La Gaceta Jurídica

Las leyes de la cumbre

…la determinación de seguir procesando más y más leyes deja otras sensaciones en el plano jurídico, de esta forma, las leyes que se persiguen parecen querer enmarañar las disposiciones de la Constitución.

La Gaceta Jurídica

00:53 / 20 de diciembre de 2011

En términos generales, la llamada “cumbre social” o “cumbre plurinacional”, realizada en su primera etapa en Cochabamba con sectores relacionados con el partido gubernamental, el ámbito empresarial y productivo, tuvo como resultado principal la determinación de desarrollar una batería de unas 50 leyes para áreas determinadas del ámbito nacional. Si bien el encuentro no tuvo gran trascendencia debido a que no incluyó representantes de varios sectores sociales (algunos por su negativa de asistir a consecuencia de las connotaciones partidarias evidentes y otros porque fueron invitados en condiciones de desventaja) debe ser tomado en cuenta porque sus determinaciones podrán hacer uso de su brazo político en la Asamblea Legislativa Plurinacional (alp).

De este modo, hay que considerar que las áreas visibilizadas para la aprobación de leyes por los delegados en la cumbre tienen relación con el sector productivo y de desarrollo nacional, intención valorable dada la necesidad de potenciar los sectores productivos, la integración y el transporte en el territorio boliviano. Sin embargo, la determinación de seguir procesando más y más leyes deja otras sensaciones en el plano jurídico, de esta forma, las leyes que se persiguen parecen querer enmarañar las disposiciones de la Constitución Política del Estado (cpe), no otra cosa demostraron las intenciones de la exploración hidrocarburífera sin consulta adecuada, los planes para construir una carretera a través del Tipnis o los proyectos para la construcción de represas hidroeléctricas en ríos de gran diversidad y de flujo genético y reproductivo de especies.

Lo que aquí se plantea es que la Constitución de 2009 está construida basada en el respeto a los derechos humanos, personales y colectivos de los pueblos indígenas y los sectores que conforman la sociedad, además que esta ley fundamental del Estado Plurinacional plantea el potenciamiento económico de los sectores productivos, en especial de los no tradicionales, pero siempre bajo el respeto a las tierras, las decisiones y la cultura de nuestros pueblos, además de lo que el partido de gobierno considera lo más importante: la Madre Tierra.

En este panorama, es primordial verificar si la exigencia de nuevas leyes es superior a la necesidad de generar políticas serias para que estos sectores tengan apoyo y posibilidades de desarrollo, o garantizar que las leyes estarán destinadas específicamente a la creación de estas políticas más allá de buscar perforar el texto constitucional. En otras palabras, la cpe señala preferencias para los sectores de pequeña y micro empresa, pero hasta ahora no se han generado los mecanismos adecuados; al mismo tiempo, señala la salvaguarda de las áreas “protegidas”, pero estas corren serios riesgos con políticas desarrollistas anacrónicas que no buscan alternativas; entre otros aspectos, también se habla de la consulta previa a los pueblos indígenas, pero se aprovecha de rendijas para cambiar los alcances de esta determinación.

En fin, las demandas y necesidades de desarrollo requieren de verdaderas políticas que las hagan viables, posibles, útiles y adecuadas para nuestra realidad, territorio y medio ambiente, sin que signifiquen daños, divisiones o caprichos. La Constitución marca las líneas trazadas en un discurso, por eso, que no sea vulnerada con la demagogia, las argucias y la ficción.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia