Economía

Ejecutivo busca que JSB sólo modifique plazos del proyecto

El contrato para la provisión de 2,5 MMmcd de gas a Jindal por parte de YPFB requerirá de la reconfiguración del proyecto de industrialización del Mutún. El Gobierno apuesta a no modificar los volúmenes de producción, pero sí los plazos del proyecto. 

Encuentro. Ejecutivos de Jindal y YPFB iniciaron ayer las negociaciones para la firma del contrato de provisión de gas para el Mutún.

Encuentro. Ejecutivos de Jindal y YPFB iniciaron ayer las negociaciones para la firma del contrato de provisión de gas para el Mutún.

La Razón / Wálter Vasquez / La Paz

03:47 / 18 de abril de 2012

Ayer, Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) y Jindal Steel Bolivia (JSB) iniciaron las negociaciones que permitirán la suscripción del contrato de suministro de gas natural para el proyecto siderúrgico del Mutún. Tras inaugurar la primera reunión, el ministro de Minería, Mario Virreira, aseguró que Jindal y YPFB buscarán en sus próximos encuentros llegar a una “conciliación técnica” institucional que defina la cantidad real de gas que requiere la siderúrgica india.

“El volumen de gas con el que inicialmente ha de empezar el proyecto y el contrato a establecerse entre estas dos empresas (Jindal y YPFB) es de 2,5 millones de metros cúbicos día (MMmcd)”, precisó el director general de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Minería, Juan Carlos Carrasco. JSB había realizado un requerimiento inicial de 4,5 MMmcd a partir de 2014; de 6 MMmcd en 2016 y de 10 MMmcd en 2017, programando el inicio de operaciones para octubre de 2014.

Con estos volúmenes de gas, la subsidiaria de Jindal Steel & Power (JSP) debía producir en una primera fase 5 millones de toneladas (MMt) de pelets y 2 MMt de hierro de reducción directa (DRI) y en la segunda etapa se añadiría a la producción anterior 1,37 MMt de acero. En la última fase se obtendría 10 MMt de DRI y 1,3 MMt de acero.

Producción. “La planta se ha planificado para esos volúmenes (...). Si por cualquier motivo hubiera menos gas (del requerido por Jindal), siempre vamos a poder reconfigurar el proyecto para empezar a trabajar, y más adelante —cuando el gas esté disponible— podemos ir incrementando (la producción)”, indicó el presidente del directorio de JSB, Vikrant Gujral.

“El ministro Virreira ha explicado (a Jindal) que la intención del Gobierno es mantener los objetivos del contrato y los volúmenes de producción de acero, etc.. (...). Posiblemente, en el tema de plazos haya algunas modificaciones. Esa es la realidad y los bolivianos tenemos que estar conscientes de aquello si se está empezando con una provisión inicial de gas de 2,5 MMmcd”, recordó Carrasco.

El 28 de marzo, el gerente de Asuntos Legales de JSB, Jorge Gallardo, dijo que cualquier ajuste en la provisión de gas para el proyecto implicará la firma de una adenda al contrato de riesgo compartido suscrito con la Empresa Siderúrgica del Mutún (ESM).

Carrasco confirmó la “posibilidad” de la firma de una adenda, pero la decisión, sostuvo, dependerá de la forma en que se establezca el contrato entre JSB y la petrolera estatal. Jindal, agregó, propuso un plazo de “tres meses” para concluir con las negociaciones para la firma del contrato, aunque el Ejecutivo buscará acortar ese plazo. “En la reunión del viernes se verá la metodología de trabajo entre ambas empresas y establecer una o dos mesas técnicas para avanzar con las negociaciones”, anunció Carrasco.

Problemas pendientes con Jindal

Tierras

El ministro de Minería, Mario Virreira, dijo que Jindal estuvo de acuerdo en iniciar el proyecto, aunque sólo se entregó “el 96%” de las tierras comprometidas.

Energía

Jindal debía destinar “el 70% del gas para la reducción y 30% para energía, pero cambió esto a 55 y 35%”.

Jindal se retirará si no cumple inversión

El Ejecutivo informó que Jindal dejará la industrialización del Mutún si se verifica que no cumplió con la inversión de $us 600 millones prevista para los primeros dos años del proyecto. La firma india reiteró que cumplió con la inversión comprometida.

“Si Jindal —a través de una auditoría— demuestra que ha cumplido con la inversión de los $us 600 millones, continuará en el proyecto; si no lo ha hecho, habrá que buscar otras alternativas”, sentenció el ministro de Minería, Mario Virreira, antes de ingresar a la reunión que abrió las negociaciones para la firma del contrato de provisión de gas entre Jindal Steel Bolivia (JSB) y Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

Por su parte, el presidente del directorio de JSB, Vikrant Gujral, aseguró que la empresa invirtió “lo comprometido: $us 600 millones”.

Boletas. El viernes, La Razón informó que la boleta de garantía de $us 18 millones de Jindal corre el riesgo de ser ejecutada no sólo ante un eventual incumplimiento de inversiones, sino también por su falta de renovación. Aunque el plazo para ello ya concluyó, el Ejecutivo esperará hasta el 1 de mayo para cobrar la garantía.

Al respecto, Virreira sostuvo: “Si Jindal no renueva la boleta, por ley hay que ejecutarla”. Gujral, por su parte, dijo que el lunes se iniciaron las reuniones con el Ejecutivo para “solucionar” este tema. “Definitivamente, se van a encontrar las soluciones necesarias”, remarcó. Actualmente, dos auditorías realizan la verificación de inversiones de JSB en el Mutún.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia