Espectáculos

El estreno de Chiuri en Dior llega cargado de reivindicaciones feministas

La colección primavera-verano 2017 de Chiuri estuvo cargada de energía: una decena de modelos en blanco abrieron el desfile en looks inspirados por la vestimenta de los tiradores de esgrima, con chaquetas blancas acolchadas acompañadas por pantalones a media pierna o largas faldas de tul.

La diseñadora Maria Grazia Chiuri. Foto: www.posta.com.mx

La diseñadora Maria Grazia Chiuri. Foto: www.posta.com.mx

La Razón Digital / EFE / María D. Valderrama y Cristina Maymó / París

15:49 / 30 de septiembre de 2016

París y el mundo de la moda vivieron este viernes un momento histórico al descubrir la colección de Dior concebida por la diseñadora Maria Grazia Chiuri, la primera mujer a la cabeza de la firma en su historia, que llenó la pasarela de mensajes con reivindicaciones feministas aunque se alejó del espíritu Dior.

El pabellón instalado en los jardines del Museo Rodin de París estaba atestado de invitados, entre ellos las actrices Marion Cotillard y Jennifer Lawrence, ambas imágenes de la firma, la cantante Rihanna, la modelo y vocalista Carla Bruni, la actriz Mila Jovovich y colegas de Chiuri como Alber Elbaz y Frida Gianni.

La expectación era enorme. En primer lugar, porque el trono de Dior ha estado vacío un año después de que Raf Simons decidiera no renovar el contrato por una aparente sobrecarga de trabajo, pero también porque esta ha sido la primera vez en la historia de la casa que una mujer ha tomado las riendas de la creación.

La colección primavera-verano 2017 de Chiuri estuvo cargada de energía: una decena de modelos en blanco abrieron el desfile en looks inspirados por la vestimenta de los tiradores de esgrima, con chaquetas blancas acolchadas acompañadas por pantalones a media pierna o largas faldas de tul.

Para la noche, el blanco se convirtió en negro y la tela en cuero, siguiendo ese mismo efecto acolchado y con algunas decoraciones divertidas como parches en forma de corazón, así como vestidos rojos, también en tul.

Foto: Dior

La segunda parte del desfile estuvo protagonizado por diseños fantasía con vestidos semitransparentes con bordados de animales, soles, lunas y plantas.

El resultado sorprendió porque, al contrario de la profunda revisión de los archivos de Monsieur Dior que Raf Simons realizó hace cuatro años, renovando y modernizando el "New Look", Chiuri ha decidido llevar a cabo lo que parece un cambio de apariencia.

La que fuera diseñadora de Valentino junto a su compañero de equipo Pier Paolo Piccioli -que se estrenará en solitario este domingo con la firma italiana- ha seguido presentando los vestidos princesa a los que tenía acostumbrado a su público anterior.

Habrá que ver si este domingo Piccioli continúa también con esa línea: podríamos encontrarnos ante dos firmas con caminos paralelos y una dúplica de las creaciones princesa que, en el caso de Valentino, le han convertido durante los últimos años en el rey de las alfombras rojas.

Dior se cargó en esta ocasión de reivindicaciones feministas, con camisetas con mensajes como "Todos deberíamos ser feministas", que acompañaron a looks de fiesta y trajes, quizás la parte más cercana al Dior tradicional y popularmente conocido.

La chaqueta ligeramente marcada en la cintura, como los modelos de la casa de los años 50, protagonizó varios conjuntos en blanco y negro.

Chiuri dejó pinceladas urbanas como una especie de "culottes" que se mostraban con un "Christian Dior" grabado en la cinturilla, así como en los tirantes de las camisetas; un gesto bastante comercial a juego con las camisetas con mensaje -que por cierto lució Lawrence en el desfile-, combinado con vaqueros.

En definitiva, el estreno de Chiuri transmitió parte de los códigos de la italiana hacia la firma, inspirándose ligeramente en la esencia de la casa pero mirando claramente hacia un nuevo Dior.

Solo el tiempo -y por supuesto los clientes- podrán decir si este nuevo Dior es bien recibido o si por el contrario el ADN del modista original debe quedar más presente en próximos encuentros.

A primera hora de la mañana, había sido el turno de Issey Miyake con una colección llena de innovación, color y geometría, que fue un despliegue de nuevas tecnologías aplicadas al tejido.

Foto: EFE

El creador de la firma, Yoshiyuki Miyamae, tomó prestada una técnica de la ropa deportiva para adherir por calor materias rígidas a otras fluidas y crear estructuras, exhibidas este viernes en toda suerte de diseños y tonalidades eléctricas.

Vestidos y faldas lucieron cautivadoras caídas, fruto de otra de las técnicas de Miyamae que, al utilizar vapor para encoger el tejido, insufló carácter propio a las prendas en movimiento.

Foto: EFE

El japonés no se olvidó de reinventar una vez más la seña de identidad de Issey Miyake, el pliegue, enriquecido esta vez con motivos tribales y aderezado con una línea de sandalias que parecían estar talladas en un solo bloque.

Símbolo de recurrente creación, las semillas fueron la fuente de inspiración de esta temporada, que quiere "transmitir el espíritu de Issey Miyake a generaciones futuras", dijo a Efe Miyamae, que lleva cinco años al frente de la línea de mujer.

Foto: EFE

Una línea de bolsos en "papel eléctrico" de color cambiante puso el broche de oro de la colección de la mano de Sony, y si bien el material es todavía demasiado duro, la firma ya está trabajando para utilizarlo "en el futuro y hacer prendas que cambien por ejemplo del negro al blanco", explicó el creador. (30/09/2016)

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia