Seguridad ciudadana

Cinco alcaldías demandan más apoyo policial contra el alcohol

Operativo. Gendarmes de la ciudad de El Alto desecharon bebidas alcohólicas de locales clandestinos.

Operativo. Gendarmes de la ciudad de El Alto desecharon bebidas alcohólicas de locales clandestinos.

La Razón / Carlos Corz / La Paz

00:39 / 16 de marzo de 2012

En cinco alcaldías ven necesaria la concientización ciudadana y mayor participación policial en el control del consumo de bebidas alcohólicas, objetivo del anteproyecto de ley que diseño el Gobierno. Tres comunas que aprobaron ordenanzas en ese sentido tienen problemas para aplicarlas.

Autoridades municipales de La Paz, El Alto, Cochabamba, Santa Cruz y Sucre coinciden, según reportaría de los corresponsales de este medio, en la necesidad de generar o afianzar los mecanismos de regulación a la venta y consumo de bebidas alcohólicas pues éstos se constituyen en un factor de inseguridad para la ciudadanía. El secretario general de la comuna alteña, Sergio Choque, informó que “80% de los delitos cometidos en esta urbe están vinculados a este aspecto”.

El Gobierno remitió el miércoles al Legislativo el anteproyecto de ley de Control al Expendio y Consumo de Bebidas Alcohólicas, que prohíbe y sanciona estas prácticas en vía pública, además de aplicar castigos a quienes beban junto a menores de edad o circulen en su compañía. La propuesta deja a los gobiernos locales la responsabilidad de ejecutar la normativa, una vez aprobada y reglamentada.

En los municipios de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz ya rigen prohibiciones para beber en vía pública,  pero se informó que es difícil hacer cumplir las ordenanzas en un 100%.

El alcalde de La Paz, Luis Revilla, recordó que en el municipio está vigente una ordenanza para enfrentar esta problemática. No obstante, planteó incorporar el arresto para reincidentes, tanto en cumplimiento de la disposición local como nacional; también demandó la participación activa de la Policía con esa finalidad.

Para el comandante de la Guardia edil paceña, coronel Guido Aranda, es complejo el control porque el consumo de alcohol es parte de la cultura, por ello consideró necesario concientizar a la población y lograr, por ejemplo, que esta práctica se realice en locales privados y no en vía pública. “En la Unidad de Culturas establecen normativas; por ejemplo; si los ciudadanos van a realizar una actividad folklórica, que en lo posible no esté relacionada con bebidas alcohólicas y si lo hacen, deberían acudir a espacios privados, locales”, dijo el jefe policial.

El mayor de Policía Carlos Santander, director de Seguridad Ciudadana de la Alcaldía de Cochabamba, recordó que está en vigencia una ordenanza que prohíbe beber en vía pública, pero reconoció que en muchas ocasiones es difícil hacerla cumplir como en la fiesta de Corso de Corsos.

“Es chocante para algunos jóvenes la ordenanza; se resisten a cumplirla y siguen bebiendo en las calles. Se niegan a pagar la multa de 200 bolivianos por la infracción, amenazan con llamar a sus abogados”, sostuvo Santander, para quien es necesario un mayor  apoyo de la Policía Boliviana y un cambio de actitud de la ciudadanía. La propuesta de ley refiere que excepcionalmente el Municipio y la Gobernación autorizarán la venta y consumo de licor en vía pública en fiestas populares y patronales.

En el municipio cruceño también rige la prohibición, empero el oficial mayor de Defensa Ciudadana, José Canudas, reconoció que no puede hacerla cumplir. “Mucha gente hace caso omiso a la misma y nuestros gendarmes no tienen la potestad suficiente para aprehender a los infractores. Esperamos que se incorpore la participación de la Fiscalía y de la Policía para endurecer las sanciones”.

El secretario general de la Alcaldía de Sucre, Jaime Hurtado, ve difícil poner en práctica las restricciones propuesta en el proyecto de ley, aunque sostiene que son necesarias. “Se trata de un problema social y está arraigado en la sociedad y la ley puede que se quede simplemente en la escritura”.  El sacerdote Sebastián Obermaier, párroco alteño, consideró que se deben frenar los excesos con las bebidas.

Reacciones adversas

Análisis

Para el sociólogo Mirko Vera cualquier prohibición puede generar reacciones adversas. “Se ha visto esto a lo largo de la historia, por ejemplo con el tabaco, la droga y el mismo alcohol”. Señaló que se debería trabajar desde   el punto de vista impositivo y no de restricciones o sanciones. “Podemos aumentar las tasas de valor al consumo, venta, importación y exportación de los licores para restringir el acceso a este producto”. Añade que no se debe ligar de manera directa el consumo de alcohol con la delincuencia.

Clausuran tres bares y cantinas en El Alto

Tres bares y cantinas, además de un club nocturno, que funcionaban ilegalmente o fuera del horario permitido, fueron clausurados ayer por la Alcaldía de El Alto en dos operativos comandados por la Dirección de Seguridad Ciudadana en la zona 12 de Octubre y la Ceja.

“Logramos cerrar tres bares y cantinas, El Bodegón, Coco Loco y la Casa Rosada, asimismo un club nocturno de nombre 31”, informó la directora de Seguridad Ciudadana, coronela Maritza Espinoza. La persona que administraba el bar Coco Loco informó que los propietarios están en la cárcel.

Vecinos que presenciaron el operativo aseguraron que en los locales beben delincuentes. “No podíamos dormir, salían de esta casa a robar, pegar y pelear, es bueno que se haga este tipo de operativos de manera frecuente”, aseguró una de las vecinas. Espinoza anunció que los operativos serán constantes.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia