Ciudades

13 inmuebles corren riesgo de desplome en el barrio Cota Cota

Trece inmuebles corren el riesgo de derrumbe en la calle E2 del barrio de Cota Cota, entre las calles 30 y 31, debido a la mala calidad del suelo y las aguas subterráneas. Las viviendas tienen profundas grietas y dos están casi destruidas.

La Razón (Edición impresa) / Micaela Villa / La Paz

00:00 / 25 de diciembre de 2012

Trece inmuebles corren el riesgo de derrumbe en la calle E2 del barrio de Cota Cota, entre las calles 30 y 31, debido a la mala calidad del suelo y las aguas subterráneas. Las viviendas tienen profundas grietas y dos están casi destruidas.

La Razón visitó el lugar, situado al sur de la ciudad de La Paz, y observó   que existen profundas grietas, de hasta diez centímetros, en el suelo, en las aceras, las graderías y las paredes exteriores de los inmuebles afectados, donde viven al menos 25 familias.

“Esto es muy riesgoso, las casas se están rajando y esto pasa todo el tiempo. He hecho arreglar mi callejón el 22 de octubre, pero ya tiene una rajadura, ya no sabemos qué hacer”, contó Norma Aramayo, una afectada.

Este problema data de hace 15 años, manifestó el jefe de la Unidad de Prevención de Riesgos de la Dirección Especial de Gestión Integral de Riesgos (DEGIR) de la Alcaldía, Jaime Tinini. “Esto se debe a un problema de suelos y aguas subterráneas, y ambos estan produciendo asentamientos de estas viviendas. Es un sector de riesgo”, apuntó.

Un asentamiento es una forma de deslizamiento de una masa a lo largo de una superficie plana y cóncava.

Problemas. El 17 de diciembre la Subalcaldía Sur efectuó una inspección; sin embargo, no ingresaron a las casas dañadas. La subalcaldesa, Jannet Ferrufino, indicó que este problema compete a los dueños de las viviendas. ”No podemos ingresar a propiedad privada”, indicó.

Los vecinos acusan a los propietarios del edificio Los Lirios (sobre la calle 31) porque durante unos 15 años usaron un pozo séptico para desechar sus aguas residuales.

“El problema se debe a ese edificio que usaba pozo séptico, y sus aguas residuales dañaron el terreno”, señaló Elizabeth Carrasco, dirigente zonal.

Rolando Grandi, consultor particular, indicó que “hace años” otras viviendas también utilizaban pozos sépticos y en todo el barrio una “docena” de casas están afectadas por esta causa. “El suelo es muy inestable y se está deslizando lentamente por las aguas subterráneas. En la década de los 70 tenía que ser parque, pero lo han urbanizado. Los Lirios ya tiene alcantarillado”, dijo Grandi.

Debido al movimiento de suelo, una de las paredes de la parte trasera de este edificio se encuentra apoyada a dos casas colindantes, señaló Carrasco. “Todo el cuarto de mi empleado ha sido destruido, ya no hay caso de vivir aquí”, continuó Aramayo.

“En el edificio Los Lirios calle 31 Cota Cota hay más de tres columnas colapsadas y aún la gente vive ahí, pese a que existen informes de fallas estructurales graves.

Una separación entre bloques de más de 30 centímetros y sigue cediendo. Mi propiedad en ese inmueble está vacía hace tres años por riesgo latente”, escribió un lector de este diario, que solicitó una acción urgente del gobierno edil.

La Razón intentó comunicarse con el administrador del edificio y con algunos de sus habitantes para hablar de éste y los otros problemas planteados, sin embargo se negaron a dar información. Tinini dijo que los copropietarios de Los Lirios no permiten el ingreso del personal de la DEGIR para hacer un estudio y determinar la situación del inmueble.

Problemas de otros vecinos

Destrucción

Marcela Mamani, quien cuida una casa de dos pisos que está siendo derruida, contó que hace siete años comenzaron a presentarse las rajaduras. “Dice que había mucha agua debajo de la casa y ello afectó y que entró a otras casas también”.

Arreglo

Una inquilina que vive en una vivienda, con problemas hace tres años, dijo que anualmente la dueña contrata albañiles para que hagan el arreglo, sin embargo “el sector tiene rajaduras, siempre”.

Vecinos solicitarán  la intervención edil

Las 13 familias afectadas por problemas de desestabilización en la  calle E2 del barrio de Cota Cota enviarán una carta a la Subalcaldía Sur para solicitar una intervención.

Elizabeth Carrasco, presidenta de la junta de vecinos, indicó que la misiva será entregada con la firma de todos los propietarios de las viviendas dañadas. Espera que el problema sea atendido con celeridad.

Jannet Ferrufino, subalcaldesa del Sur, anticipó que el Gobierno edil está dispuesto a intervenir.

“Estamos esperando que los vecinos soliciten nuestra presencia porque no podemos ingresar, ya que es propiedad privada y ellos no han hecho ningún tipo de solicitud”, apuntó.

Carrasco dijo que todas las viviendas tienen sus papeles al día y que tributan a la municipalidad.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2
3 4 5 6 7 8 9
24 25 26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia