Ciudades

Las cebras cumplen 14 años con miras a poner pie en Cochabamba

Logro. Las educadoras urbanas ya están en las ciudades de Tarija, Sucre y El Alto

Actitud. Educadores de La Paz, Tarija, El Alto y Sucre (de polera roja) festejan en el Automóvil Club, ayer en La Paz.

Actitud. Educadores de La Paz, Tarija, El Alto y Sucre (de polera roja) festejan en el Automóvil Club, ayer en La Paz. Pedro Laguna.

La Razón (Edición Impresa) / Kattya Valdés / La Paz

02:13 / 20 de noviembre de 2015

Las cebras de La Paz —que nacieron como educadoras viales y pasaron a ser el símbolo de construcción de la cultura ciudadana— cumplieron ayer 14 años. El personaje traspasó límites y se instaló en otras tres capitales, a las que podría sumarse pronto Cochabamba.

“Cada día ellas entregan cariño, van creando una actitud positiva y conciencia ciudadana. Hemos logrado expandirnos y Cochabamba nos ha expresado el deseo de recibir a las cebras, solo falta que haga las gestiones de alcaldía a alcaldía”, informó la impulsora de este programa, la concejala Kathia Salazar, más conocida como la “mamá cebra”.

Para la celebración, ayer arribaron a la sede de gobierno educadoras de Tarija, Sucre y El Alto. En la primera urbe hay 60; en la segunda, 120; en la tercera, 60 y en La Paz, cuna del personaje, 265, que hacen un total de 505 promotoras de valores como el buen trato, la limpieza, el compromiso con el medio ambiente y otros. En 14 años, en la sede de gobierno pasaron por esta escuela 3.000 jóvenes en situación de vulnerabilidad.

El personaje nació en la gestión del alcalde Juan del Granado. En noviembre de 2001, 24 jóvenes vestidos con trajes con listas blancas y negras salieron a las calles para informar a la gente sobre la implementación del nuevo Plan de Tráfico, Transporte y Vialidad de la municipalidad.

Patrimonio. “Las iniciales tenían cuatro patas, porque eran dos muchachos dentro de un traje y era muy incómodo, pero cuando pasaron a ser  bípedos, empezaron a usar sus manos y pudieron entenderse mejor con la ciudadanía”, recordó Patricio Goriz, asesor de la Secretaría de la Comisión de Desarrollo Humano del Gobierno Municipal.

En 2014 fueron declaradas Patrimonio Inmaterial de la ciudad. “Hemos mejorado mucho nuestra forma de actuar no solo en la calle, sino con otras temáticas. Hemos abierto una forma distinta de hacer respetar las normas, por consideración a los ciudadanos”, detalló.

Salazar señaló que en estos 14 años de trabajo hubo un cambio en la ciudadanía. “No es una medición científica, pero la señal la da la gente. Varios colegios recurren a ellas para fortalecer los valores y la cultura ciudadana, cosa que antes no se tomaba en cuenta”, precisó.

El desencuentro con los efectivos de Tránsito y los transportistas también fue superado, según la entrevistada. Hoy “los choferes ya no se resisten, las quieren y hasta les invitan algunas cosas”, apuntó. A Amanda Silva Espinoza, que ingresó al programa en 2003 y es parte de la segunda generación, la experiencia le cambió la vida.  “Tenía problemas familiares y no confiaba en los demás, pero aprendí a confiar en mí misma y a ver la ciudad como una casa grande”.

Ayer también se presentó al Concejo Municipal de La Paz el anteproyecto Ley Educadores Urbanos Cebra, destinado a proteger el espíritu, la esencia y la filosofía de este exitoso programa paceño. “No queremos regular el ingreso, eso es bastante flexible, porque estamos beneficiando a una población vulnerable”, explicó Salazar.

Estipendio de Bs 600 a Bs 850

Incentivo

El trabajo que realizan las cebras es de voluntariado. Sin embargo,  las autoridades les otorgan un estipendio a los jóvenes. En Sucre reciben Bs 600, en Tarija Bs 850 y en La Paz Bs 630.

Simpatía

Fátima Núñez, responsable del Proyecto Cebra en Sucre, recomendó al resto de las ciudades emularlo. “La cebra es un personaje que conquista a la gente, reaviva sentimientos y valores. Sería productivo que esté en otras ciudades”, comentó.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia