Economía

Embajador argentino dice que su país liberará exportación de trigo una vez superada la especulación

El embajador Ariel Basteiro anticipó que en las próximas semanas Argentina podría levantar las restricciones para la exportación de trigo y harina.

El embajador de la República Argentina en Bolivia, Ariel Basteiro

El embajador de la República Argentina en Bolivia, Ariel Basteiro Foto: Internet

La Razón Digital / ANF / La Paz

15:56 / 24 de julio de 2013

El embajador de la República Argentina en Bolivia, Ariel Basteiro, dejó abierta la posibilidad, este miércoles, que en un plazo de dos semanas el vecino país podría levantar las restricciones para la exportación de trigo y harina, una vez que lograron superar la especulación con el cereal.

"Esto, yo creo se soluciona en el transcurso de las dos próximas semanas y a partir de ahí va a quedar liberado la posibilidad de exportar harina a otros países", afirmó el Embajador Basteiro, en un encuentro con los medios.

Explicó que Bolivia, aproximadamente, importa un monto de 200 millones de dólares del vecino país y que la harina es uno de los productos más importantes, aunque no disponía de los datos estadísticos.

Sin embargo, Basteiro puntualizó que en Argentina no se registró una baja en la producción de trigo, sino que lo acontecido es la especulación en la cadena de comercialización, por lo que "el Gobierno argentino tomó medidas para garantizar la producción y la provisión de harina al mercado interno".

En ese contexto, relató que las molineras protegieron y estocaron producción para especular con el precio internacional y del mercado interno de ese país. Según se conoce, hace seis meses los precios de la harina argentina eran los más bajos de todo el mundo, luego subieron a unos 450 dólares la tonelada, cuando en el vecino Uruguay solo ronda los 300 dólares, lo que explica, en parte, la especulación.

"Esto ya está resolviéndose, con lo cual va haber provisión para el país y excedentes para la exportación, calculo que en dos semanas puede llegar a estar solucionado", aseguró Basteiro.

Según las estimaciones del mercado, existe una disponibilidad de 3,5 millones de toneladas para abastecer a la industria molinera que precisa unas 500 toneladas al mes. Sin embargo, alrededor de un millón de esas toneladas presentaron problemas de calidad, puesto que las espigas fueron atacadas por el hongo fusarium, lo que reveló que el mercado se presente ajustado, reportó en esa oportunidad el diario Clarín de Buenos Aires, Argentina.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia