La Gaceta Jurídica

Un proceso en construcción

Normativas y acciones

La Gaceta Jurídica

00:00 / 20 de septiembre de 2013

Interrogada acerca de las regiones más resistentes a aceptar el Protocolo Latinoamericano de Investigación de las Muertes Violentas de Mujeres por Razones de Género, Moni Pizani, directora de onu Mujeres para las Américas y el Caribe, prefirió una mirada en positivo del proceso que data de hace pocos años y abogó por elogiar a los países que ya tienen tipificado el femicidio.

“Es como una ola que despierta la atención en otros países y, seguramente, genera acciones que se multiplicarán”, comentó.

Desde 2007, varias naciones de América Latina han desarrollado un proceso de tipificación de las muertes violentas de mujeres por razones de género, bajo la denominación de femicidios o feminicidios, según los países.

El Salvador, Guatemala, Colombia, Nicaragua y Bolivia han creado leyes especiales de prevención, atención y sanción de la violencia contra las mujeres, en tanto Costa Rica, Chile, Perú, Argentina, Honduras y México han reformado las normas penales nacionales existentes.

Sobre la investigación de muertes violentas

El Modelo Protocolo Latinoamericano de Investigación de las Muertes Violentas de Mujeres por razones de género femicidio es parte de las acciones de la campaña “UNETE para poner fin a la violencia contra las mujeres” del Secretario General de las Naciones Unidas, Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos  (acnudh) y onu Mujeres, que en junio de 2012 organizaron la primera reunión de expertos y expertas para iniciar el trabajo de redacción. Poner fin a la impunidad por la violencia contra las mujeres es una de las metas que se propone Naciones Unidas. El estudio del Secretario General de la onu “Poner fin a la violencia contra la mujer”, de 2006, se refirió así al efecto que tiene la impunidad sobre la vida de las mujeres: “La impunidad por la violencia contra la mujer agrava los efectos de dicha violencia como mecanismo de control de los hombres sobre las mujeres”.

El estudio también hace referencia al papel del Estado cuando no responsabiliza a los autores de actos de violencia y sostiene que “la impunidad no sólo alienta nuevos abusos, sino que también transmite el mensaje de que la violencia masculina contra la mujer es aceptable o normal”.Para terminar con la impunidad y prevenir los femicidios:

1. Los países necesitan marcos jurídicos exhaustivos que creen un entorno para que las mujeres y las niñas vivan libres de violencia y que tipifiquen al femicidio como un delito específico.

2. Es fundamental la intervención temprana por parte de la ley y de otras agencias de apoyo.

3. Las supervivientes y sus familias deben tener acceso a servicios completos que les garanticen el acceso a la policía y al sistema de justicia, a refugios, asistencia jurídica, servicios de salud, asesoría psicosocial, líneas de atención las 24 horas y al apoyo a largo plazo.

4. Fomentar cambios en las actitudes y comportamientos que consienten o que perpetúan la violencia, con el fin de prevenir la violencia antes de que se dé.

5. Los gobiernos tienen que comprometerse a pasar a la acción.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia