Seguridad ciudadana

Robos en Rincón La Portada; vecinos culpan a alcohólicos

A una yatiri le sustrajeron sullus, coca y alcohol de su tienda

Riesgo. El bosquecillo, donde un grupo de alcohólicos vive en precarias carpas construidas con nailon.

Riesgo. El bosquecillo, donde un grupo de alcohólicos vive en precarias carpas construidas con nailon. Foto: Jorge Quispe

La Razón (Edición Impresa) / Jorge Quispe / La Paz

00:00 / 10 de marzo de 2015

Un grupo de bebedores consuetudinarios que se instaló en un bosquecillo tiene atemorizados a vecinos del Rincón La Portada. Yatiris de la Asociación de Consejeros de Amautas 22 de Abril les culpan de robo.

“Hace menos de un mes hicieron un hueco en el quiosco de doña Martha (una de las afiliadas) y se llevaron sullus, alcohol y coca. Eso lo han hecho esos maleantes que se esconden en ese bosquecillo”, acusa Paulino Mamani, presidente de dicha asociación.

El sector se encuentra a unos diez minutos de la autopista La Paz-El Alto y a unos 100 metros de la urbe alteña, por donde se abrió un camino intermunicipal que comunica La Portada con la zona Ballivián.

La vía cortó en dos el área forestal, que se convirtió en una especie de guarida de alcohólicos, quienes por las noches asaltan, dicen los vecinos.

La Razón evidenció el domingo que instalaron unas cinco carpas de nailon, donde viven al menos cuatro hombres, una adolescente y una mujer. “Nosotros vivimos en Cusicancha, que está a unas cuatro cuadras, pero cuando bajamos desde El Alto necesariamente debemos pasar por aquí con el riesgo de que nos roben”, apunta Roberto Choque, otro vecino.

Mamani, dirigente de los amautas que leen la suerte en hojas de coca y que, además, realizan rituales como la k’oa, exige mayor patrullaje policial. “El viernes nomás han asaltado a un joven en nuestras narices. Nosotros gritamos, pero se escaparon los maleantes”, precisa.

María, una maestra amauta que llega desde la comunidad de Peñas para pasar “mesas” (ofrendas) andinas en ese sector, dice que los ladrones violentan los candados.

“Nosotros tenemos sullus, incienso, coquita y vino por un valor de unos Bs 3.000, por eso estamos pagando a una persona para que cuide los quioscos, pero ya le amenazaron”, sostiene desde la puerta de uno de los 15 tenderetes.

CONTROL. Rolando Ramos, subalcalde del Macrodistrito Max Paredes, La Paz, adonde pertenece Rincón La Portada, señala que en el pasado oyó hablar de unos bebedores consuetudinarios que rondaban por la zona pero que habrían sido trasladados.

“Me reuniré primero con los vecinos del lugar y con la asociación de yatiris, pero (por lo) pronto avisaré al coronel Ángel Saavedra, de Seguridad Ciudadana, para que mande a Radio Patrullas 100 y, por nuestro lado, enviaremos a guardias municipales para retirar a los malvivientes”, indica.

La autoridad anticipa que se estudia la posibilidad de construir en este barrio un módulo policial para dar seguridad a sus habitantes.

Vecinos del Rincón La Portada que bajan por la autopista para llegar a sus casas deben caminar casi a oscuras cada jornada y bordear ese bosquecillo para no toparse con los alcohólicos.

Ramos indica además que coordinará con la Patrulla de Auxilio al Ciudadano (PAC) para que los bebedores sean trasladados al Centro de Rehabilitación y Salud Mental San Juan de Dios, situado en Irpavi. Ese nosocomio es normado por el Servicio Departamental de Salud (Sedes).

Un barrio ceremonial

Lugar

El sector donde se encuentra la Asociación de Consejeros Amautas 22 de Abril se ubica en un barrio conocido por los teólogos andinos como Jach’a Apacheta, donde reciben el Año Nuevo Aymara.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia