Ciudades

Hubo 2 puntos de bloqueo; los choferes de La Paz, al margen

Los transportistas paceños que apoyan a sus pares alteños instalaron dos puntos de bloqueo, pero ambos no tuvieron fuerza. En la zona Sur no se acató esta medida

Villa Fátima. Pasajeros esperan un vehículo para trasladarse al centro. El bloqueo fue parcial.

Villa Fátima. Pasajeros esperan un vehículo para trasladarse al centro. El bloqueo fue parcial. Ángel Illanes.

La Razón (Edición Impresa) / Jorge Quispe / La Paz

02:45 / 11 de marzo de 2015

Elena Chambi, de 39 años, sufre de diabetes tipo 2 (crónica) y ayer se aprestaba a caminar desde la avenida Kollasuyo hasta el hospital Luis Uría, de Villa Copacabana, donde debían medirle la glucemia. Ella fue una de las perjudicadas en La Paz por el paro y los bloqueos convocados por la Federación Andina de Choferes de El Alto que exigen un alza del pasaje en tramos cortos de Bs 1,00 a Bs 1,50 y objeta las operaciones del servicio de transporte municipal Sariri.

La medida de presión fue acatada por contados sindicatos en la sede de gobierno, afiliados a la Federación Departamental de Choferes de La Paz 1º de Mayo, que apoya la demanda de sus agremiados alteños. Sindicatos, cooperativas y asociaciones de transporte libre que operan en La Paz se mantuvieron y se mantendrán al margen, reiteraron sus dirigentes la tarde de ayer.

En la capital departamental se instalaron apenas dos puntos de bloqueo: uno en la Terminal Provisional de Minasa y otro en La Portada, pero a medida que avanzó la mañana perdieron fuerza, según constató La Razón en un recorrido.

Sin embargo, hubo taxistas que aprovecharon la desinformación de las primeras horas para hacer “su agosto”. “Me quieren cobrar Bs 20 desde Munaypata hasta el Cementerio y eso no es justo”, se quejó Verónica, una madre que llevaba a su niña a la Unidad Educativa Holanda. De hecho hubo colegios, como el Instituto Americano, que suspendieron  clases y el Servicio Departamental de Educación dispuso tolerancia en el horario de ingreso. 

Cerca de las 09.30, al menos un centenar de conductores del sindicato Señor de Mayo, que cubren la ruta La Portada-Kalajahuira, bloqueaban la avenida Naciones Unidas bajo la vigilancia de seis policías.  “Estamos desde las 07.00 y apoyamos a nuestros hermanos alteños, pero si no les hacen caso nos sumaremos a la huelga de hambre”, advirtió su dirigente Dionisio Quisbert.

A unos 45 minutos a pie en la avenida República, los afiliados al Sindicato de Transportes Villa Victoria hacían una vigilia en las puertas de su sede. “No estamos bloqueando, pero pedimos que se respeten las reivindicaciones de los compañeros”, demandó su representante Iván Soliz Daza. Ambas organizaciones pertenecen a la Federación 1º de Mayo.

En la terminal de Minasa, una treintena de choferes sindicalizados bloquearon las vías que van a Kalajahuira y chicotearon a quienes intentaban trabajar, reportó la red PAT. En tanto, en Tembladerani, miembros del sindicato Eduardo Abaroa cerraban calles al tráfico vehicular.

“Están el 95% de los socios”, informó su ejecutivo Isaac Nina. En el sur, el centro y otros puntos de la urbe la medida pasó desapercibida.  “No fuimos convocados por la Federación Andina y menos por la Federación Departamental 1º de Mayo, por eso estamos trabajando y no nos plegaremos al paro”, explicó Julián Manzaneda, ejecutivo de la Federación de Choferes La Paz.

Demanda. La Federación de Cooperativas de Transporte La Paz tampoco acató la medida. “Hay que esperar que las nuevas autoridades ediles se posesionen para plantear cualquier reivindicación”, dijo su presidente Braulio Arguedas. En la jornada no se registraron incidentes, informaron por separado Jaime Vera y Augusto Quispe, ejecutivos de las dos Federaciones de Juntas Vecinales de La Paz.

“Hay que dialogar y eso les dijimos a los transportistas liderados por Ismael Fernández (ejecutivo de la Confederación de Choferes de Bolivia)”, apuntó Vera, mientras Quispe citó un compromiso de Manzaneda. “La Federación de La Paz se comprometió a no parar. Creemos que los conductores alteños deben hablar con su Alcaldía y no perjudicarnos a los paceños”, planteó Quisbert. Afiliados a dos de los sindicatos bloqueadores aprovecharon para demandar a la Alcaldía de La Paz el incremento de la tarifa de minibús en tramos cortos de Bs 1,50 a Bs 2,00.

“Estamos pidiendo que se eleve el pasaje en La Paz a Bs 1,50 a Bs 2. No hay incremento desde hace 14 años”, destacó el ejecutivo del Sindicato Señor de Mayo, que tiene 600 socios. El dirigente del sindicato Eduardo Abaroa fue más cauto: “No me atrevería a decir cuánto debe subir, pero tiene que existir una nivelación y para eso se debe hacer un estudio técnico con la Alcaldía de La Paz”.

En el sindicato Villa Victoria, Lorenzo Quispe, un chofer con 35 años de servicio, recordó que hace 14 años una llanta costaba Bs 380 y ahora, Bs 1.400. A unos metros de él, Soliz, su dirigente, aseguró que con la segunda fase del proyecto del teleférico “los transportistas vamos a ser más perjudicados, y si a eso sumamos el avasallamiento de los buses PumaKatari, debemos movilizarnos”.

La demanda de alza tarifaria fue rechazada por los dirigentes vecinales Vera y Quispe. El último anunció que “sacará a los paceños a las calles” para frenar la pretensión de los conductores asalariados.

Ángulos del problema

Normalidad

Los vehículos quedaron estacionados en sus paradas, pero al pasar la mañana el servicio de transporte público en La Paz se normalizó.

Costos

En el sindicato Villa Victoria dijeron que antes el cambio de aceite les costaba Bs 60 y ahora Bs 200. “Por eso se deben elevar los pasajes en La Paz”, opinó el chofer Lorenzo Quispe. 

Jornada

Hoy se cumplirá la segunda jornada de paro   en El Alto.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia