Cultura

Un órgano de 1890 renace gracias a un carpintero

Restaurador. Amado Cadena ha construido diez órganos, uno de ellos está en su casa de Tarija 

Instrumento. Piotr Nawrot, director musical del festival de música barroca de Chiquitos, junto a Amado Cadena, el restaurador del órgano de tres toneladas.

Instrumento. Piotr Nawrot, director musical del festival de música barroca de Chiquitos, junto a Amado Cadena, el restaurador del órgano de tres toneladas. Foto: APAC

La Razón / Mauricio Quiroz / La Paz

03:07 / 22 de abril de 2012

Amado Cadena ha sido carpintero durante 22 años, un oficio que le ha permitido conocer la calidad de la madera con la que se construyen los viejos órganos de viento, como el que acaba de restaurar en Santa Cruz.

Se trata de un viejo instrumento de 650 tubos, construido en Estados Unidos hace 122 años.

La Asociación Pro Arte y Cultura (APAC) logró que el armonio le sea donado por la Arquidiócesis de Boston con la intención de reestrenarlo durante el Noveno Festival Internacional de las Misiones de Chiquitos, un evento bienal que se inaugura este jueves 26 en Santa Cruz de la Sierra.

“Está montado, reparado, pero no está previsto para el festival. El tiempo que tenemos no es suficiente”, se lamenta Cadena al detallar las complicaciones que surgieron con el virtuoso aparato. “Nos ha llegado con un ventilador que data de 1920 y hace mucho ruido; estamos viendo si es que la iglesia (Jesús de Nazareno de Santa Cruz) va a permitir hacer una excavación para que pase un tubo y ubicarlo fuera del ambiente”. La otra posibilidad es que la APAC compre un sistema nuevo de ventilación. La institución ya canalizó 20 mil dólares en aportes para cubrir el traslado y reparación del instrumento. Entre los donantes figura el ciudadano estadounidense Stephen Roberts y el Rotary.

Autodidacta. Cadena estudió piano durante seis años en la escuela de música Mario Estenssoro de Tarija y luego se animó a interpretar el viejo órgano de la catedral de su ciudad. Hace 15 años, cuando vivía únicamente de la carpintería, se “infiltró” en un equipo de expertos franceses que fue llamado para restaurar el viejo órgano de Sucre.

“El 1997 fue clave. No hubo ningún llamado para colaborar. Me infiltré para que me aceptaran y pudiese yo trabajar, aprender. Hoy soy el único organero que hay en Bolivia”, comenta al recordar la experiencia que desató su pasión por estos instrumentos de viento. “Volví a Tarija con otras ideas. Hice un órgano de 600 tubos y que está en mi casa”.

El restaurador, que tiene una escuela para compartir sus conocimientos, ha construido diez órganos a pedido de clientes del exterior. Ha participado en tres restauraciones importantes, incluida la del órgano de Santa Ana de Velasco, el único que se sobrevive de la época misional y que será parte del próximo festival misional.

DONACIÓN

EntregaEl órgano es un aporte de la arquidiócesis de Boston, Estados Unidos. Llegó hace un mes.

TRASLADO

CostosLa fundación  Pro Arte y Cultura (APAC) destinó  20 mil dólares para el traslado  y reparación.

MÚSICA

PianistaCadena también estudió piano  durante seis años en Tarija    y ha construido  órganos para    la exportación.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia