Ciudades

Ladrones matan a un policía en una balacera en un barrio alteño

El cabo de la policía Francisco Baltazar, de 63 años de edad, falleció baleado ayer a las 09.15, cuando intentaba frustrar el robo a una vivienda del Barrio Municipal del Distrito 3 de El Alto. Otra mujer resultó herida. Los ladrones se llevaron dinero y prendas por un valor de 40 mil bolivianos.

Hurto. Vecinos reunidos en las puertas de la vivienda atracada en el Barrio Municipal de El Alto.

Hurto. Vecinos reunidos en las puertas de la vivienda atracada en el Barrio Municipal de El Alto.

La Razón / Miguel Rivas / El Alto

02:23 / 01 de junio de 2012

Según el comandante regional de la Policía alteña, coronel Édgar Carrasco, el policía se encontraba en el lugar porque vivía en la zona y, estando vestido de civil, acudió al llamado de sus vecinos que sospecharon que se producía un robo en una vivienda.

“Lamentablemente el cabo Baltazar fue herido de muerte, le dispararon a no más de 30 centímetros, quizás menos, tal vez logró agarrar a alguno de ellos y fue en ese momento que se produjo la balacera que terminó con la vida del oficial”.

En el momento del atraco, también una mujer de 35 años, Dolores Choque Ramos, recibió el impacto de una bala que le ocasionó diversas fracturas en el brazo derecho. Ambas personas baleadas fueron trasladadas a la clínica Santísima Trinidad, ubicada en la avenida Litoral y carretera a Viacha.

La médico María Pocoaca informó  que Baltazar llegó al nosocomio sin vida. “La bala ingresó a la altura del tórax, en la parte izquierda, afectando el corazón y murió por shock hipobolémico. La señora Choque está estable, le realizaremos cirugías para reconstruir el brazo”, explicó Pocoaca.

Cerca de las 08.30 de ayer, tres sujetos llegaron a la calle Chuquicapa en el Barrio Municipal en un vehículo Toyota Caldina plomo, con la inscripción de un sindicato de transporte en una de las puertas laterales.

Se estacionaron frente a la casa de una familia que se dedica a la venta de carne en el mercado de la zona. Descendieron del coche y violentaron la puerta. Al interior del domicilio no se encontraba la propietaria, quien luego contó que había salido minutos antes. Al ver el automóvil, vecinos convocaron al cabo Baltazar, quien estaba en su día de descanso.

Éste acudió al lugar y, según la Policía, increpó a los delincuentes al ver que salían de la casa llevándose objetos, intentó sujetar a uno de ellos, pero recibió un disparo prácticamente a quemarropa. De inmediato, cuando se disponían a huir, los antisociales vieron que una vecina se acercaba y la intimidaron con otro disparo.

Una de las hijas del policía asesinado, Emiliana Baltazar, dijo que su papá tenía que jubilarse este año. “Estaba haciendo los papeles para eso, ya iba a estar con nosotros más tiempo, ahora lo dejamos a Dios, Él hará justicia”.

Pese a que la Policía declaró, de inicio, que los asaltantes se llevaron 40 mil bolivianos, la dueña del domicilio afectado dijo que perdió 9.000 bolivianos, además de joyas y algunas pertenencias de la familia. El coronel Carrasco indicó que los vecinos de este barrio se encontraban organizados para este tipo de hechos, pero no contaban con que los delincuentes estén armados. Tiempo atrás realizaron un censo y habían detectado tres casas con jóvenes sospechosos.

Recibieron amenazas

Los vecinos aseguran que recibieron amenazas de uno de los cogoteros que fue apresado en ese barrio, en febrero. “Desde la cárcel nos han amenazado, han dicho que nos van a matar”, dijo un habitante del sector.

Siete vecinos aseguran que también les robaron

Siete vecinas del Barrio Municipal, que prefirieron no dar sus nombres por temor a represalias, dijeron que también fueron víctimas de robo en sus casas. Coincidieron en que los ladrones ingresan a las viviendas cuando la familia sale a hacer compras, a dejar a los niños al colegio o a acontecimientos sociales. “A mi casa se entraron cuando salimos toda la familia, están pendientes de lo que hacemos y da miedo”, dijo una de ellas.

Otra relató que los delincuentes no sólo deschapan puertas, sino que también trepan muros y rompen ventanas para ingresar a sus domicilios. “Pedimos que haya mayor control policial y que acudan de inmediato, porque aquí dispararon a este señor a las 09.00 y la Policía llego una hora y media después del hecho”, se lamentó.

El comandante regional de la Policía de El Alto, coronel Édgar Carrasco, pidió a la población que no se enfrente a los delincuentes, sino que llame a la Policía y que de manera disimulada anote el número de las placas, cantidad de personas sospechosas, color de ropa, características físicas, si advierten señas particulares y mejor si se puede sacar una foto con el celular. Todo ello sin exponerse.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia