La Gaceta Jurídica

Estudios sobre la historia del proceso

Para la elección de los reyes dejaron a los profetas, así Saúl se convirtió en rey en el 1025 a. C. Luego llegó el rey David, en el 1019 a. C. A este último lo eligió la gente de Judá y él convirtió a Jerusalén en capital.

Justicia

Justicia FOTO: viajejet.com

La Razón (Edición Impresa) / Andrés Felipe Ruiz Yucuma*

00:00 / 23 de marzo de 2016

(Parte I)

Desde las primeras etapas de la humanidad, la necesidad de administrar justicia ha sido el principal problema a solucionar para mantener la paz y la armonía en una sociedad, por esto, es el eje central para la investigación de los procedimientos.

A partir de las primeras organizaciones sociales (la familia, el clan, la horda y la tribu) debieron de haber existido unos entes reguladores y controladores que mantuvieran la paz de la comunidad.

El ejercicio de este poder siempre fue delegado a personas que ocupaban un rango jerárquico superior y podemos ubicar el origen del proceso con análisis de las últimas organizaciones (las tribus indígenas) que reúnen el requisito indispensable de territorio, por ser la única organización sedentaria entre la clasificación de las primeras organizaciones sociales (1) implicando jurisdicción, competencia y sus propios procedimientos.

Comportamientos característicos del ser humano y de cualquier animal son las ansias de poder territorial y de seguridad del mismo, en la primera etapa de la cultura (el tercer estadio del salvajismo), cuando el hombre se comienza a asentar en determinados lugares y construir viviendas haciéndose sedentarios, llevando implícita la necesidad de protección de bienes patrimoniales y con estos las primeras cosas dignas de protección por el que detente el poder de coerción en las sociedades.

Pero, si lo vemos desde este aspecto, la protección de la vida e integridad física y moral de los humanos sería antiquísima situando procedimientos de protección desde el primer estadio del salvajismo donde, aún nómadas, los humanos se refugiaban en árboles para protegerse de la lluvia, esto viene de entre el millón de años a los novecientos mil antes del homo sapiens.

Este no es el caso; como ya dijimos, el territorio, piedra angular del proceso, no puede ser desconocido; entonces, digamos que el origen del proceso, estrictamente hablando, fue en el tercer estadio.

El progreso trascendente en las etapas de barbarie y, por último, la civilización (las herramientas y cosas o, en general, bienes) solo ha contribuido a hacer más amplio el campo de objetos a proteger por la administración de justicia.

Como producto de todo ese movimiento fenoménico del origen de la civilización humana, solo queda lamentar que el lenguaje escrito apenas aparece hace treinta siglos, hecho que, viéndolo desde la perspectiva positivista de normas o reglas de procedimiento de administración, alcanza ese periplo de tiempo. Con esto, en otras palabras, nos referimos al proceso escrito.

Pero, como el derecho comienza con la civilización, el análisis de los procedimientos debe ser hecho desde la cuna de la civilización y del Estado, en sus primeras manifestaciones, por ejemplo, Egipto, que tuvo un sistema que no es muy semejante al contemporáneo, aunque ambos coincidan en algunos aspectos y principios.

Los egipcios

Esta primera nación se desarrolló hacia el año 5000 a. C.; pero del 5000 al 3000, periodo en que vivieron de forma civilizada no se conoce nada escrito. Además, estaba aislada de otras civilizaciones por sus condiciones geográficas, al norte con el mediterráneo, al este con un desierto en forma de valle difícil de atravesar por su tamaño, al sur con la primera catarata del rio Nilo.

El poder individualizado en el gobernante por su condición de dios lo ponía como supremo líder encargado de ser el administrador de justicia principal, con capacidad de delegar la jurisdicción en los monjes que estaban al servicio del poder divino.

Este territorio se dividió en dos grupos de poblaciones, unas situadas en el norte de su territorio y otras al sur, que recién el año 3100 se unificaron bajo el poder del primer rey (Menes), según el historiador Maneton, al conformarse un estado monárquico.

Se este modo se dan los presupuestos para que se haya conformado un mecanismo de solución de conflictos fundado en una teocracia; por supuesto, había varios dioses como Ra, de los muertos, y Osiris, de la agricultura (2).

El estado chino

La historia china cuenta con 20 dinastías 13 reinos y cinco emperadores, se inicia en la era antigua con los tres augustos y los cinco emperadores para pasar a la dinastía Xia, alrededor del año 2100 a. C.

Aunque no hay pruebas que indiquen que existió esta dinastía, en este punto comenzamos nuestra exposición.

En esta dinastía, que tomamos con la mayor cautela posible por dificultad de comprobar su existencia, se dice que existieron 17 soberanos y se extendió hasta el 1600 a. C. Al tomar las mejores tierras de china situadas en lo que hoy se conoce como el sur de Shanxi y el este de Henan, la fundación de la primera dinasta es atribuida al emperador amarillo Da Yu (Huang Dy).

Para ello, contó con la ayuda de varias tribus que se asentaron allí convirtiéndose en una sociedad esclavista y admitiendo la propiedad privada.

La segunda dinastía, la denominada Shang, se dice que se extendió desde el 1600 hasta el 1100 a. C. En el estudio de ella fue descubierta la forma de escritura más antigua de china, realizada en los huesos oraculares, que, al parecer, eran parte de rituales de predicción del futuro.

Se considera que esta dinastía fue un reino altamente desarrollado, ubicado en la región de la actual ciudad de Anyang, y fue establecida con una forma de gobierno aristocrática y subordinada a un rey, donde podemos encontrar la facultad de administración de justicia y la competencia en sus delegados.

Alrededor de esta civilización había otros pueblos, uno de ellos llamado los Zhou, que en el 1045 tomó el poder originando una nueva dinastía que se extendió hasta el 256 a. C. A partir de este año comienza la etapa imperial (3).

En la época imperial había varios estados denominados “guerreros”, pero uno se destacaba entre ellos, el de los “Chin”, quienes se encargaron de unificar la división.

Su territorio estaba facultado con caminos que los comunicaban con toda Asia y sus avances en el manejo del hierro se destacaron para el arte de la guerra. Sus avances en arquitectura y construcción se remontan al emperador Li Bing, quien facilitó la construcción de un dique que permitiera la entrada del agua de un río obstaculizando sus riberas por entre un par de montañas, que era difícil modificar porque aún no habían inventado la pólvora.

En el 247 a. C. subió al poder un niño llamado Ying Zheng. A sus 13 años tenía el infortunio de que varios conspiradores y su propia madre lo querían muerto para tomar el trono, pero, a sus 22 años, al darse cuenta de esto desterró a su madre y mató a sus otros hijos y a su amante.

Este emperador tomó el territorio en 238 a. C. los Chin entraron en guerra en el 238 a.C. con el reino de los Chu, lucharon por 15 años hasta que ganaron y tomaron la totalidad del territorio pretendido.

Luego, Ying Zheng se cambio el nombre y fue reconocido como Shi Huangdi. Él fue el iniciador de la gran muralla china.

En esos tiempos el poder lo detentaba él y, por medio de sus delegados, impartía justicia, pero esta era de carácter militar, dejándole el poder de juzgamiento y con estrictas órdenes de poner a trabajar a la población; la gran muralla se tomó la vida de cientos de trabajadores.

En sus últimos días ya conspiraban nuevamente contra él. El pueblo creía que esta muralla no valía el gasto que soportaba y, por esto, hubo tres intentos de asesinarlo. En castigo para quienes hablaban contra el régimen despótico era la muerte (4).

Los babilonios

Esta civilización se encontraba en medio de los ríos Tigris y Éufrates, en una región denominada Sumer, en la antigua Mesopotamia. Estas ricas tierras se prestaban mucho para la agronomía y eran muy apetecidas por las civilizaciones vecinas como fuente de alimentos, entre las ciudades más importantes estaban la de Ur, Accad, Erec y Ninive.

De los documentos más reconocidos de leyes de esta civilización podemos citar el Código de Hamurabi, de 1800 a.C. Hamurabi fue el fundador de babilonia y en el código había reglas políticas y militares que se caracterizaban por tener penas muy severas; las materias que contenía en 388 artículos versaban sobre lo penal, la organización judicial, los bienes, contratos, matrimonios y sucesiones.

Los encargados de explotar la tierra eran los intendentes que posteriormente entraron a administrar justicia, otra característica esencial era que fue la primera civilización en apartar a los clérigos de los gobernantes.

A los primeros se les confió el poder de los sitios de culto y, en un comienzo, administraron justicia, pero luego se les quito esta facultad, pues Hamurabi fue el encargado de delegar la jurisdicción en los jueces civiles.

Esta cultura es rica en conocimiento jurídico, esto se constató  cuando se descifró este código en 1902. Este gobernante se destacó por sus batallas y su pericia militar. En nuestros tiempos este lugar es llamado Bagdad (5).

Los hebreos

En los años 3000 a. C. el territorio de Palestina fue invadido por diferentes naciones como la egipcia y la semita. Con la migración de Abraham, oriundo de Ur, y su familia a Canaán se marcó el principio del pueblo hebreo.

Los hicsos invadieron Palestina causando la migración legendaria descrita en la Biblia, esto ocurrió hacia el año 1650 a.C.

En este transcurso de tiempo no podemos analizar el procedimiento, ya que los hebreos se sometieron al de otras civilizaciones. La Biblia describe en el Pentateuco las vidas de los ancianos, en el Génesis la estadía en Egipto, en el Éxodo la vuelta a palestina y las reglas jurídicas en el Levítico Deuteronomio y Números.

Por ser una cultura monoteísta, la jurisdicción se delegó a los monjes en los que se veía la representación de Dios y sus textos de leyes eran los impuestos por Dios en los diez mandamientos.

Su organización federalista, constituida por las tribus surgidas de los 12 hijos de Jacob, posteriormente constituyó un régimen monárquico, que se conocería en últimas etapas como Israel.

A los jefes temporales se les llamó jueces, que también tenían poder militar. Estos se encargaban de administrar justicia, el procedimiento era eminente- mente oral y algunas veces, en los casos graves, podían ser un tribunal plural llamado la asamblea de Dios.

Para la elección de los reyes dejaron a los profetas, así Saúl se convirtió en rey en el 1025 a. C. Luego llegó el rey David, en el 1019 a. C. A este último lo eligió la gente de Judá y él convirtió a Jerusalén en capital.

Luego estuvo su hijo Salomón, en el 970 a. C., quien descentralizó la administración política y, con su muerte, se hundió el imperio cayendo definitivamente en el año 721, cuando Sargón se apoderó de Samaria e Israel (6).

El proceso griego

Al alcanzar el mayor grado de cultura se empieza a forjar lo que serían las bases del procedimiento moderno, cuando comienza a darse importancia al pensamiento razonable, darle valor a la integridad humana, la valoración preponderante del conocimiento mediante el logos y la forma de gobierno democrática explicada en palabras de Jenofonte, con la subordinación de intereses de los ricos y la nobleza hacia el interés del pueblo.

Desde este punto de la historia es que podemos asemejar los procedimientos con la época contemporánea, de aquí que comiencen a evidenciarse los principios del proceso aún no hechos dogmas por la ciencia.

La publicidad del proceso sería uno de los caracteres más importantes para la realización de la justicia, en esta época solo se distinguían las materias penal y civil sobre las cuales versaban los diferentes tribunales encargados de tan importante labor, podemos afirmar que en un comienzo fueron órganos colegiados, o sea que el número de encargados de administrar justicia era plural.

1. El tribunal de helios que se reunía en una gran plaza y del que eran miembros todas las personas respetables del antiguo Estado y versaban sobre controversias en materias civil y penal conformado por un numero de 6.000 miembros.

2. La asamblea del pueblo fue el segundo tribunal encargado de juzgar las controversias sobre la corrupción de los políticos y asuntos penales.

3. El areópago, conformado por 50 miembros este tribunal, trabajaba en la noche y versaba solo sobre materia penal.

4. El epheas, se caracterizó por su proceso oral y eminentemente abierto al público (al parecer, la función de prevención general del derecho penal es un reflejo de esta cultura), estaba conformado por 51 personas; aquí aparece también el individuo encargado de imputar la conducta reprobada o, en otras palabras, el primer acusador,

5. El Phirintaneo, este tribunal versaba en materia civil y estaba conformado por 500 miembros, en este se empezó a ver el sistema dispositivo (7).

El proceso romano Rómulo y romeo personajes mitológicos son los fundadores de Roma, se dice que fueron criados por una loba llamada Luperca, pero lo que en realidad se sabe es que el inicio de la ciudad fue el establecimiento de varias tribus latinas en el área de las siete colinas que formaros sus aldeas, las que, posteriormente, se unieron.

Su verdadero fundador fue Lucio Tarquinio Prisco o, mejor dicho, quien organizó la infraestructura.

La importancia del proceso romano para nuestro estudio consiste en que esta época antigua se asemeja mucho al proceso contemporáneo y en ella se sientan algunos dogmas o principios que aún rigen en los procesos.

Las acciones comienzan a ser objeto de estudio y algunos juristas como Savigny tomaron la acción romana como un derecho sustantivo incurriendo en el error, ya superado por la teoría, de las acciones como autónomas.

Para comenzar seguiremos los lineamientos del maestro Jaime Azula Camacho en su exposición del tema.

En la etapa de la monarquía los tribunales de administración de justicia eran colegiados y, al igual que en el caso de los griegos, hubo una buena distinción entre procesos públicos y privados, como legado histórico dejaron la Ley de las XII Tablas.

Algunos decían que eran de bronce y que eran exhibidas en la plaza principal y que, al parecer, nunca fueron encontradas. Estas normas son objeto de estudio tanto de procesalistas como de civilistas y, por lógica, de los historiadores.

En la etapa monárquica la jurisdicción era ejercitada por el rey con el Senado para los asuntos públicos. Posteriormente, al pasar a la etapa republicana se concedió la jurisdicción a los cónsules que entraron a remplazar al rey.

Al parecer, fue frecuente la delegación de administración de justicia hasta la formación de órganos de manera permanente, la jurisdicción en el derecho penal fue concedida a la centuria por la ley denominada Valeriae, después esta facultad pública de administrar justicia fue otorgada al jurado, que, posteriormente, abriría paso de la función al Senado; estuvo conformado por entre 32 y 75 miembros y con el quaestor como director.

La materia civil también tuvo su progreso en etapas, primero en la monarquía la delegación de jurisdicción se hizo en el duunviros, en la época de la república fue delegada al pretor y en la época imperial a las prefecturas imperiales.

Continuará

Notas

1. Para más información, esta clasificación la hace el jurista, antropólogo y etnólogo Lewis H. Morgan en su libro The Ancient Society, 1881, en la que maestros como Vladimiro Narango Mesa y G.F. Engels hacen referencia al exponer las primeras organizaciones sociales.

2. Vladimiro Naranjo Mesa, Orígenes del Estado, Teoría constitucional e instituciones políticas, editorial Temis, pág. 160.

3. Wikipedia, Dinastías Xia, Shang y Zhou, historia de china.

4. El Imperio Chino, documental, history cannel.

5. Vladimiro Naranjo Mesa, Orígenes del Estado, el Imperio Babilónico, teoría constitucional e instituciones políticas, undécima edición, pág. 163.

6. Vladimiro Naranjo Mesa, Orígenes del Estado, organización política de los hebreos, teoría constitucional e instituciones políticas, undécima edición, pág. 164.

7. Jaime Azula Camacho, historia del proceso, proceso Griego, Manual de Derecho Procesal, tomo I, decima edición, pág. 89.

*    Es abogado y politólogo de la Universidad Libre de Colombia.

Tomado de: taringa.net

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia