La Gaceta Jurídica

“No puede ser enfrentada de manera aislada”

Solo Ecuador, México y Uruguay cuentan con encuestas específicas sobre violencia en razón de género, pero la ops (Organización Panamericana de la Salud) realizó en varios países, entre ellos Bolivia, un reporte comparativo sobre este problema con base en información recogida entre 2003 y 2009.

La Razón (Edición Impresa) / Periódico Digital PIEB

00:00 / 02 de diciembre de 2014

El enfrentamiento de la violencia contra las mujeres en América Latina y el Caribe, Informe 2013-2014”, elaborado por la Cepal (Comisión Económica para América Latina y el Caribe), pone en evidencia el hecho de que esa violencia no puede ser enfrentada de manera aislada y, más bien, debe ser vinculada a factores de desigualdad económica, social y cultural que operan en las relaciones de poder entre hombres y mujeres, tanto en el ámbito privado como en la esfera pública.

Otro factor que la institución identifica es el déficit de información de seguimiento al cumplimiento de tratados o convenciones internacionales por falta de datos cuantitativos, lo que impide conocer la magnitud del problema. Tanto las encuestas para verificar la incidencia y prevalencia de la violencia hacia las mujeres, como los registros administrativos de los servicios públicos (salud, justicia, policía, etc.) son recursos que permiten tomar decisiones a nivel estatal.

En Bolivia el déficit es particularmente especial porque, si bien se cuenta con encuestas de demografía y salud (1989, 1994, 1998, 2003, 2008), no se tiene encuestas de salud reproductiva. Aunque originalmente esa recolección de información no está diseñada para registrar casos de violencia contra las mujeres, una parte incorpora módulos sobre el tema.

Solo Ecuador, México y Uruguay cuentan con encuestas específicas sobre violencia en razón de género, pero la ops (Organización Panamericana de la Salud) realizó en varios países, entre ellos Bolivia, un reporte comparativo sobre este problema con base en información recogida entre 2003 y 2009.

“Los datos muestran –dice el reporte– que la violencia física o sexual infligida hacia una mujer por su pareja o expareja está generalizada en todos los países relevados, es transversal a todos los estratos socioeconómicos y tiene diversidad territorial… Como es de esperar, las cifras de violencia física o sexual sufrida en los últimos 12 meses es inferior a la sufrida alguna vez en la vida, pero en la región tiene una prevalencia sustancial (entre el 7,7% en Jamaica en 2008-2009 y el 25,5% en Bolivia en 2008)”. En el caso de la prevalencia en los últimos 12 meses, las respuestas afirmativas oscilaban entre el 13,7% en Honduras y el 32% en Bolivia; entre los comportamientos identificados como formas de maltrato emocional se encuentra la pretensión de controlar a las mujeres, aislándolas de sus familias y amistades o buscando controlar sus movimientos y acceso al dinero. Toda esta información es importante para generar políticas públicas.

Bolivia está entre los países que han elaborado un plan integral para abordar la violencia de género, en el marco de una estrategia más amplia de igualdad de género. El país, por ejemplo, ha incluido la figura legal del “feminicidio” y ha modificado su legislación penal y civil para proteger a las mujeres de este tipo de violencia.

Algunas recomendaciones son establecer sistemas mejorados para la producción de información; implementar sistemas legales que den garantías de acceso a la información pública; llevar a cabo procesos de reforma legislativa con amplios debates públicos.

Otras son lograr una coordinación institucional fuerte, con capacidad técnica, prestigio y solvencia profesional; instaurar un sistema integral de atención, capaz de articular las políticas sociales con las respuestas judiciales desde las competencias civiles, penales, laborales, administrativas, entre más acciones que resulten aplicables.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia