La Revista

Reactivan plan para añadir al Gran Poder a lista patrimonial

Unesco. Una comisión de cinco instituciones elaborará la carpeta

Colorido. La fiesta del Gran Poder marca la tendencia del folklore.

Colorido. La fiesta del Gran Poder marca la tendencia del folklore. Víctor Gutiérrez.

La Razón / Jorge Soruco / La Paz

00:02 / 30 de mayo de 2013

Cinco instituciones acordaron reactivar la comisión que tendrá la responsabilidad de elaborar la carpeta de la fiesta del Gran Poder con la que se la postulará a la lista del Patrimonio Oral e Intangible de la Unesco.

El grupo está formado por el Museo Nacional de Etnografía y Folklore (Musef), la Alcaldía de La Paz, la Asociación de Conjuntos Folklóricos del Gran Poder, la Alcaldía de La Paz, la Gobernación y el Ministerio de Culturas. Cada una de estas oficinas se encargará de un aspecto de la documentación necesaria para la postulación.

No se tiene un plazo específico para la entrega del documento, aunque los organizadores reconocen que sería ideal presentar el fólder hasta marzo de 2014, que es cuando fenecen los plazos para la  inscripción de postulantes para el próximo periodo de selección.

Para esto, el Musef dedicará su equipo a realizar un estudio sobre la historia de la festividad y los cambios que se experimentaron a lo largo de los años. Estas transformaciones pueden referirse tanto al diseño de las indumentarias como a la música y la ruta de la entrada.

“Hay que tener en cuenta que el Gran Poder es la vitrina de la religiosidad y folklore de los Andes. Quienes participan en el evento marcan una tendencia que se repite en el resto de las fiestas de La Paz y el área del altiplano”, explicó a La Razón el antropólogo e investigador del Musef, Milton Eyzaguirre.

La Gobernación paceña, que acaba de unirse a la comisión, asumió la responsabilidad de elaborar un catálogo de las diferentes danzas, sus características, simbología y significado.

De aprobarse, el Gran Poder se sumaría a la Cultura Kallawaya, la Ichapekene Piesta que es la fiesta mayor de San Ignacio de Moxos, y al Carnaval de Oruro que ya tienen el título patrimonial de la Unesco. El proceso tomará, si se cumplen con los plazos autoimpuestos, al menos dos años. Eyzaguirre consideró que la comisión puede terminar la carpeta en seis meses, a tiempo para marzo.  

“Afortunadamente, no hay mucho trabajo de investigación que realizar, ya que en los últimos años las instituciones que ahora participan en la comisión ya han realizado documentos”, agregó.

Bolivia y Brasil charlan sobre sus festividades

La anterior semana se llevó adelante en el Musef el seminario Bolivia-Brasil: Nuestros Pueblos Danzan. Fiestas Populares, Carnavales y Gran Poder, evento en el que participaron expertos en las festividades representativas de ambas naciones.

“Esta fue una primera experiencia de intercambio de conocimientos y de información. Esperamos que se realicen muchas más en el futuro, sólo que en esas ocasiones trabajemos en la enseñanza de temas más concretos, como la fabricación de los trajes, carros alegóricos o la misma música”, manifestó Luiz Felipe Ferreira, profesor del Instituto de Artes y Coordinador del Centro de referencia del Carnaval de la Universidad del Estado de Río de Janeiro.

Ferreira fue uno de los tres expertos, junto a Junior Schall, director del Carnaval de escuelas de samba de Río de Janeiro y Sao Paulo; y de Marcelo Misailidis, coreógrafo, que participaron en el encuentro internacional.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia