Sociedad

Aiquile tiembla otra vez y su gente reacciona con serenidad

Después de 13 años de ser el epicentro de un terremoto de intensidad, 6,8 en la escala de Richter, que provocó 65 muertes, Aiquile volvió a temblar el domingo. El movimiento fue de intensidad 3,6 y no dejó daños personales ni materiales.

DESTROZOS. Así quedó parte de Aiquile, tras el terremoto de 1998.

DESTROZOS. Así quedó parte de Aiquile, tras el terremoto de 1998.

La Razón

01:00 / 29 de noviembre de 2011

Cerca de las 22.00, las puertas empezaron a moverse al igual que los focos de las casas de Aiquile. La gente se percató del movimiento sísmico y salió a las calles. "Casi no hemos dormido y asumimos la experiencia del sismo de 1998", dijo Mario Salinas, oficial mayor Administrativo del municipio.

Relató que el sismo, de intensidad 3,6 y con epicentro a 25 kilómetros de la localidad cochabambina del Cono Sur, "fue fuerte, se sintió que la tierra se movió de nuevo y hubo réplicas". Ayer, los aiquileños volvieron a  sentir el fenómeno, entre las 04.30 y 05.00, pero parte de la población reaccionó con calma y se movilizó hacia la pista, un lugar vacío y sin infraestructuras que puedan caerse. Otros fueron a la plaza central y parques a la espera de que calme el temblor.

Según Salinas, los movimientos fueron rápidos, no duraron mucho tiempo y no provocaron daños materiales ni personales. "No ha pasado nada con las casas, ni rajaduras, nada, sólo el susto de la gente", aseguró.

Para la autoridad, después del terremoto del 22 de mayo de 1998, la gente aprendió a tomar previsiones en caso de nuevos sismos. "Sabemos cómo ponernos a buen recaudo, hubo una serie de instituciones que capacitaron a los pobladores en previsión de este tipo de eventos", afirmó.

Hace 13 años, Bolivia registró el peor terremoto del siglo XX. El evento telúrico afectó a las ciudades de Aiquile. Totora y Mizque, con una intensidad 6,8 y dejó 65 personas, la mayoría niños, muertas. Otras 49 resultaron heridas.

El analista del Observatorio de San Calixto de La Paz Teddy Griffiths informó ayer a La Razón que el sismo del fin de semana está catalogado como superficial porque se dio a 27 kilómetros de profundidad y a 25 kilómetros de Aiquile.

Aclaró que el sismo del domingo no tiene que ver con el movimiento que se registró el 22 de noviembre en la provincia beniana de Moxos. El de Aiquile fue superficial por fallas en la superficie de la corteza; en tanto, el de Beni ocurrió sobre 553 kilómetros de profundidad y fue un movimiento de placas o energía liberada, explicó el especialista.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia