La Revista

Las plumas de cóndor representan estatus y poder en América

Etnografía. Nicole Sault expondrá en el Musef

La Razón (Edición Impresa) / Jorge Soruco / La Paz

02:17 / 19 de agosto de 2015

Es una de las aves más grandes del mundo y que más alto vuela, por lo que los pueblos de América consideran al cóndor como un símbolo de estatus y poder y, por tanto, sus plumas son una señal de esto, aseguró la etnoornitóloga Nicole Sault.

“Aunque no son de colores llamativos, las plumas de los cóndores son muy importantes culturalmente porque son una señal de posición social, ya que el animal es muy importante para las culturas originarias del continente”, explicó Sault, quien participa en la XXIX Reunión Anual de Etnología (RAE) que se lleva adelante en el Museo Nacional de Etnografía y Folklore (Musef). Sault estudia a los grandes carroñeros en las regiones de california, norte de México y los Andes sudamericanos desde 2011.

Uno de los frutos de sus investigaciones es la ponencia Plumas de poder, plumas de dolor: el contexto cultural del cóndor en los Andes, que dictará esta noche a las 19.30 en el auditorio del Musef (Ingavi 916). Sault adelantó que se referirá a la relación que existe entre las culturas originarias del continente con estas aves, los usos de su plumaje y el peligro en el que está.

Así, la experta en el significado sociocultural de las aves explorará al cóndor como símbolo. “Por ejemplo, los funcionarios importantes del imperio inca portaban tocados o capas hechos con plumas del animal, como lo demuestran los sitios arqueológicos que incluso se repiten en California (Estados Unidos)”.

El ave fue escogida como imagen de poder ya que es la que más alto vuela en América, incluso más que el águila. Además, es una animal de gran tamaño que vive muchos años y resiste climas extremos. Finalmente, su condición de animal carroñero significa, a ojos originarios, que lleva el alma de los muertos al otro mundo.

Sin embargo, este respeto también conlleva un riesgo. Sault adelantó que en su ponencia también hablará del delicado estado de conservación en el que se encuentran las diferentes especies. “La venta de plumas, promocionadas como una fuente de energía, hace que aumente la cacería de estos animales, que también están amenazados por la expansión de la frontera agrícola y la contaminación causada por la explotación minera”, agregó.

No hay datos exactos sobre cuántos cóndores sobreviven en Bolivia. La Wildlife Conservation Society estima que en América del Sur existen 6.000 ejemplares, mientras que del cóndor de California apenas se conocen 150 individuos en estado salvaje.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia