Financiero

El mundo de los negocios mira de reojo al mal augurio

Se ajustan a la demanda para que la mala racha no afecte sus ventas.

La Razón (Edición Impresa) / Marcelo Padilla, Wálter Vásquez / La Paz

08:00 / 18 de julio de 2018

Por precaución, dejamos pasar el viernes 13 y ya podemos hablar con mayor seguridad de ese agorero número y de su relación con los negocios, que deben adecuarse a la superstición de consumidores que prefieren evitar cualquier signo de mala suerte.

No hay ninguna evidencia científica de que el 13, por sí mismo o ya sea que caiga en un martes o viernes, sea un número o un día peor que cualquier otro, pero muchos le otorgan un sentido negativo debido a que a lo largo de la historia sucedieron en los días, horas o lugares marcados con ese número hechos por demás nefastos que dieron lugar a mitos y leyendas sobre el mal augurio.

Así, la superstición que despierta el signo ha influido de manera sustancial no solo en el avance de las sociedades, sino también en el de las economías.En el ámbito aeronáutico, por ejemplo, el 13 ha tenido que ser retirado de las filas de asientos de los aviones que recorren los cielos del mundo y Bolivia no es la excepción.

Las aeronaves de la estatal Boliviana de Aviación (BoA), principal operador del sector en el país, no poseen las filas de asientos marcadas con ese signo, como muchas otras empresas de esa industria, que el año pasado transportó en el mundo a más de 4.000 millones de pasajeros.

SERVICIOS. “Éste es un fenómeno que se da a nivel mundial. Los fabricantes configuran así los aviones desde hace muchos años. No es una decisión, ni una política de BoA (...). Es más por un motivo de superstición” de los viajeros, explica a La Razón el gerente general de la aerolínea, Ronald Casso.

La preocupación de algunos por evitar ubicarse en un lugar señalado con el 1 y el 3 aumenta dentro de máquinas en vuelo, ya que esos asientos en general se encuentran cerca de la puerta de emergencia de las naves.

Esta creencia también se hace sentir en el mercado nacional de la construcción —uno de los principales motores de la economía de Bolivia— y en especial en el ámbito inmobiliario, en el que se opta por suprimir esa cifra en los ascensores de edificios con decenas de plantas. “El fenómeno de saltarse el 13 se da por un sentido más de superstición y cultura, porque hay gente que no gusta de este número”, dice Daniela Padrón, gerente general de la Cámara Departamental de la Construcción de La Paz (Cadeco).

En este sector económico, subraya, la oferta se acomoda a la demanda y si los clientes no desean relacionarse con un guarismo determinado, se les da gusto.

Este cuestionable miedo llega a ser tan fuerte en Estados Unidos, que en el 85% de las edificaciones de más de 13 pisos se evita el número, según el fabricante de ascensores Otis International.

INTERÉS. “Los martes y viernes 13 sí son de mala suerte y la gente viene a comprar mesas (ofrendas a la Pachamama) para proteger en esos días sus negocios y ahuyentar los espíritus malos”, cuenta Cristina Cahuaya, amauta de la calle Santa Cruz (La Paz), quien para contrarrestar el infortunio ofrece “sacrificios” compuestos de palo santo, incienso, plumas de aves, coca y dulces.

En la Calle de las Brujas, Verónica Quispe asegura que las mesas de protección también deben incluir al sullu (feto de llama). “Los que practican magia negra acostumbran hacer rituales para la mala suerte justo cuando cae un viernes o un martes 13”, cuenta.

Pero la desdicha que se le atribuye al 13 no es algo que sea motivo de discusión general.

“Este número no tiene en absoluto ningún significado”, afirma Ivo Blazicevic, primer vicepresidente de la Cámara Nacional de Industrias (CNI), un rubro que, sin embargo, sí “acostumbra ch’allar el primer viernes de cada mes para tener buena venta”.

“El empresario no es muy supersticioso, se basa más en el trabajo y en la constante supervisión. El éxito del emprendimiento está en el tiempo que se dedica y el esfuerzo que se pone”, considera por su lado Gustavo Jáuregui, gerente general de la Cámara Nacional de Comercio (CNC).

Luis Torres, del departamento de Marketing de Toyosa, indicó que en la empresa no existe ninguna susceptibilidad con el número. “Incluso este viernes 13 llega un nuevo modelo, el Agya, y será lanzado en $us 13.900. Por lo demás no tenemos problemas con el 13”.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia