Columnistas

19 años de la muerte de Fausto Reinaga

El 18 de agosto se recordó los 19 años de la muerte de Fausto Reinaga, acaecida en 1994

La Razón / Esteban Ticona Alejo

03:13 / 31 de agosto de 2013

El 18 de agosto se recordó los 19 años de la muerte de Fausto Reinaga, acaecida en 1994. Aquel intelectual quechua-aymara nació en el jatum ayllu Macha del Norte de Potosí y decidió afincarse en la ciudad de La Paz desde fines de los años 40. Tuvo una larga y azarosa vida, sobre todo en el plano intelectual, lo cual se puede apreciar en sus 32 libros publicados en nuestro país. Dos de sus obras más conocidas son La Revolución india (1970) y Tesis india (1971).

Reinaga fue uno de los intelectuales más originales y extraordinarios del Qullasuyu-Bolivia. Hoy, su pensamiento anticolonial es cada vez más estudiado en las universidades extranjeras que en las de Bolivia. Las recientes investigaciones convertidas en tesis de doctorado y maestrías realizadas en México, Chile y Ecuador merecen destacarse.

La Fundación Amáutica Reinaga recordó su desaparición en el mirador de K’illi K’illi en el norte de la ciudad de La Paz. Hubo varios oradores, entre representantes de la fundación, de los movimientos sociales indios y autoridades del Gobierno. El historiador Luis Oporto dio la bienvenida a los asistentes y recordó breves pasajes históricos de K’illi K’illi, que no sólo es un sitio sagrado, sino también un lugar estratégico militar, porque fue uno de los campamentos de Tupaj Katari y Bartolina Sisa en 1781, aparte de Pampajasi y El Alto.

Hilda Reinaga recordó algunos pasajes de la vida de su tío, como la decisión de afincarse en K’illi K’illi porque fue un reducto de Tupaj Katari y Bartolina Sisa. Además, este barrio, por encontrarse cerca de la plaza Murillo, fue un lugar estratégico en la revolución de 1952, en la que participó Reinaga. Ella también dijo que Reinaga puso varios nombres a las calles de esa zona, ahora llamada Villa Pabón, como Uturunku, Julián Apaza, Inti Raymi, Saratustra, entre otros. Rememoró la profunda vocación de servicio de Fausto, sobre todo de formar críticamente a la gente, a sus hermanos y hermanas quechuas y aymaras. Hizo memoria de algunas de sus clases a los colonos de Aranjuez, que llegaban al sector a estudiar temas religiosos, pero también aprovechan la predisposición de Fausto para conversar con ellos, a quienes cautivaba profundamente con sus reflexiones sobre la Bolivia india.

Una de las alocuciones que nos llamó la atención fue la del comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas del Estado Plurinacional de Bolivia, Edwin de la Fuente, quien se declaró admirador del pensamiento de Reinaga, porque “arriesgó su vida” y anunció que en el nuevo currículo de la formación de los jóvenes militares se estudiará su vida y obra. Además, contó que le costó mucho encontrar algunos textos de Reinaga, porque a pesar de su valía no se le da mayor importancia, y sus libros no se hallaban en librerías comunes.

Al final del evento, la fundación lanzó el anuncio de una próxima convocatoria para la realización de un congreso internacional sobre el pensamiento de Reinaga, en ocasión de recordar los 20 años de su muerte en agosto de 2014. Para tal ocasión se tendrá la visita de connotados intelectuales académicos y activistas críticos de varios continentes del mundo, y se discutirá sobre la vigencia de su pensamiento en temas múltiples de la problemática nacional y del mundo de hoy.  Jallalla amawta Fausto, lup’iwimaxa jakaskiwa jichhurunakanxa. Wali qamasaniwa amtawinaxa.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia