Ciudades

Inseguridad en torno al Monoblock; carteristas operan a todas horas

Seguridad. La única cámara instalada en el sector se encuentra en mantenimiento

Vía. Vista de la concurrida calle J.J. Pérez, arteria por la que pasan centenares de personas cada día en La Paz.

Vía. Vista de la concurrida calle J.J. Pérez, arteria por la que pasan centenares de personas cada día en La Paz. Pedro Laguna.

La Razón (Edición Impresa) / Micaela Villa / La Paz

00:14 / 10 de octubre de 2014

Sus víctimas son alumnos de la Universidad Mayor de San Andrés  (UMSA) que pasan clases en el Monoblock y los transeúntes. En el área operan, por temporadas, grupos de ladrones que roban a toda hora, según testimonios de universitarios, comerciantes y la Policía. 

“En la Plaza del Bicentenario, subiendo hacia la Del Estudiante, la semana pasada cerca de las 14.00 vi que se llevaron el celular de una persona. Eran unos cuatro o cinco, uno abrió el cierre de la mochila. El año pasado también los vi y ahora, otra vez volvieron”, contó a La Razón María Ch., estudiante de la carrera de Informática.

Diariamente entran y salen del emblemático edificio universitario entre 5.000 y 7.000 personas, que no necesariamente estudian ya que el acceso es libre, explicó José Herrera, responsable de seguridad de esa casa de estudios superiores.

“Alguna vez nos informan de esos casos o algunas comerciantes nos dicen: ‘A un joven le han asaltado’, pero nosotros (tres policías) no salimos a patrullar”, apuntó el cabo Constancio Mondaca, guardia de la UMSA.

Cerca de las  07.30 del martes, a metros del Monoblock, dos universitarias que ingresaban por la puerta lateral, calle J.J. Pérez, fueron asaltadas por dos hombres, quienes las inmovilizaron y se llevaron sus mochilas, denunció Eloiza T.

Grupos. “Son varios (los ladrones). A partir de las 10.30 ya están caminando por aquí, en la J.J. Pérez. Deben tener entre 24 y 30 años. Se pierden un tiempo y vuelven a aparecer. Alguna vez los escucho decir: ‘Yo he hecho tres (hurtos)’, ‘yo cuatro’”, relató una vendedora callejera.

Gabriela O., quien tiene un quiosco dentro del edificio universitario, añadió que en estos grupos también hay mujeres. Pero que en el área se cometan los llamados delitos de bagatela no es un dato nuevo.

A David M., quien cursa la carrera de Psicología, le quitaron su celular hace tres años al salir de sus clases, llegando a la Plaza del Estudiante, una persona le escupió en la cara, “una cuadra después ya no tenía mi celular”, recordó.  En 2011, la junta vecinal dio cuenta de que al menos se producía un hurto al día. En 2013, el Gobierno Municipal instaló las primeras 30 cámaras de seguridad en la ciudad.

Una está ubicada cerca del Monoblock. Según la Policía, hace tres meses que está en mantenimiento, aunque el director de Seguridad Ciudadana de la Alcaldía, coronel José Ramallo, aseguró que dejó de funcionar solo ayer debido a la tormenta eléctrica del miércoles. “Hay (ladrones) en la Plaza del Bicentenario y la J. J. Pérez, los conozco. Cuando hay aglomeración aprovechan”, señaló Gabriela O.  “A principios de este año, a las 14.00, estaba con dos amigas saliendo y una mujer hurgó los bolsillos de una de ellas, cuando le advertimos, la mujer nos miró amenazante, dijo Vivian, de Contaduría Pública.

Hurtos en la Avenida Saavedra

Medicina

Arminda Q., distribuidora de productos comestibles, señaló que en “varias” oportunidades vio que se cometen hurtos a estudiantes de la Facultad de Medicina, en la avenida Saavedra. “Llevo los productos y veo. Recientemente a un joven le abrieron la mochila, se llevaron su celular. Esto sucede a cualquier hora del día. La gente ve al ladrón en flagrancia, hasta yo, pero nos callamos porque ellos pueden tomar venganza y hacernos algún daño”, dijo.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia