Ciudades

Se elevan a 5 los muertos en Oruro; comisión legislativa también indaga

La Alcaldía de Oruro informó que hasta ayer desembolsó cerca de Bs 700.000 para cubrir los gastos médicos de los heridos. En Oruro decomisan videos pirata de la tragedia.

La Razón (Edición Impresa) / Juan Mejía, Dennis Luizaga / Oruro, La Paz

03:23 / 06 de marzo de 2014

Entre las 23.45 y 24.00 del martes, falleció Germán Olguín Lipiri, de 45 años, trompetista de la Banda Espectacular Poopó, quien tenía muerte cerebral. Su deceso elevó a cinco la cantidad de víctimas fatales del colapso de una pasarela en la Entrada Folklórica del Carnaval de Oruro.

Además de la investigación penal en curso, una comisión de la Cámara de Diputados de la Asamblea Legislativa Plurinacional abrió otra pesquisa y convocó a la alcaldesa, Rossío Pimentel, y a los representantes de ITECA, empresa que fabricó e instaló la pasarela, a prestar un informe oral el miércoles próximo.

Olguín —internado con un traumatismo encéfalo craneano (TEC) grave y fractura de la base del cráneo en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital Obrero de Oruro— fue aplastado por la estructura metálica, que afectó a la segunda fila de los trompetistas de la banda.

En el suceso perdieron la vida los músicos Virgilio Huallpa, de 25 años;  Saturnino Patzi Choque, de 45;  Isidro Pinedo, de 45, y el espectador Herlan Álvarez Córdova, de 25.

Además, resultaron heridas 93 personas, de las cuales 28 seguían hospitalizadas en Oruro, cuatro en La Paz e igual cantidad en Cochabamba, la mayoría con fractura de columna vertebral, TEC leve y traumatismos torácico abdominales.

Indagaciones. El fiscal Alfredo Santos, miembro de la comisión de cuatro fiscales a cargo de las investigaciones, informó ayer que se abrió causa contra quienes resultaren culpables de manera provisional por los delitos de homicidio culposo y lesiones gravísimas, graves y leves.

Hasta la fecha, tomaron declaraciones informativas al gobernador departamental, Santo Tito, a la alcaldesa Pimentel y a testigos oculares.

“Hay una larga lista de personas de la Alcaldía que serán convocadas a declarar y si no pueden asistir, la Fiscalía irá a sus fuentes de trabajo”, advirtió Santos.

Sin embargo, la Comisión de Derechos Humanos de la Cámara de Diputados abrió una investigación paralela y citó a Pimentel y a los representantes de ITECA a prestar un informe oral. El objetivo es identificar a los responsables de la construcción e instalación del paso peatonal y los funcionarios a cargo de la supervisión. “Independientemente de las investigaciones que realiza el Ministerio Público, como comisión daremos una respuesta a la población, porque una de nuestras atribuciones es fiscalizar”, dijo el presidente de esa instancia de la Asamblea Legislativa Plurinacional, Rodolfo Calle, del Movimiento Al Socialismo.

Debido al deceso de Olguín, ayer se suspendió la presentación de tres querellas penales contra la Alcaldesa, la Asociación de Conjuntos de Folklore de Oruro (ACFO), jefes policiales y militares anunciada por los familiares de Saturnino Patzi e Isidro Pinedo, además de la Federación Departamental Bandas de Músicos Profesionales de Oruro (Fedebampo). Familiares de los citados informaron que los memoriales serán presentados este viernes,  7 de marzo.

El fiscal departamental Orlando Riveros, por otra parte, informó que hoy a las 07.00 se efectuará la reconstrucción del suceso en Oruro.  Para ello convocó a miembros de la Banda Espectacular Poopó, bailarines de la Diablada Ferroviaria y espectadores.

En la actuación judicial estarán presentes 12 peritos del Instituto de Investigaciones Forenses —ingenieros  forenses, expertos en planimetría y fotografía, en criminalística y posicionamiento de la escena del hecho— y del Instituto de Investigaciones Técnico Científicas de la Universidad Policial (IITCUP).

El oficial mayor de Desarrollo Humano, Guido Fuentes, anunció que  hasta ayer se desembolsaron cerca de Bs 700.000 para atender los gastos médicos de las decenas de heridos. “Se ha sacado de diferentes partidas y colectas para la curación”, añadió.

El gobierno local corre con las cuentas médicas de los heridos que permanecen en la capital orureña, ya que el Gobierno nacional anunció que hará lo mismo con los de los 14 que fueron trasladados a nosocomios de La Paz y Cochabamba.

Heridos. El director del Servicio Departamental de Salud, Johnny Vedia, informó que en Oruro permanecen hospitalizadas  28 personas. Los más graves están en el Hospital Obrero —una vendedora de salchipapas con fractura de la columna— y en la Clínica Natividad, que acoge a una paciente de 43 años con trauma cervical y en valoración para cirugía.

En el Policlínico Oruro está internado un hombre de 38 años con TEC cerrado lumbar. En la clínica Cristo Rey, una mujer de 34 años, con hematoma en el hígado además de  presión traumática en la columna.

En la clínica URME se encuentran hospitalizados dos pacientes: una mujer de 40 años con TEC severo,  traumatismo lumbar y diagnóstico de  hematoma hepático a nivel abdominal, y un hombre con fractura en el fémur, la clavícula y las costillas. “Ésa la relación de pacientes  que se encuentran en la ciudad de Oruro, a esta lista hay que sumar  ocho heridos de gravedad  que fueron trasladados cuatro a La Paz y cuatro a Cochabamba con afecciones en la columna vertebral.

Lucro. Familiares de las víctimas denunciaron, por otro lado, que en el mercado negro de Oruro están a la venta videos pirata del accidente y exigieron que la Alcaldía retire ese material.

El responsable de Defensa del Consumidor del gobierno local, Juan Siles, sostuvo que tras una batida realizada en horas de la mañana, se logró decomisar más de un centenar de DVD.

“No podemos permitir que se comercie con la tragedia, no se puede lucrar con el dolor de las familias. Vamos a coordinar con los municipios de La Paz y Cochabamba para retirar estos videos de los mercados”, advirtió.      

Rubén Colque, director general del Servicio de Salud, reiteró ayer, por su lado, que el Ministerio de Salud “va a cubrir todos  los gastos (médicos)”. Personal de esa cartera de Estado comenzó a recorrer los nosocomios en los que se hallan los lesionados para levantar registros.

No obstante, la paciente Elizabeth Saavedra denunció a la red Uno que personal del ministerio le habría informado que debía pagar la cuenta del hospital Arco Iris situado en La Paz.

Consultado, Choque precisó que “desde un inicio se ha establecido que el ministerio va a cubrir los gastos. Seguramente ha habido una mala interpretación por una acción de alguien”.

Olguín, músico y albañil, deja 5 huérfanos

 Juan Mejía

David Olguín Orihuela, de 17 años,  tocaba junto a su padre Germán Olguín Lipiri, de 45, en la Banda Espectacular Poopó. El sábado, “cuando estábamos pasando por la calle Cochabamba sucedió el accidente. La pasarela cayó delante mío e hizo caer mi sombrero; uno de mis compañeros me jaló hacia atrás”, contó.

“Mi papá estaba en el piso, botado y aplastado, mis compañeros me ayudaron a levantar el fierro y lo sacamos. Le dije ‘Papi’, me estaba mirando, pero han venido los de la Policía Militar y me han sacado del lugar a toletazos. Aunque les dije que era mi papá no me han hecho caso, ni me han entendido”, recordó con lágrimas en los ojos.

La quinta víctima fatal del colapso de una pasarela peatonal el sábado 1 de marzo, durante la Entrada Folklórica del Carnaval de Oruro, era “músico y albañil. Cuanto tenía contratos iba a tocar y cuando no, trabajaba de albañil”, relató su hijo.

A los 15 años aprendió a tocar la trompeta en Quilla Quilla, su tierra natal. “Mi papá nos mantenía, mi mamá salía a vender, pero no es mucho lo que gana. Pido a la alcaldesa (Rossío Pimentel) que nos ayude, no sé qué vamos a hacer”, añadió rompiendo a llorar.

“Fue una persona muy motivada, así lo ha demostrado cuando hemos hecho el  sacrificio de adquirir trompetas nuevas para estrenarlas en este Carnaval;  él fue el primero en llegar a la institución en plena lluvia para recoger su instrumento”, contó Edwin Jallaza, también músico. Jorge Olguín, de 54 años, hermano mayor del fallecido, informó que quedan en la orfandad cuatro hijos y uno más que está en gestación.

Los parientes de la víctima manifestaron su preocupación sobre el futuro incierto de los hijos  que deja el difunto.

“Deseamos que las autoridades vean y cooperen. Ahora les van a dar víveres o algo de dinero, pero en el futuro qué van a hacer esos chicos que todavía son estudiantes”, inquirió Basilio Atahuichi, durante el velorio.

70 muertos deja el Carnaval en Bolivia, 27% menos que en 2013

Guadalupe Tapia

Entre el sábado y el martes de Carnaval, 70 personas perdieron la vida en Bolivia, 27% menos que en el mismo periodo del año pasado, cuando perecieron 97, informó ayer el ministro de Gobierno, Carlos Romero.

La cantidad de muertos en 2014 no toma en cuenta a las cinco personas que perecieron debido al colapso de una pasarela peatonal en la Entrada Folklórica del Carnaval de Oruro.

La autoridad atribuyó la reducción del índice de mortalidad, siniestralidad y comisión de delitos durante estos cuatro días de festejos al dispositivo de seguridad  policial, que movilizó a 17.000 agentes.

Del total de fallecidos este año, 15 fueron víctimas de homicidios y asesinato o se suicidaron; 38 perecieron en accidentes de tránsito y 18 por causas naturales, es decir enfermedades, intoxicación alcohólica, broncoaspiración y otros.

“Más allá del lamentable hecho de Oruro, quiero felicitar el trabajo y  despliegue de la Policía Boliviana y asumir que la población se va autorregulando y autocontrolando”, dijo.

Según Romero, este año no  se registraron feminicidios. Sin embargo, la directora de la Fuerza Especial de Lucha contra la Violencia  (FELCV), Rosa Lema, señaló a Unitel que se produjeron dos decesos y 225 casos de violencia contra la mujer.

Uno ocurrió en la localidad de Vilaque, La Paz: una mujer en estado de gestación fue matada a golpes por su esposo, mientras en Chuquisaca otra falleció a manos de su pareja, en ambos casos los agresores habían consumido alcohol.

Respecto a hechos de violencia, se reportaron 290 casos, 93% referido a violencia intrafamiliar o doméstica.

La mayor cantidad se registró en Cochabamba, con 73 casos; seguida por La Paz, con 59; y por Potosí y Pando, con 32 casos cada uno y 31 en el departamento de Santa Cruz.

Según el reporte, este año se cometieron 272  delitos, la mayoría de robo —96 en Santa Cruz (35%) y 47 en La Paz (17%)— frente a los 419 de 2013, que representa un descenso del 35%.

Con relación a robos, hurtos y robos agravados se denunciaron 129 casos. La Policía frustró seis robos, tres en Santa Cruz, dos en La Paz.

En cuanto a los hechos de tránsito se reportaron 366 casos.  El año pasado se tuvo 426, lo que significa una reducción del 14%.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia