Economía

Estatización de la TDE es criticada por EEUU y la UE

La Unión Europea y Estados Unidos criticaron la decisión del Gobierno boliviano de nacionalizar las acciones de la estatal Red Eléctrica de España (REE) en la Transportadora de Electricidad (TDE). La empresa anunció que confía en alcanzar un acuerdo “amistoso” con Bolivia.

Infografía red eléctrica

Infografía red eléctrica

AFP, EFE / Washington, Bruselas, Madrid

00:47 / 03 de mayo de 2012

La Unión Europea (UE) está “preocupada” y “vigila la situación” tras la expropiación en Bolivia de las acciones de una firma subsidiaria de la española REE, y exigió una “compensación rápida”, informó ayer desde Bruselas la agencia española EFE.

“Acciones de este tipo envían una señal negativa a los mercados sobre el clima de negocios para invertir en Bolivia. Confiamos en que las autoridades bolivianas cumplan sus compromisos de inversión con España y garanticen una compensación rápida y adecuada tras esta expropiación”, indicó el portavoz de Comercio de la Comisión Europea, John Clancy.

También el ministro de Economía español, Luis de Guindos, señaló en Bruselas que el Gobierno español “vigilará” que el Estado boliviano compense suficientemente la expropiación, anunciada el martes. Se trata de la primera reacción oficial del Gobierno español y de la Unión Europea tras la decisión del presidente boliviano, Evo Morales, de nacionalizar la empresa que transporta los dos tercios de la red eléctrica en Bolivia.

Morales ordenó el 1 de mayo al Ejército ocupar las instalaciones de la TDE, dos semanas después de que el Gobierno argentino expropiara YPF a la petrolera española Repsol. El Mandatario boliviano dictó un decreto para tomar el control del 100% de las acciones que la empresa española Red Eléctrica Internacional, perteneciente a Red Eléctrica de España, poseía en la firma local TDE.

El portavoz del Departamento de Estado de EEUU, Mark Toner, declaró —según un reporte desde Washington de la agencia AFP— que la expropiación de la filial de la española Red Eléctrica de España por parte de Bolivia daña el clima de inversiones en ese país y preocupa a Washington.  “Estamos preocupados por la decisión del Gobierno boliviano”, declaró en rueda de prensa el portavoz.  “Estas acciones contra inversores internacionales dañan realmente el clima de inversiones en Bolivia, en Argentina, en todas partes”, añadió.

Asimismo, Red Eléctrica de España expresó ayer su deseo de llegar a un “acuerdo amistoso” con el Gobierno de Bolivia con el objeto de fijar un precio justo por el valor de la empresa expropiada. Fuentes de REE explicaron que la firma se ha puesto a disposición del Ejecutivo para entablar las negociaciones pertinentes, al tiempo que “respeta la decisión soberana” sobre la estructura del sector eléctrico de ese país sudamericano.  No obstante, REE precisó que este proceso debe respetar los principios internacionales de derecho, en tanto que la empresa “tiene la obligación de defender con todas sus fuerzas los intereses de los accionistas”.

Medida no tiene efecto significativo

Comunicado

Red Eléctrica de España dijo que la nacionalización de su filial en Bolivia “no tiene un efecto relevante” en los negocios y cuentas de resultados. El aporte de TDE “a las cifras de negocios del grupo Red Eléctrica Corporación es de un 1,5%”, por lo cual “no tiene un efecto relevante”, ratificó.

Quintana dice que es crucial contar con Ley de Inversiones

El ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, dijo ayer que es necesario contar con una nueva Ley de Inversiones que genere certidumbre en los inversores extranjeros y el empresariado nacional para que puedan seguir invirtiendo en el país.

“Necesitamos un paraguas jurídico (una ley) que permita a los empresarios extranjeros mirar a Bolivia con prioridad y de la misma manera dar la mayor certidumbre a nuestros propios empresarios para que puedan invertir más y mejor”, precisó. Quintana añadió que el Consejo Económico Social Productivo y Laboral trabaja en este tema.

La privatización de la distribuidora de electricidad

Según el libro Incestos y blindajes, del periodista Rafael Archondo, la historia de la privatización de la empresa distribuidora de electricidad comienza en 1990, durante el gobierno de Hugo Banzer, con la designación del empresario Raúl Garáfulic Gutiérrez como embajador en España, quien consolidó una “densa red de contactos políticos y empresariales” en ese país. Siete años después (julio de 1997) y aliado a la empresa española Unión Fenosa, Garáfulic ingresó en la distribución de energía eléctrica, hasta entonces encargada a ENDE.

La parte de Garáfulic en el nuevo emprendimiento, denominado Transportadora de Energía Eléctrica (TDE), era un 20%, bajo el nombre de Sociedad Mercurio. A partir de ese año, en dos ocasiones, fue acusado de chantajear a las autoridades para tomar a su cargo proyectos de electrificación rural financiados por el Estado, en los departamentos de Cochabamba y Beni. Para ello habría utilizado su condición de dueño de medios de comunicación. En 2002, al cumplirse el quinto aniversario de la TDE, Unión Fenosa decidió vender su paquete mayoritario de acciones a la también española Red Eléctrica. Según información de la Asfi, en una junta general ordinaria de accionistas celebrada el 28 de febrero de 2002, fueron ratificados como miembros del directorio los dos hijos de Garáfulic: Raúl y Dieter.

Proceso de nacionalización

El 16 de octubre de 2009, La Razón informó que el Gobierno decidió nacionalizar la Transportadora de Electricidad (TDE) para que el Estado participe en toda la cadena productiva del sector eléctrico. “Sólo estamos esperando el mandato”, dijo el entonces viceministro de Electricidad Miguel Yagüe, quien explicó que este proceso se iba a dar primero con las empresas generadoras (Corani, Guaracachi, Valle Hermoso) y, en una segunda fase, con la TDE.

Futura ley de electricidad

El 15 de diciembre de 2011, este medio informó que el anteproyecto de Ley del Servicio de Electricidad determina la supresión total de la inversión privada en la actividad de transmisión de energía y otorga esta función de manera exclusiva a ENDE. Hasta esa fecha, el 73% del Sistema Troncal Interconectado (STI) estaba en manos de la española Transportadora de Electricidad (TDE).  La norma sigue en etapa de socialización.

TDE, incluida en el proceso

La Razón informó el 1 de mayo de 2010 que el Gobierno decidió nacionalizar cinco firmas eléctricas: las generadoras Guaracachi, Valle Hermoso y Corani; la Transportadora de Electricidad (TDE) y la Empresa de Luz y Fuerza Eléctrica de Cochabamba (ELFEC). Fuentes del Órgano Ejecutivo dijeron en esa ocasión a este medio que la nacionalización de las cinco compañías era “una decisión tomada”. En lo único que no coincidieron fue en la fecha del anuncio de tal medida.

Evo nacionaliza eléctricas

El 1 de mayo de 2010, Día Internacional del Trabajo, el Gobierno emitió los decretos supremos 493 y 494 disponiendo la nacionalización de las empresas de generación eléctrica Corani, Guaracachi y Valle Hermoso y la de distribución (ELFEC) de Cochabamba. En esa ocasión, fuentes del Órgano Ejecutivo dijeron a La Razón que la nacionalización de la Transportadora de Electricidad (TDE) se daría en una segunda etapa, aunque evitaron dar una fecha.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia