de La Paz su decisión de no ratificar esos documentos “en paquete”.

La autoridad compareció en compañía de la dirigente del sindicato de funcionarios administrativos Brenda Dávalos. Allí se conoció de la disolución del pacto suscrito a principios de diciembre por los cinco sindicatos ediles para evitar una “masacre blanca” tras la renuncia de Revilla.

Trabajadores de las empresas ediles Emavías, Emaverde, sindicato de obreros y administrativos se apartaron tras negociaciones con la nueva administración.   En la Alcaldía trabajan 7.000 personas, 5.642 son trabajadores a contrato, 800 cuentan con ítem y en Emavías y Emaverde laboran 600. Así, el bando de los movilizados quedó reducido a unos 5.000.

“Se van a firmar primero los contratos más antiguos; segundo, a los que han sido contratados recientemente; y tercero, vamos a analizar caso por caso los incrementos desmedidos que se han dado”, ofreció Rocha en referencia a aumentos de sueldos y promociones de última hora que se habrían producido.

“Ya se han firmado 150 contratos”, destacó y responsabilizó al MSM y Sol.bo de estar detrás de los descontentos. “Yo le pido a Revilla que nos deje trabajar. Primero se ha llevado información, segundo declaró en vacación a 310 funcionarios y tercero, hoy han tomado la Alcaldía”, denunció.

Los manifestantes rechazaron esa propuesta. Mauricio Maldonado le recordó que cuando presidía el Concejo aprobó una resolución de inamovilidad y exigió su cumplimiento. A las 19.00, los huelguistas instalados en el palacio —los otros piquetes están en los edificios Tobía, Técnico y ex Banco del Estado— fueron gasificados por la Policía.

Guillermo Mendoza, candidato a alcalde del MAS, promotor de la resolución citada, dijo que pedirá una reunión con el Alcalde transitorio. “(...) Los trabajadores de base, obreros, mandos medios, están totalmente blindados, ningún transitorio va a venir a estropearlos”, dijo a la red Uno, aunque no descartó que las objeciones de Rocha tengan base legal.

Solicitantes y Revilla, ausente

Movimiento

Desde que se cambió la administración en la Alcaldía, decenas de personas pululan por las oficinas ediles con su documentación a la mano en busca de empleo, según constató este medio. 

Ausente

El exalcalde y candidato de Sol.bo, Luis Revilla, no estuvo presente para hablar sobre la crisis municipal tras su salida. Este medio intentó comunicarse con la autoridad en cinco oportunidades.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia