Ciudades

Minibuseros establecen al menos seis nuevos puntos de ‘trameaje’

Servicio. Los choferes se resisten a poner letreros de origen y destino de sus rutas

Miraflores. Minibús 218 en la avenida Saavedra, pese a que va a Río Seco, no pone el letrero de Ceja.

Miraflores. Minibús 218 en la avenida Saavedra, pese a que va a Río Seco, no pone el letrero de Ceja. Alejandra Rocabado.

La Razón (Edición Impresa) / Jorge Quispe / La Paz

05:01 / 05 de marzo de 2016

“Hemos podido eliminar prácticamente en su totalidad el ‘trameaje’ en el día”, aseguró el jueves el alcalde de La Paz, Luis Revilla; sin embargo, usuarios y dirigentes vecinales identifican seis nuevos puntos creados por los choferes para burlar el control.  Esos sitios no están entre los 23 lugares en los que la guardia vial y los inspectores sindicales velan por evitar esta práctica e imponen sanciones a los infractores.

Ana Tapia espera cada día al menos media hora en la avenida Saavedra (Miraflores), a la altura de la plaza San Martín, para abordar un minibús de la línea 218 y trasladarse hasta la Ceja de El Alto, pero allí, ésa y otras cuatro líneas “tramean”. 

“Desde aquí deberían ir directo a la Ceja, pero solo ponen el aviso de Pérez y colocan el letrero de autopista cuando están a punto de llegar a los controles (de la Guardia Municipal de Transporte-GMT) en el estadio Hernando Siles para que no les multen”.

Tapia dice que cuando les pregunta a los choferes si irán a la Ceja “se enojan y no te recogen”. El “trameaje” o fraccionamiento del recorrido con el fin de cobrar más de un pasaje es una falta gravísima, sancionada con una multa de Bs 100, según la Ley de Control del Servicio Público de Transporte (Ley 167).

Detalle. Con base en un compromiso suscrito con las cuatro federaciones de transportistas que operan en La Paz, la Alcaldía  había anunciado la eliminación del “trameaje” a partir del 22 de febrero, fecha en la que entraron en  vigencia las nuevas tarifas de minibuses y carrys (Bs 2 y Bs 2,60).

Sin embargo, en un recorrido efectuado por quien redacta esta nota, y entrevistas a usuarios y dirigentes vecinales, se estableció que la calle Colombia (Centro), la 16 y 17 (Obrajes), la avenida Saavedra (Miraflores), la Abdón Saavedra (Sopocachi Alto) y la calle Socabaya (Centro) son los nuevos puntos donde los transportistas fraccionan su ruta.

El 2 de marzo, el gobierno municipal reforzó la vigilancia en 23 puntos en los que se “tramea”. El alcalde Luis Revilla insiste  en que la evaluación después de dos semanas es positiva.  “Hemos podido superar el ‘trameaje’ en el día, el problema es en la noche, ése es el objetivo que tenemos ahora”, ratifica.

La Razón identificó ayer cinco líneas de furgonetas —916, 218, 264, 225 y 813— que recogen pasajeros en la avenida Saavedra con destino a El Alto, y que no ponen el letrero de Ceja.  Teodora Gutiérrez, moradora  de Bajo Pampahasi, denuncia  que hay minibuses que se dirigen a San Pedro, que al llegar a la calle Socabaya cambian de disco.

Mary Grandy, presidenta de la Junta de Vecinos de Alto Sopocachi y Cristo Rey, denuncia que en el día las líneas 219, 252 y 822, que pertenecen a los sindicatos Señor de Lagunas y Señor de Mayo, desaparecen.    Luis MacDonald, presidente del Control Social del Distrito 21, sostiene que esa mala práctica persiste. “Hicimos una evaluación con los vecinos, pero en la 16 y 17 de Obrajes el ‘trameaje’ continúa, por lo que decidimos ayudar a la GMT”.

La universitaria Karen Enríquez informa que las unidades de la línea 885, que parten de Sopocachi y que deberían llegar al centro de la ciudad, “se dan la vuelta en la plaza Isabel La Católica y vuelven a Sopocachi; por eso debo tomar dos vehículos”.

Guardia vial entregó más de 7.412 memorandos

En 11 días de aplicación de las nuevas tarifas, la Guardia Municipal de Transporte (GMT) emitió 7.412 memorandos de infracción a los choferes por “tramear” y alterar sus recorridos. “Se han entregado hasta el momento (jueves 3) 7.412 memorandos en los puntos más conflictivos, como  Garita de Lima, estadio Hernando Siles, Cruce de Villas, en la 21 y 23 de Calacoto, y en las calles Chorolque y Buenos Aires”, informó Andrés Beltrán, jefe de la Unidad de Control de la Secretaría Municipal de Movilidad, Transporte y Vialidad de La Paz.

Los equivalentes a una boleta de infracción fueron entregados en los 34 puntos de control habilitados por la Alcaldía. Desde la notificación, los infractores tienen 20 días para pagar la multa a un banco. Si es que no lo hacen, la GMT está autorizada para secuestrar sus placas de control. El 7 se dará a conocer a cuánto ascienden las multas y cuántas fueron honradas.

Refuerzo nocturno a partir de las 18.00

Para evitar las filas ocasionadas por la falta de transporte público en las noches, el lunes, los vehículos cuyas placas terminan en los dígitos 3 y 4, y que no pueden ingresar al centro de la ciudad de La Paz los martes, reforzarán el servicio a partir de las 18.00 en los puntos con mayor demanda.

“Desde las 18.00 entrarán aquellos que tengan restricción vehicular al día siguiente y así será durante la semana. Nosotros repartiremos hojas de ruta nocturna para evitar que ‘trameen’”, anunció ayer Rubén Sánchez, ejecutivo de la Federación Departamental de Choferes 1ro de Mayo. Esta decisión fue tomada con la Alcaldía y su objetivo es atender la demanda de pasajeros que hacen largas filas en al menos 12 paradas momentáneas en el centro.

“Los que han trabajado desde temprano en el día lo harán hasta las 21.00, pero desde las 18.00 ya estarán los restringidos (sic). Ésa es la instrucción que estamos dando a nuestros afiliados”, puntualizó.  La municipalidad y los choferes tendrán una última reunión la mañana del lunes para terminar de afinar los detalles.

Debido al repliegue nocturno de los choferes, escasea el transporte público, circunstancia admitida el jueves por el alcalde de La Paz, Luis Revilla, aunque en otros casos se debe al “trameaje”.  Cuando se le preguntó cuándo comenzará este apoyo, el Alcalde respondió: “Estamos trabajando para que el lunes tengamos a los vehículos restringidos en la noche”.

Opinan usuarios y dirigentes vecinales

El ‘trameaje’ continúa: Celso Paco, vecino de Pampahasi

El “trameaje” continúa. Esta mañana (ayer) hice fila durante una hora en Pampahasi para ir al centro, lo que pasa es que muchos llegan hasta antes del estadio Siles y se dan la vuelta. 

‘Será difícil erradicar’: Valeria Silva, universitaria

Vivo en Achumani y algunos minibuses que deben ir hasta el centro aún siguen dándose la vuelta en la calle 21 o más abajo, en Calacoto. Será difícil erradicar el “trameaje”.

‘Casi desapareció’: Juan Argote, dirigente D-15

Aquí en el Distrito 15, el “trameaje” prácticamente ha desaparecido en la mañana, solo tenemos el problema con minibuses que salen de la calle Colombia y no llegan a Villa San Antonio.

La ‘Z’ y el 134 ‘tramean’: Pascual Ticona, dirigente D-7

El micro Z y la línea 134 giran desde la plaza Eguino y ya no van hasta Villa Fátima en el día, y el minibús 323 hace su parada en la calle Max Paredes y avenida Buenos Aires.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia