Cultura

Se traduce libro de cuentos de Víctor Montoya al francés

La editorial parisina L’Harmattan, en su colección dedicada a la literatura latinoamericana, acaba de publicar el libro Cuentos de la mina, del escritor boliviano Víctor Montoya.

La Razón / Willy Camacho / La Paz

00:35 / 31 de marzo de 2012

La traducción y cuidado de la edición estuvo a cargo de Émilie Beaudet, una francesa que conoce bien la realidad boliviana. De hecho, hace algunos años, ella escribió una tesis de licenciatura sobre Domitila Barrios de Chungara y ya tradujo una serie de crónicas mineras de Montoya, cuya primera aparición fue en el blog de la editora, “Montagnes d’ici et d’ailleurs”, y posteriormente en varias publicaciones francesas.

La primera versión de Cuentos de la mina se editó desde el año 2000 en Suecia, España y México, fue reeditada en Bolivia en 2011 por Fe de Erratas y el grupo editorial Kipus de Cochabamba. Se trata de un libro que, debido al estilo prolijo del autor y a las modernas técnicas literarias empleadas en cada uno de los cuentos, mereció comentarios favorables, tanto dentro como fuera del país.

El libro tiene 224 páginas y está ilustrado con fotografías de Jean-Claude Wicky, Stanislas de Lafon y otros. En su portada destaca una imagen impactante del Tío de la mina, concebida por el pintor español M. L. Acosta.  

Montoya es, sin lugar a dudas, uno de los pocos escritores bolivianos traducidos a la lengua francesa, y es el primer autor de cuentos mineros cuya obra está siendo traducida y difundida en otros idiomas. Como adelantó el propio Montoya a La Razón, dentro de poco estará en circulación la edición alemana de Cuentos de la mina.

El autor asegura que no hace un realismo social, “de eso que se ha hecho muchísimo en Bolivia”. Prefiere alejarse del tema, por ejemplo, de las luchas reivindicativas de las clases obreras que muestran el movimiento proletario como una fuerza social revolucionaria.

“Yo estoy haciendo otra cosa, que es el rescate, de alguna manera, de los mitos y leyendas que giran en torno a la mina y sus asuntos”, asegura, y añade que su literatura no es política, no es reivindicacionista, no es sindicalista, sino “literatura pura”, donde recrea ese mundo fantástico, mágico que existe en las minas.

Eso es “algo que muchos de los escritores se han olvidado, lo dejaron al Tío de la mina escondido en las profundas galerías y nunca hablaron de la importancia que tiene en el mundo minero, que es muy proclive a las supersticiones”, explica Montoya.

Nacido en La Paz en 1958, Montoya vivió su infancia en Siglo XX y Llallagua. Fue encarcelado durante la dictadura de Banzer y se exilió en Suecia en 1977, donde reside hasta hoy. En su prolífica obra abarca el género de la novela, el cuento, el ensayo y la crónica periodística.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia