Ciudades

Policía y Sedeges, acusados de ocultar a víctima de abuso

UTOP. La paciente psiquiátrica es la joven violada por cinco policías

Pesquisa. De espaldas en primera fila, los 5 imputados en la audiencia en la que recobraron su libertad, el 5.

Pesquisa. De espaldas en primera fila, los 5 imputados en la audiencia en la que recobraron su libertad, el 5. Fernando Cartagena-Archivo.

La Razón (Edición Impresa) / Angélica Melgarejo / Cochabamba

00:02 / 16 de agosto de 2014

La Oficina Jurídica de la Mujer (OJM)  aseguró que en la Policía y el Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges) existe “el interés de obstaculizar a la Justicia”, ya que autoridades de ambas instituciones conocían hace 15 días el paradero de la víctima de violación en la UTOP.

Julieta Montaño, de la organización no gubernamental OJM, constató el miércoles que la joven fue internada el 31 de julio en el psiquiátrico San Juan de Dios por el Sedeges e iba a revelarlo, cuando autoridades de ese servicio se anticiparon y ofrecieron una conferencia el jueves por la mañana en la que indicaron que la probable víctima de violación había sido remitida a ese nosocomio. 

Enterada de la presencia de la muchacha en el psiquiátrico, la OJM fue a verla y luego pidió a la Policía una copia del cartel con la foto y señas de la víctima de abuso, y comprobó que era la misma persona. Pero el coronel Alberto Suárez, comandante departamental de la fuerza pública, insistió en que había desaparecido e incluso dijo que era buscada en el Chapare por un equipo especial formado a instancias del ministro de Gobierno, Jorge Pérez.

La “desaparición” de la víctima y la falta de denuncia permitió que el 5 de agosto, la jueza 7° Penal Cautelar, Jannet Charo, ordenara la liberación de cinco agentes aprehendidos, implicados en el vejamen —el 21 de julio—, de los seis que imputó la Fiscalía.

“La remisión (de la muchacha) fue hecha por la Estación Policial Integral 3, de Jaihuayco, mediante una nota firmada por la cabo Ayda Poma, (pero) a la fiscal nunca se le dio a conocer esto”, denunció Montaño. 

La muchacha, arrestada el 28 de julio, fue remitida al Sedeges el 31 de julio. ¿Qué pasó en esos cuatro días, cuando jefes policiales decían que se la buscaba? Aún resta investigar.

Protección. “Todos los días estuve en la Policía, hablé con el Comandante, me entregó la foto de la joven y dijo que no sabía nada, que mandaron un grupo operativo al Chapare porque tenían información de Inteligencia de que la joven estaba visitando cada unidad policial. Me parece que estas mentiras se caen de podridas”, añadió.

La joven fue plenamente identificada. “Ya dimos parte a la Fiscalía, que ha constatado su identidad, ahora está a cargo de Patricia Zenteno, fiscal asignada”, informó la entrevistada.

“‘Minerva, diosa del amor” es el nombre con el que se identifica a la paciente, pero no sería su verdadera identidad. Tiene unos 23 años, aunque por lo pequeña y delgada parece de 15, y una discapacidad mental severa.

Desde el jueves nadie puede verla, excepto la fiscal y la psicóloga del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), para protegerla ante la posibilidad de que los policías procesados traten de evitar la obtención de pruebas para sustentar la acusación contra ellos, que gozan de libertad y se reincorporaron a la UTOP (Unidad Táctica de Operaciones Policiales) de Cochabamba tras la decisión de la jueza Chamo.

Espíritu de cuerpo

Indicios

El informe de la cabo Ayda Poma fue enviado el 28 de julio al director de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia, Alejandro Pozo, y llegó al Comando Departamental, según los sellos.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia