La Revista

Trajes de Carnaval, últimas puntadas artesanales

Las morenas lucirán lindas telas que unen raso, licra y aguayo

Las creaciones innovan, pero manteniendo las tradiciones.

Las creaciones innovan, pero manteniendo las tradiciones. Juan Mejía.

La Razón (Edición Impresa) / Juan Mejía / Oruro

01:40 / 29 de enero de 2016

Bordadores, boteros, careteros, matraqueros y hojalateros de la calle La Paz de Oruro dan las últimas puntadas a los trajes de diablos, morenos, caporales y tinkus, unas obras de arte que serán estrenadas en el Carnaval de esta ciudad.

René López, de la empresa textil Bordados Bolivia, aseguró que la mayoría de los artesanos tiene un avance del 90% en los trajes y otros elementos, y alabó la producción de este año: “hay trajes de calidad, verdaderas creaciones artísticas que respetan la tradición y la cultura del Carnaval”. El respeto al pasado es importante para los artesanos: “A veces algunos danzarines nos traen diseños, una especie de innovaciones con elementos de la época que vivimos, pero no podemos entrar a esos pedidos porque sería dañar la leyenda del Carnaval orureño y todo nuestro trabajo debe ser de respeto a nuestra cultura”. Por eso los bordadores trabajan en trajes de antaño, como los trajes de morenos con pollerones de fuelle.

Gregorio Crispín, de Bordados Rosario, explicó que los trajes de moreno que prepara para la fraternidad Mejillones no llevarán plástico, y aún así su taller logrará “que las lentejuelas y los bordados resalten”.

Los trajes de moreno del Taller de Bordados Illimani lucen una wiphala, un sapo y un pescado, “como tributo al lago Poopó, y ojalá la Virgen del Socavón haga el milagro de que se recupere”, dice Mario Rodríguez, uno de sus artesanos.  Además de la diablada y morenada, en los talleres se confeccionan los trajes de tinkus, que muestran bordados en la pollera, el reboso, el pantalón, la chaqueta, todos de diferentes colores.

La mayoría de los artesanos orureños están trabajando contra reloj en estas fechas y, aunque ya tienen muy avanzados sus productos, redoblarán las tareas en estos días porque la entrega de los trajes empieza el lunes y debería estar totalmente terminada el miércoles.

De todas maneras, la tradición también marca que muchos de los bailarines no logran vestirse hasta pocos minutos antes de que comience la entrada, ya sea por retrasos que son achacables tanto a ellos mismos como a algunos artesanos, desbordados ante tanta demanda.

A los trajes se suman los importantes complementos, como las botas, las caretas de latón, los cetros de reyes morenos, las matracas de imitación de quirquinchos, los camiones, los barrilitos y las arpas, algunos elaborados en madera y otros fabricados en latón. Todos ellos son productos artesanales fundamentales  para realzar la vistosidad y el espectáculo de las morenadas, diabladas y otros grupos que participarán en el Carnaval de Oruro de este año.

Vistosidad

Innovación

Algunos trajes llevan adornos en forma de hojas de coca.

Respeto

Naturaleza

Matracas imitan el caparazón del quirquincho.

Materiales

Luminosidad

Los hilos de Milán de color consiguen un efecto más llamativo.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia