Economía

El uso de GNV se incrementa en 4,02% por aumento de surtidores

En 2013 había 225 surtidores que comercializaban GNV en todo el país y en 2014 el número subió a 255. Experto indica que se facilitaron los requisitos para las aperturas.

Comercialización de GNV, surtidores y conversiones. Infografía: La Razón

Comercialización de GNV, surtidores y conversiones. Infografía: La Razón

La Razón (Edición Impresa) / Jimena Paredes / La Paz

00:00 / 25 de enero de 2015

El consumo de Gas Natural Vehicular (GNV) se incrementó en 2014 en 4,02% con relación a 2013. Según el Gobierno, los factores principales son la apertura de más surtidores y el aumento en el número de vehículos que usan este combustible fósil.

Los datos corresponden a la Entidad Ejecutora de Conversión a Gas Natural Vehicular (EEC-GNV). En 2013 el consumo de GNV llegó a 640.162.328 metros cúbicos (m3) y en 2014 fue de 665.929.142 m3, un 4,02% más.

En 2013 habían 225 estaciones de servicio en funcionamiento que comercializaban GNV en el país y en 2014 su número subió a 255.

De los 225 surtidores de GNV  en 2013, las privadas tenían 211 y 14 eran de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB).

El director general ejecutivo de EEC-GNV, Hernán Vega, explicó a este diario “que hay un crecimiento continuo de surtidores en todo el país, que son en su mayoría de los privados y otro número menor son de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos”.

Además, la autoridad añadió que en la actualidad en Bolivia circulan 322.489 motorizados que utilizan gas natural vehicular y que fueron convertidos al uso de este carburante desde 2000 a 2014.

Con base en declaraciones de Vega, el 20 de enero del año pasado La Razón publicó que la falta de más estaciones de servicio que provean GNV impide un mayor crecimiento de las conversiones, pues del total del parque automotor a 2013, el 24% utiliza este combustible para transitar y el resto consume gasolina o diésel oil.

En ese entonces, Vega informó que según el Registro Único para la Administración Tributaria Municipal (RUAT), el parque automotor de Bolivia a 2013 llegó a 1.205.356 autos, y de esta cantidad el 24% (288.519) usaba gas natural.

“Requerimos que existan más estaciones de servicio. Se ha hablado mucho de los corredores azules (...), pero desgraciadamente no se está avanzando al ritmo que requiere el país con la instalación de estaciones de servicio por diferentes razones”, indicó la autoridad en aquella oportunidad.

El experto en temas de hidrocarburos Hugo del Granado coincidió con Vega en que el aumento en el consumo de GNV se debe al incremento de surtidores y al aumento de vehículos que usan este carburante para transitar. También porque se ha continuado con la campaña de la entrega de los “kit de conversión”.

“Se dio algunas facilidades para la instalación de estaciones de servicio, en varios requisitos. Hubo muchas normas para que construyan surtidores, eso explica el incremento”, dijo el experto.

Conversiones. En 2013 se convirtieron a GNV 34.359 motorizados y para 2014 se programó 34.080, pero solo se logró el cambio en 27.141 vehículos, es decir el 80% de la meta prevista.

Respecto a la baja en el número de conversiones en 2014, Del Granado indicó que en la actualidad existen transportistas que aún son reacios a transformar sus motorizados al uso de GNV. “Dicen que debido a la altura hay una pérdida de potencia del motor”.

Vega indicó que la disminución en las conversiones se debe a que faltó campañas publicitarias para incentivar el uso de este combustible.

           

Aconsejan usar gas   no solo para las cocinas

El especialista en temas de hidrocarburos Álvaro Ríos consideró que para masificar el uso de gas natural en el país, el Gobierno debe incentivar el consumo de éste no solo para la cocción de alimentos, sino para la calefacción y duchas.

Ríos indicó que si bien Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) hace un esfuerzo para aumentar las redes de gas domiciliarias para que se deje de usar el Gas Licuado de Petróleo (GLP), la mayoría de la gente en la actualidad utiliza el gas natural solo para cocinar sus alimentos y usa GLP para la calefacción o en sus duchas.

“Se debe tratar de incentivar mediante propagandas, avisos, tal vez dar créditos concesionales para que se amplíen las instalaciones no solamente para un punto de cocción (de alimentos)”, argumentó Ríos.

Señaló que en los departamentos de La Paz, Oruro y Potosí la gente utiliza GLP o electricidad para su calefacción. Un incentivo sería —dijo— dar créditos para la compra de calefactores a gas natural y se amplíe el uso de este energético en distintos ambientes de una casa. “Muchos usan calefactores eléctricos o a GLP”.

Datos preliminares de YPFB entregados a La Razón en diciembre indican que en 2013 se realizaron 84.366 instalaciones de gas natural domiciliarias y en 2014 el número llegó a 108.097 instalaciones.

El 10 de enero, este diario publicó que el consumo de gas natural en el mercado interno se incrementará de 9 millones de metros cúbicos día (MMmcd), registrado en promedio en 2014, a 11 MMmcd en 2015, debido a los proyectos de regasificación en el país.

Venta de GLP sube y expertos dicen que hay contrabando

Jimena Paredes

La comercialización de Gas Licuado de Petróleo (GLP) en el mercado interno se incrementó de 2013 a 2014 en 12,6%. Expertos consideran que esto se debe al contrabando del carburante y a una mayor demanda por el crecimiento de la economía.

Datos de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH), proporcionados a este diario, indican que en 2014 se comercializó en el país 409.569,8 toneladas de GLP, en tanto que en 2013 se llegó a 363.546,9 toneladas, lo que muestra ese aumento del 12,6%.

El experto en temas de hidrocarburos Hugo del Granado explicó que esto se debe a que en Bolivia persiste el contrabando del carburante a países vecinos, y otra a que continúa el uso de GLP en el parque automotor. “Hay que buscar las razones del por qué sigue existiendo el uso de GLP en vehículos y por qué persiste el contrabando”, señaló.

El analista energético y exministro de Hidrocarburos Álvaro Ríos indicó que el aumento en el consumo de GLP se debe a tres factores. El principal, al crecimiento de la economía que hace que la gente demande más este producto para otros usos. “Bolivia es el país que más ha crecido económicamente en la región después de Perú, por tanto su crecimiento se debe a que hay una mayor demanda en el mercado interno para todo, para diésel, gasolina, casas, vehículos, etcétera”, argumentó Ríos.

El segundo factor es que en  el país existe más disponibilidad de ese carburante, pues antes —según la exautoridad— había escasez, cierto racionamiento.

El tercer factor es que el GLP sigue fluyendo por las fronteras porque ahora hay abundancia y la gente compra no solo para usarlo en su vivienda, sino para contrabandearlo, manifestó el exministro de Hidrocarburos.

“Con la puesta en marcha de la Planta de Separación de Líquidos Río Grande se entrega más GLP a las regiones, a tiendas, depósitos. Ahora éstos están abastecidos y, por lo tanto, la gente tiene tendencia a trasladarlo a los países vecinos”, dijo Ríos.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia