La Gaceta Jurídica

Derrota o cuestionamiento

…los mandatarios deberán preguntarse acerca de la percepción que la población tiene sobre ellos en relación a la que tiene acerca de los partidos tradicionales que están vigentes y hasta engarzados en las instituciones estatales.

La Razón (Edición Impresa)

00:47 / 24 de febrero de 2016

No obstante que el gobierno (por lo menos en las primeras  declaraciones sobre los resultados parciales del Referéndum Constitu- cional) se pronunció con prudencia en relación a la ventaja reducida, que, sin embargo, marca la tendencia general para el saldo final, la lectura del proceso tiene diversas aristas, en las cuales el partido en el poder debe poner atención.

La coincidencia estuvo en boca de varios analistas, quienes, con palabras menos o palabras más, señalaron que el producto de la asistencia de la ciudadanía boliviana a las urnas instaladas en el país y en el exterior es una forma de defensa de los principios democráticos, por lo que también la oposición, organizada en varios frentes, muchos de ellos disímiles entre sí, debe tomar en cuenta los mensajes.

Esto quiere decir que una buena porción del universo que votó por el No puede estar en coincidencia con las políticas de gobierno y los procesos de transformación estatal que se ha puesto en práctica, sin embargo, es crítica hacia factores como la permanencia por mucho tiempo en el poder de las mismas personas, también a los manejos a discreción de los recursos naturales y el extractivismo, de hechos de corrupción y la actitud prebendal (a esto se sumó la postura casi amenazante del Vicepresidente al hablar de los datos iniciales del referéndum).

Entre otros factores, esta faceta de objeción al régimen del Movimiento Al Socialismo (mas) puede estar ligada a casos como la admisión de los transgénicos en claro perjuicio a la producción tradicional, variada y orgánica en la agricultura; además del potenciamiento de la industria agrícola con sus dañinos sistemas de monocultivos y procesos químicos de fertilización y control de plagas que dañan el medio ambiente y contribuyen solo a riquezas individuales; del mismo modo, la acometida a los territorios indígenas y parques nacionales protegidos por la Constitución y la ampliación de la frontera agrícola sin bien aprovechar las zonas existentes hacia estas áreas parece ser otro de los componentes que hacen al rechazo cuestionador.

Sin embargo, esto no puede ser comparado con las aspiraciones políticas de quienes aparecen como abanderados del triunfo del No y se presentaron como portavoces en las celebraciones del domingo por la noche. Si bien las superficialidades pueden denotar que el país está harto del gobierno, en esa ocasión no se tuvo que escoger entre candidatos y propuestas administrativas, de este modo no se pudo haber medido la aceptación o preferencia a los partidos opositores, siendo este un ingrediente que mantiene en ventaja al partido de gobierno.

En este sentido, los mandatarios deberán preguntarse acerca de la percepción que la población tiene sobre ellos en relación a la que tiene acerca de los partidos tradicionales que están vigentes y hasta engarzados en las instituciones estatales. Es evidente para cualquiera que, si pudiera medirse el “No crítico” y ser sumado al Sí, habría constancia innegable de que la primacía está aún del lado del mas, agrupación que está obligada a escuchar a la población y a quienes pueden aportar en la dirección del Estado, a quienes tienen propuestas valederas para los intereses nacionales y no los grupales ni sectoriales y se mantienen en posición opuesta a los políticos llamados “de antes”. En resumen, estos últimos no lograron una arrolladora victoria.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia