La Gaceta Jurídica

Implicaciones y recomendaciones

Política responsable

00:00 / 15 de mayo de 2015

La puesta en producción de nuevas tierras para multiplicar, al menos, por cuatro la actual superficie cultivada en apenas 10 años, es una de las metas más ambiciosas que el Estado boliviano se ha planteado en las últimas décadas. 

Es parte de la Agenda Patriótica 2025 en, por lo menos, cuatro de los trece pilares: soberanía productiva sin la dictadura del mercado capitalista, soberanía sobre los recursos naturales, soberanía alimentaria a través de saber alimentarse para Vivir Bien y soberanía ambiental con desarrollo integral y respeto a los derechos de la Madre Tierra.

Una primera recomendación es situar y dimensionar esta temática según este marco de referencia. Para avanzar hacia una política responsable de ampliación de la frontera agrícola, las futuras discusiones deberían tomar en cuenta las siguientes sugerencias o recomendaciones.

-Identificar con rigurosidad la ubicación, el potencial productivo y los derechos de propiedad de las tierras que serán puestas bajo producción. Este tema es central y debiera constituir el punto de partida para los programas pro- ductivos que se planea ejecutar en los próximos diez años.

-Establecer, desde el inicio, las prioridades de producción agrícola en las nuevas zonas para evitar que las nuevas tierras estén solo o mayormente destinadas para la producción transgénica de más materia prima agrícola para exportación. Este punto también es pieza clave para conectar y establecer relaciones explícitas entre frontera agrícola y seguridad con soberanía alimentaria.

-Abrir un diálogo plural y de análisis crítico sobre quién se beneficiará con las nuevas tierras y con la renta agraria que genere su usufrutuo. El debate debería girar en torno a las demandas de los movimientos campesinos, por ejemplo, sobre el “derecho a tener derechos sobre los alimentos” (1).

-Discutir e identificar con mayor claridad el papel que los campesinos parcelarios y los pueblos indígenas de las Tierras Comunitarias de Origen (tco) tendrán en la agenda de seguridad y soberanía alimentaria y, específicamente, en los planes de expansión de la frontera agrícola.

Esto último implica evaluar la situación de los “campesinos a medio tiempo”, quienes se encuentran en desventaja, sin posibilidades de trabajar plenamente sus pequeñas parcelas minifundiarias y sin posibilidades de in- tegrarse de forma plena a otros sectores de la economía.

Nota

1. La frase pertenece a Raj Patel (2009), “What does food sovereignty look like?”

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia