La Gaceta Jurídica

Del derecho a la información al Derecho de la información

El Señor Justicia

La Gaceta Jurídica / Carlos Conde Calle

00:00 / 02 de marzo de 2012

Amable lector, atendiendo la cordial invitación de la dirección de La Gaceta Jurídica, después de 19 años de experiencia en medios de comunicación social vuelvo a escribir.

En el pasado inmediato había escrito sobre temas educativos; ahora me ocuparé de contribuir con mis conocimientos en un área de la comunicación, como es DERECHO DE LA INFORMACIÓN.

Me motivan a escribir sobre la información, pero desde el ángulo legal, porque el sistema político y los profesionales del gremio provocan un debate del que no querríamos estar ausentes. Reguladores y autorreguladores, con seguridad,  seguiremos debatiendo, todos tienen buenos argumentos.

Los medios de comunicación social –prensa plana, radio y televisión– tienen como objeto de trabajo la información o noticia. El periodista debe advertir que su trabajo se desarrolla en un marco jurídico y ético, que a veces ignora.

En la sociedad de la información el ciudadano es informado y desinformado. Todo esto se desarrolla (y no puede ser de otro modo) en un marco de libertad. La libertad de expresión –que supone libertad de prensa, como subespecie– no puede materializarse en regímenes totalitarios. Solo la DEMOCRACIA reconoce la libertad de expresión; solo la DEMOCRACIA puede ser (o es) PLURALISTA.

Delimitación conceptual

Existen varios estudios (Carlos Camacho, Andrés Gómez Vela, Juan Cristóbal Soruco y otros), donde –no sabemos con qué motivos– eluden la designación de su producción intelectual, ignoran el nombre. Algunos nos hablan sobre DERECHO A LA INFORMACIÓN, como Juan Armagnagve.

Cuando se apela a la conjunción “A” se expresa un derecho que corresponde a los sujetos activos y pasivos de los titulares de este Derecho. En tanto que, como señala Luis Escobar de La Serna (autor español), nos dice que no corresponde al nombre de LEGISLACIÓN; el nombre adecuado de esa ciencia es DERECHO DE LA INFORMACIÓN, esto es el uso de la preposición “de”.

En consecuencia, el DERECHO DE LA INFORMACIÓN es una rama del DERECHO PÚBLICO, cuyo objeto de estudio es la INFORMACIÓN (en todas sus facetas), que, metódicamente, nos propone penetrar la profundidad del ordenamiento jurídico que la regula.

Aquí tenemos los sujetos, los periodistas, quienes buscan y difunden la información y como titulares de este derecho reciben la información. Un tercer actor, no muy querido por los particulares, es el Estado. No conozco estructura social que pueda dotarse de leyes. No. Las leyes salen del órgano donde radica la soberanía, EL PARLAMENTO.

El DERECHO DE LA INFORMACIÓN es, pues, regulador de las libertades. La Libertad es un valor importantísimo en una democracia. No obstante, la LIBERTAD también supone RESPONSABILIDAD, esto es que la libertad tiene límites, esos límites son legales y éticos.

Características del derecho a la información

Con el propósito de encontrar el objeto de esta novísima ciencia, apoyados en Miguel Ángel Ekmekdjian, podemos sostener que la INFORMACIÓN es un Derecho de carácter universal. Por eso, se nutre de los DERECHOS HUMANOS, es un derecho humano fundamental desde la DECLARACIÓN UNIVERSAL DE LOS DERECHOS HUMANOS de 1958 hasta el Pacto de San José de Costa Rica (1969).

El Derecho de la Información tiene sustento constitucional en la medida en que vivimos en democracia. En el caso boliviano rigen los artículos 106 y 107 de la Nueva constitución Política del Estado (ncpe).

Visto desde los consumidores de la información, es una facultad-derecho que tienen todos los ciudadanos por ser los titulares de este derecho. El periodista, como sujeto emisor, se debe a su comunidad; pero su tarea debe realizarla en un mundo de leyes; vg., Código del Niño, Niña y Adolescente, artículo 10, o el artículo 6 del Código de Procedimiento Penal. Por supuesto que su tarea debe encuadrarse en normas morales, tratadas por la ciencia ética.

A propósito de la libertad de pensamiento

Una exposición interesante la encontramos en Gregorio Badeni. En su Tratado de la libertad de expresión, el autor sostiene que la libertad de pensar es el género, la capacidad de pensar que tiene todo ciudadano, de cavilar en su fuero interno y emitir todo esto al mundo exterior; es pues una actividad intelectual.

La LIBERTAD DE EXPRESIÓN es una subespecie de la libertad de pensamiento, que, al margen de traducir ideas verbalmente o por escrito, son también acciones, actitudes positivas o negativas; esto es hacer o no hacer en una sociedad democrática; vg., una huelga es parte de la libertad de expresión.

La libertad de PRENSA tiene relación con la actividad profesional que, en el marco de la libertad de expresión, desarrolla el comunicador social. Es la facultad que tiene de buscar, recibir y difundir la información.

Cada uno de los sujetos de la información –emisor o receptor– tiene derechos y deberes. Esto puede no gustar, pero se desarrolla en un campo jurídico. El trabajo periodístico debe desarrollarse en libertad, pero debe ser responsable en su desempeño profesional.

Desde esta columna reflexionaremos sobre esta ciencia, el DERECHO DE LA INFORMACIÓN. Finalmente, nos involucraremos en una discusión profunda sobre la Ley de Imprenta y leyes especiales y generales vinculadas con el Derecho de la Información.

Espere…

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
20 21 22 23 24 25 26
27 28

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia