La Gaceta Jurídica

Sistema Penal Boliviano

…se deberá evitar sobremanera las contradicciones normativas, asimismo tipificar de manera adecuada los casos que se tiene como referencia y otros nuevos como los de tipo informático…

Editorial

00:00 / 18 de marzo de 2014

Con el trabajo de representantes de los órganos Ejecutivo, Legislativo y Judicial, hasta agosto de este año se prevé que se tendrá listo un proyecto de reforma al sistema penal nacional, lo que deberá representar un cambio profundo en este ámbito de la administración de justicia, la cual permanece bajo serias críticas por desaciertos de diverso nivel, en especial en lo que concierne a la retardación y la corrupción de algunos servidores.

Los cambios en el sistema penal boliviano apuntan fundamentalmente a que se aliviane el trabajo de los fiscales, para lo cual se clasificará tres grupos concretos de casos para que no todos pasen por las manos del Ministerio Público y que existan otras formas de procedimiento para que se administre justicia. Los grupos  corresponden a las categorías de “crímenes”, “delitos” y “faltas y contravenciones”.

Como un adelanto de la clasificación, en el primer caso se cuenta las llamadas conductas antijurídicas de mayor gravedad, como son terrorismo, asesinato, homicidio, violación, narcotráfico, atraco, asociación delictuosa y otros, que serán atendidos de manera inevitable por los fiscales. En el segundo tipo se planifica que no sea necesaria la intervención del Ministerio Público ni de todo el aparato de investigación que movilizan estos funcionarios, de este modo, la resolución de los casos se efectuará a instancia de partes directamente ante un juez en lo penal. Este procedimiento será similar a las acciones privadas, pues las partes podrán acudir y hacer valer sus derechos sobre una causa en un juzgado y se aplicará en casos de estafa, estelionato, falsedad material e ideológica, además de hechos de orden público como falsificación de moneda y apología del delito.

En la última división se abarcará otro grupo de tipificaciones que no necesitará la atención de un fiscal, para esto el Ministerio de Justicia elabora un proyecto de ley que identificará faltas y contravenciones que deberán ser atendidas con un procedimiento “sencillo, rápido y expedito”. En este conjunto de modificaciones se prevé englobar tres normativas en una sola bajo el denominativo de Código del Sistema Penal Boliviano, éstas son el Código Penal, el Código Procesal Penal y la Ley de Ejecución de Penas.

Además de disminuir la carga de casos que atienden los fiscales para que, a su vez, se reduzca la retardación de justicia que aflige en nuestras penitenciarias, este compendio de legislación aplicará el carácter de una justicia preventiva y restaurativa, que, además, “reinserte” adecuadamente a la vida social a las personas que han cometido delitos. Esto último será posible con la aplicación de la parte que corresponde a la ejecución de penas, para lo cual también se prevé mejoras sustanciales en la administración de cárceles y su funcionamiento.

Como se perfila, el trabajo es ambicioso en un momento de considerable crisis del sistema judicial, por ello deberá ser encarado de manera exhaustiva por quienes tomen en sus manos esta responsabilidad a nombre de tres de los cuatro poderes del Estado. En lo que se planifica, lo anteriormente expuesto irá a compartir procedimientos con formas que se mantendrán del actual sistema penal, por ejemplo, los procesos inmediatos y abreviados, entre otros, por lo que se deberá evitar sobremanera las contradicciones normativas, asimismo tipificar de manera adecuada los casos que se tiene como referencia y otros nuevos como los de tipo informático, que aún permanecen en discusión para su categorización, entre otros.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia