La Gaceta Jurídica

  • La Gaceta Jurídica
  • ABC

ABC anuncia sin licencia ambiental la construcción de puente

Rurrenabaque-San Buenaventura

Rurrenabaque y el ingreso a la Amazonía vuelven a un riesgo como con el proyecto “El Bala”.

Rurrenabaque y el ingreso a la Amazonía vuelven a un riesgo como con el proyecto “El Bala”. Foto: alltravels.com

Boletín Sena

00:00 / 26 de agosto de 2014

El 19 de agosto, el presidente de la Administradora Boliviana de Carreteras (abc), Antonio Mullisaca, firmó el contrato para la construcción del puente Rurrenabaque-San Buenaventura y sus accesos.

Mullisaca respondió a los cuestionamientos de la prensa sobre la oposición local a la ubicación de la obra indicando que con el sitio elegido el “embalse” será menor, con esto parece que el puente represará el río, además que tendrá impactos sobre la serranía, las fuentes de agua y la organización productiva de la población, estructurada para el turismo creciente y de efecto multiplicador de la economía regional y departamental.

Sinopec, que construiría esa estructura, es una empresa china estatal petrolera con problemas no sólo en países de la región, como Ecuador, sino en Bolivia. El 2012 se adjudicó la licitación para la sísmica 3D en el área Itaguazurenda y, a finales de enero, anunció la firma de un contrato con ypfb Transporte SA para la construcción del gasoducto Expansión líquido sur, asociado al gija, Salinas-Choreti (35 km hasta Camiri).

Sus negocios incluyen áreas de la industria petrolera como exploración de petróleo y gas, refinación, comercialización y transporte por ductos de petróleo. El proyecto Itaguazurenda es el primer trabajo de Sinopec en Bolivia en el área de sísmica, aunque a finales de 2010 dotó de equipos de perforación con taladros de 2000HP a ypfb Chaco SA.

Sinopec manifestó su interés en formar sociedad con la estatal petrolera en proyectos exploratorios. “Estamos esperando la oportunidad para hacer negocios en Bolivia. Tenemos interés en exploración y queremos cooperar a ypfb con nuevas tecnologías, experiencia y costos competitivos”, puntualizó (Energy Press).

Dado que el contrato firmado con la abc es para construcción, rubro ajeno al de Sinopec, lo más probable es que la empresa china subcontrate servicios, como lo que hizo con la boliviana Rivadineira & Aquilera SRL, empresa que denunció a Sinopec por adulteración de un contrato firmado entre ambas para realizar obras civiles y otros trabajos en Camiri, con lo que la compañía china pretendería evitar el pago total de las obras.

La adjudicación de una obra de infraestructura como el puente Rurrenabaque a una empresa petrolera demuestra el interés chino por los recursos de la región, una de las de mayor diversidad cultural y biológica del planeta, donde se sobreponen concesiones petroleras que amenazan con convertir a la Amazonía boliviana en una zona de sacrificio para los pueblos indígenas que la habitan.

En Ecuador, Sinopec fue denunciada por un contrato firmado el 2008 con la empresa Petroproducción, filial de Petroecuador, para la Exploración Sísmica 2D en la costa ecuatoriana por 56.890.000 dólares, en un área protegida sin información ni consulta a los afectados, logrando la aprobación de la licencia ambiental en un tiempo récord.

Eso es probablemente lo que Mullisaca espera hacer, ya que anunció el inicio de la obra en tres meses o menos, cuando no se cuenta con licencia ambiental, pues la tramitada el 2009 está desactualizada. Además, con la contratación de la Consultora Proex el 2010, el proyecto sufrió modificaciones, que, de acuerdo a la ley, implican un nuevo proceso de evaluación de impacto ambiental con consulta pública y evaluación de riesgos.

Por lo tanto, el anuncio de Mullisaca es imposible, sumado al inicio de la época de lluvias, a menos que sea un desastre anunciado. La Ley 1333 de Medio Ambiente señala la obligatoriedad de que toda obra actividad o proyecto cuente con licencia ambiental, para lo cual el proceso se inicia con la categorización a través de la presentación de la ficha ambiental.

Debido a la magnitud de la obra, la superficie a ser afectada, las modificaciones de importantes características del ambiente, la localización cercana a áreas protegidas en medio de poblaciones humanas susceptibles de ser afectadas de manera negativa, la cantidad de efluentes emisores y residuos, los riesgos para la salud de la población, la reubicación de poblaciones humanas, la introducción de cambios en las condiciones sociales, culturales y económicas al convertir una población tranquila de actividad turística en un pueblo de paso de camiones, afectando los atributos de Rurrenabaque y San Buenaventura de especial valor histórico y cultural, por todo ello la única categoría posible es la “1”.

Esto es la elaboración de un estudio de evaluación de impacto ambiental analítico integral, detallando cada uno de esos impactos, así como las acciones para evitarlos o minimizarlos junto con el presupuesto asignado para cada uno, así como las responsabilidades. Dicho estudio debe ser presentado en un plazo no mayor a 12 meses a la emisión de la categoría.

Con la ubicación licitada, se requerirá expropiación de áreas para caminos de acceso en Rurrenabaque y en San Buenaventura, lo que, en caso de ser rechazado, requerirá de una ley especial que declare “obra de interés estratégico para el país”, lo cual es poco probable en época preelectoral.

Otro de los dislates del presidente de la abc se refiere a que con la obra no ocurrirán más deslizamientos ni derrumbes de la serranía, pues el puente sería algo así como una obra de contención, “la más adecuada desde el punto de vista técnico”. Construir una carretera implica intervención profunda con el retiro de la capa vegetal, intensos movimientos de tierra, compactación, movilización de maquinaria pesada y tráfico pesado.

En 2014 lluvias extraordinarias en Rurrenabaque provocaron deslizamientos con la pérdida de 10 vidas humanas, entre ellas soldados que ayudaban a las familias afectadas. Los deslizamientos de la serranía ocurren permanentemente debido a que se encuentra sobre una falla geológica que los caminos de acceso al puente pondrán peligrosa y permanentemente en riesgo

Por todo ello, la población de Rurrenabaque señaló reiteradamente la irresponsabilidad del emplazamiento de la obra por el lugar de mayor riesgo, contraponiendo su ubicación por la isla, bordeando Rurrenabaque, sin afectar sus estructuras urbanas orientadas al turismo y precautelando la serranía, que, además, de enmarcar paisajísticamente la puerta de la Amazonia y destino verde que es Rurrenabaque, es fuente de agua de la población.

Por ello, el Comité Impulsor del Puente, la Asociación de Residentes de Rurrenabaque y el Foro Boliviano de Medio Ambiente (Fobomade) de esa ciudad enviaron una nota al ministro de Economía y Finanzas, Luis Arce, previa a la firma del contrato, informándole de sus preocupaciones y de las instancias a las que acudieron, incluyendo el Mecanismo Independiente de Consulta e Investigación (mici) del bid.

Al mismo tiempo, en el ejercicio de los derechos ciudadanos a la información y control social, solicitaron al Ministro información sobre el monto del contrato, la existencia de contratos modificatorios, las justificaciones técnicas, el origen de los recursos y la certificación presupuestaria. La respuesta fue del Viceministro de Presupuesto y Contabilidad Fiscal y remitida a la abc, instancia que negó el acceso a información y violó los acuerdos firmados en presencia del bid para la ubicación de la obra, incumpliendo el compromiso de estudiar la propuesta local basada en las potencialidades y acuerdos territoriales para el desarrollo.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia