Economía

Argentina acelera construcción del GIJA para subir compras de gas

Gasoducto. Tres ramales serán adjudicados hasta el 2 de diciembre

La Razón (Edición Impresa) / Miguel Lazcano, Iván Condori / La Paz, Santa Cruz

03:13 / 07 de noviembre de 2014

Argentina adjudicará en noviembre y diciembre de esta gestión la construcción de tres ramales del Gasoducto de Integración Juana Azurduy (GIJA) que permitirá subir la importación, según contrato, de mayores volúmenes de gas natural boliviano.

El ministro de Planificación de Argentina, Julio de Vido, anunció ayer que entre el 12 de noviembre y el 2 de diciembre de este año se abrirán las ofertas económicas para construir los tres ramales del Gasoducto de Integración Juana Azurduy (GIJA), cuya finalidad es fortalecer la relación comercial y el intercambio energético que se tiene actualmente con Bolivia.

“Argentina el 12 de noviembre estará abriendo la oferta económica para el tramo de Formosa, que es la continuación del (Gasoducto) Juana Azurduy, el 19 correspondiente a la provincia Santa Fe y el día 2 de diciembre correspondiente a la provincia del Chaco, con lo cual el gasoducto en 10 u 11 meses más será una realidad”, precisó De Vido luego de reunirse con el presidente Evo Morales, señala un reporte de la estatal ABI.

Según el contrato vigente con la petrolera estatal Energía Argentina SA (Enarsa), Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) debe enviar este año a ese país un volumen máximo de 19 millones de metros cúbicos día (MMmcd) de gas natural y un mínimo de 16,2 MMmcd. Además, de acuerdo con el contrato interrumpible firmado en julio de 2012 por ambas petroleras, Bolivia puede enviar volúmenes adicionales de manera gradual. En 2013 se envió hasta 3,3 MMmcd del energético.

La Razón informó el 17 de enero que Bolivia estará en condiciones de enviar a Argentina durante esta gestión hasta 33 MMmcd de gas natural, aunque la adenda al contrato suscrito entre las petroleras estatales YPFB y Enarsa solo establece un volumen máximo de 19 MMmcd. El contrato entre las petroleras YPFB y Enarsa tiene una duración de 15 años, es decir, hasta el 31 de diciembre de 2026.

Bolivia y Argentina buscan consolidar su integración energética mediante el GIJA, un proyecto similar al gasoducto Bolivia-Brasil, para beneficiar con gas boliviano a las provincias argentinas de Salta, Formosa, Chaco, Corrientes, Misiones y Santa Fe.

De Vido también confirmó que su país respetará el contrato y las condiciones de la compra de gas suscrita en el pasado. “La variación de los precios internacionales de petróleo no afectará las relaciones comerciales. Los contratos, acuerdos inicialmente firmados entre los presidentes Evo Morales, de Bolivia, y Néstor Kirchner, de Argentina, están vigentes con toda la fuerza de siempre”.

Energía nuclear e integración

El ministro de Planificación de Argentina, Julio de Vido, adelantó que para la próxima semana está prevista una reunión técnica de ambos países para diseñar las características del acuerdo suscrito meses atrás entre Bolivia y Argentina para avanzar en el intercambio de energía. “El pacto comprende el intercambio de energía en Yacuiba, en el lado boliviano, y Salta, en tierra argentina, si bien esto no comprende la compra de electricidad sino conformar la integración del sistema interconectado”.

En el encuentro sostenido entre el presidente Evo Morales Ayma y la comisión de alto nivel de Argentina en la ciudad de Santa Cruz de la Sierra, se acordó también trabajar en cinco áreas relacionadas con el sistema de control integrado del espacio aéreo; sistemas de radares meteorológicos; televisión digital abierta; programa de cooperación espacial; energía nuclear y medicina nuclear.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia