La Gaceta Jurídica

Evento discursivo o de soluciones concretas

Durante dos días en Sucre, martes y miércoles de esta semana, la primera Cumbre Nacional de Justicia reunió a más de 400 delegados de organizaciones e instituciones del país para que analicen cuatro ejes temáticos que se repartieron en siete mesas de trabajo. En las conclusiones todavía se percibe críticas a la administración de justicia y la falta de presupuesto para encarar los cambios.

Autoridades judiciales, representantes de colegios de abogados  y delegados sociales concurrieron  al evento.

Autoridades judiciales, representantes de colegios de abogados y delegados sociales concurrieron al evento. Foto: AFKA

La Gaceta Jurídica / Raúl Morales Romero

00:00 / 26 de julio de 2013

En la inauguración del evento, la ministra de Justicia, Cecilia Ayllón, señaló que inmediatamente se debe mostrar señales claras que permitan ver de manera objetiva que el sistema judicial en Bolivia está cambiando, ya que existe la normativa necesaria para acelerar este proceso y que la población exige resultados.

“Ya hemos llegado al límite de seguir lamentándonos porque la justicia está mal, tenemos que empezar de una vez a mostrar señales claras que nos permitan ver de manera objetiva que la justicia sí está cambiando. Ya no hay ningún tipo de disculpa, las leyes están dadas, se las están haciendo, entonces éstas tienen que ser aplicadas”, subrayó.

Por otra parte, Gonzalo Hurtado, presidente del Tribunal Supremo de Justicia, en el encuentro remarcó que el Órgano Judicial requiere mayor presupuesto para atender la demanda poblacional, de ese modo socializar los aspectos referidos a las obligaciones y derechos de la población.

En ese sentido, los miembros de la Mesa 3 de Gestión de la Justicia Plural habilitada en la cumbre describieron el presupuesto como ínfimo y que las mejoras en la justicia requieren de más recursos. De esta forma, se demandó que las asignaciones al Órgano Judicial suban del 0,15 al 3 por ciento del Presupuesto General del Estado (pge), lo que significa alrededor de 5.160 millones de bolivianos.

Entre otras conclusiones, Hurtado se refirió al cambio del sistema judicial, al que calificó de “diferente, (y que está) de acuerdo con lo que establece la Constitución Política del Estado; es un sistema que no permite que el hacinamiento llegue al 80 por ciento; es un sistema accesible, participativo y transparente”.

Por su parte, la presidenta del Consejo de la Magistratura, Cristina Mamani, advirtió que para mejorar la justicia se requiere corresponsabilidad y compromiso de los órganos Judicial y Legislativo con las nuevas normas y mejora del presupuesto por parte del Ejecutivo.

Consideraciones

Sobre el encuentro, el senador René Martínez del Movimiento Al Socialismo (mas), exteriorizó que las cumbres de justicia como la que se desarrolló en la Capital del Estado no pueden ser eventos meramente discursivos, sino mecanismos que generen mayor celeridad en la justicia.

“Si bien la forma de nominar autoridades del nivel jerárquico de la estructura judicial muestra un salto cualitativo en el país, la justicia no habría superado los males endémicos que tiene sobre transparencia, celeridad y acceso, quedando estos procesos sin avances”, dijo Martínez.

Agregó que estos eventos no pueden llegar a las conclusiones conocidas haciendo tareas ya establecidas en nuestra economía jurídica, tanto el  Órgano Judicial y la Constitución Política del Estado (cpe) deben promover un salto cualitativo.

“No podemos ir de seminario en seminario repitiendo los males que todos conocemos sobre la justicia, sino concentrarnos en cómo le damos mayor celeridad, transparencia, no subordinación a intereses económicos o políticos y generar los cimientos básicos hasta donde la población boliviana sienta que hay una verdadera justicia, caso contrario estamos generando gastos de convocatoria sin tener efectividad”.

En los inicios de cada año judicial, las autoridades muestran negros nubarrones relacionados a los males de la justicia, sin embargo, tendrían que concentrarse en mejorar aquellos mecanismos de rapidez y agilidad que permitan una pronta justicia para los bolivianos, remarcó.

Actualmente, a la justicia le falta hacer conciencia de la economía jurídica, aplicar todo el ámbito de atribuciones vigentes y la voluntad institucional –en apego de la norma– para avanzar de manera diferenciada con otras instituciones, agregó el senador oficialista.

Tarea pendiente

Por otra parte, la diputada Rebeca Delgado (mas) aclaró que la transformación de la justicia es una tarea pendiente dentro del actual Proceso de Cambio, mirando el tema de manera reflexiva frente a un diagnóstico negativo sobre el actual accionar del sistema de justicia.

Lamentablemente –aseveró–, cada día aparecen nuevas denuncias sobre actos de corrupción en contra de autoridades del Ministerio Público (fiscales) y jueces por la retardación de justicia, demandando la ciudadanía mayor disciplina en estas dos instituciones, mientras las autoridades judiciales no actúan de manera inmediata.

Para mejorar la justicia en el país, corresponde al Consejo de la Magistratura crear una nueva estructura y modificar algunas leyes promulgadas que dificultan la aplicación del nuevo sistema de justicia, indicó.

“En este argumento, (hay) la inconstitucionalidad de la Ley Marcelo Quiroga Santa Cruz por el tema de la disposición contenida en la medida de rebeldía. Nadie podrá ser sancionado oído y juzgado, sin embargo, esta cláusula sigue vigente en esta norma, sin que el Tribunal Constitucional haya determinado y corregido su inconstitucionalidad”, corroboró Delgado.  

“Hay leyes que están mal planteadas y que tendrán que ser revisadas de nuevo, pero, lamentablemente, la cúpula no quiere darse cuenta que muchas de estas disposiciones atropellan muchos derechos constitucionales e internacionales”, dijo

Por otro lado, la asambleíta Delgado expresó que tener un fiscal cruceño en la cárcel de Palmasola por corrupción demuestra un hecho gravísimo, porque obliga a pensar que estamos andando mal. En este sentido, correspondería explicar con hechos concretos qué leyes están dificultando y quiénes están interfiriendo en el cambio en la justicia.

El cambio en el sistema de justicia tiene que estar acompañado por reformas legales, en la estructura y fortalecer la ética profesional de los funcionarios que ejercen el sistema de justicia. Mientras no exista idoneidad y honestidad en el ejercicio del cargo, seguiremos igual, insistió.

Otras POSTURAS

Acerca del tema de la justicia, el máximo dirigente de la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia, Damián Condori, le dijo a La Razón que “hasta ahora la justicia no ha mejorado, por más que hemos elegido por voto popular a los magistrados. Como dirigente creo que no ha mejorado, está igual (que antes)”, indicó.

En su evaluación, el presidente de la Asociación de Magistrados de Bolivia, César Suárez, aseguró que “la Justicia en el país es pésima y se ha elaborado sólo para élites, (porque) no hay acceso para pobres, dura años y se ha elaborado la ley penal para que gente pobre vaya a la cárcel”.

Suárez señaló que la mayor responsabilidad recae en el Órgano Legislativo, instancia que debe cambiar las reglas del juego y debe proyectar las directrices establecidas en la Constitución Política del Estado para mejorar la administración de la Justicia.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia