Ciudades

Pasankeri se divide y se abre al retorno de sindicalizados

El bloqueo contra el servicio del sindicato de transporte Eduardo Abaroa en Pasankeri cumple hoy siete días y la inicial cohesión vecinal se fractura; unos piden que los sindicalizados vuelvan a circular sin afectar al denominado ‘trufi vecinal’, mientras otros mantienen la decisión de expulsarlos.

Bloqueo. Vecinos de Pasankeri controlan el ingreso de coches a la altura del kilómetro 7.

Bloqueo. Vecinos de Pasankeri controlan el ingreso de coches a la altura del kilómetro 7.

La Razón / Guadalupe Tapia / La Paz

01:56 / 16 de mayo de 2012

El propio dirigente de la zona, Ismael Quintanilla, abrió la posibilidad de que se declare “ruta libre” el recorrido de la avenida Marcelo Quiroga Santa Cruz, que conecta La Paz con Ciudad Satélite de El Alto, aunque ello implique el retorno del servicio de transporte sindicalizado.

La Razón estuvo ayer en el lugar de los bloqueos y conversó con 13 vecinos. Seis se mostraron a favor de la expulsión del sindicato Eduardo Abaroa, mientras que siete coincidieron en que debe permitirse el retorno de los microbuses. Vecinos cierran el paso en al menos tres puntos de la avenida en contra del mal servicio que presta dicho gremio y demandan su expulsión. Tres grupos de entre 10 a 15 personas mantienen la medida que empezó hace una semana, tras el paro de 48 horas de los transportistas en rechazo a la ley municipal de tranporte.

Apoyado en vehículos de habitantes de la zona, el lunes empezó a operar el “trufi vecinal”, con al menos 40 motorizados que prestan el servicio en un tramo de la avenida Marcelo Quiroga Santa Cruz. El pasaje de bajada es de Bs 1,50 y el de subida 2.00.

“Se tramita que opere una cooperativa y esperamos que con eso se resuelva el problema. El sindicato Eduardo Abaroa fue expulsado y no hay posibilidad de que vuelva”, dijo Juan Pacheco, vecino que bloqueaba.

Las líneas de transporte 15, 29 y CH, además del trufi 408 del grupo Correcaminos, prestaban el servicio hasta el momento de iniciada la medida de presión. “Ahora nosotros tenemos que estar buscando cómo transportarnos a la zona y eso nos perjudica”, manifestó María Casas, una comerciante que sugirió no expulsar a los choferes sindicalizados, pero pidió autorizar el paso de otras líneas por el sector.

De los 40 vehículos que anunció Quintanilla que prestarían el servicio, entre 25 a 30 cubrieron el tramo habilitado ayer en horas pico. “El sindicato se tiene que ir sí o sí. Ya no podemos aguantar más atropello y el monopolio de los choferes”, manifestó Mario Quispe, otra persona en uno de los puntos de bloqueo.

El director de la Unidad de Movilidad de la Alcaldía, Eduardo Cortez, informó el lunes que no habría objeción para habilitar la nueva línea de trufis, siempre y cuando cumplan requisitos como la verificación del parque automotor. Quintanilla confía en superar el conflicto esta semana.

Analizan la propuesta de trufis

El director de la Unidad de Movilidad de la Alcaldía, Eduardo Cortez, informó que aún está en estudio y análisis la propuesta de formar una cooperativa de transporte y su ruta. “Estamos haciendo todo lo posible para restablecer el servicio de transporte”.

Advierten con nuevo conflicto por la ruta

El secretario ejecutivo de la Central Única de Transporte Urbano de Pasajeros (CUTUP), Gonzalo Millares, advirtió ayer que si la Alcaldía autoriza una nueva línea de transporte en la ruta La Paz-Pasankeri-El Alto se abrirá un nuevo frente de conflicto, aunque están dispuestos a permitir el nuevo servicio en un tramo corto.

“Si trabaja sólo en Pasankeri, no creemos que hayan problemas, pero si sale a otras zonas, seguro que van a haber daños materiales y personales”, amenazó. El dirigente de la Federación de Choferes, René Vargas, dijo que buscará una reunión con el alcalde Luis Revilla.

Vecinos opinan sobre el conflicto

Fidel Ticona: Trabajador por cuenta propia  

“Estamos perjudicados por esta situación porque tenemos que caminar para tomar movilidad. Los trufis están bien, pero es más caro. Deberían declarar ruta de libre acceso”

Hilda Marca: Comerciante 

“Los vecinos estamos afectados, pero tenemos razón. El micro CH y el 29 no nos abastecen. Ellos trabajan como transporte para El Alto no más. no quieren levantar a niños”.

María Choque: Ama de casa

“No podemos mandar a los chicos al colegio y ahora con los trufis hay transporte pero caro. Todo esto ha empezado luego de que los choferes han apedreado a los vecinos”.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia