Marcas

Bolivia-Brasil es una realidad

Hace más de un año, la Federación Boliviana de Fútbol hizo el anuncio, que parecía una utopía. Mañana, ambas selecciones se medirán en el Tahuichi Aguilera de Santa Cruz.

Figura. Ronaldinho Gaucho es uno de los tres estelares que vienen, junto con Neymar y Alexandre Pato.

Figura. Ronaldinho Gaucho es uno de los tres estelares que vienen, junto con Neymar y Alexandre Pato. EFE.

La Razón / Ramiro Siles / La Paz

02:42 / 05 de abril de 2013

Más de un año después, mañana —en Santa Cruz— se hará realidad un anuncio formulado por el presidente de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) que entonces parecía una utopía. En febrero de 2012, durante una conferencia de prensa, Carlos Chávez informaba sobre el acuerdo con sus pares para que la selección nacional disputara dos amistosos, uno contra Brasil —cinco veces campeona del mundo— y otro con España —la campeona mundial vigente—.

Faltaba —según la versión— ponerse de acuerdo en fechas y sede, que sería en ambos casos una ciudad boliviana elegida por las partes en el momento más oportuno. Con la primera de las selecciones, la brasileña, Bolivia jugará mañana a partir de las 15.30 en el estadio Tahuichi Aguilera de Santa Cruz. Será un encuentro inédito porque nunca antes ambas disputaron un amistoso en nuestro país.

“Por las excelentes relaciones que tenemos con los dirigentes de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), la selección de Brasil no cobrará dinero alguno”, anunció el dirigente en aquella ocasión.

Las condiciones son las que se dijeron en febrero del año pasado: Bolivia no deberá pagarle una bolsa a Brasil —la CBF cobra mínimo por cada partido $us 1.000.000— y la recaudación irá en beneficio de la entidad nacional, tal cual fue expuesto aquella vez mediante un acuerdo verbal, a fin de ayudar a paliar la crisis económica de la entidad nacional.

España, mientras tanto, queda pendiente. En febrero de 2012, Chávez resaltó que Ángel María Villar, presidente de la Real Federación Española de Fútbol, aceptó la disputa de un amistoso. “Una vez que elijamos sede y fecha, promocionaremos este magnífico encuentro”, sostuvo.

Kevin. Finalmente, ambas asociaciones nacionales hallaron el momento justo para poner en cancha el partido pactado. Brasil aceptó venir después de que un hecho lamentable había golpeado a ambas entidades, la muerte del joven hincha de San José, Kevin Beltrán, alcanzado por una bengala en el partido por Copa Libertadores de América entre el santo y el Corinthians (1-1).

La FBF supone que en un momento de confusión, el presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), José María Marín, declaró que el encuentro sería un homenaje a Beltrán y que la recaudación iría en su totalidad en beneficio de la familia del hincha malogrado.

Pero una nota de la CBF, firmada por el propio Marín y enviada el 13 de marzo pasado, en la que escribe su conformidad con los términos del acuerdo, señala que “la recaudación del partido será a favor de la Federación Boliviana de Fútbol”.

Ampliada la declaración de Marín en Bolivia, la FBF tuvo que mandarle una carta esta semana —fechada el 3 de abril— al presidente de la Confederación Brasileña, pidiéndole dejar “claramente establecido el verdadero motivo de la honrosa visita de vuestra selección a nuestro país para no tener mayores inconvenientes y dificultades de las que ya se han provocado, ya que esta situación contradictoria puede generar daños tangibles a la imagen de la FBF y en particular a mi persona”, escribió el titular de la federación nacional, Carlos Chávez.

La Federación Boliviana de Fútbol estaba decidida a cancelar el partido si no se hacía la aclaración, y así se lo hizo saber a la Confederación Brasileña: “Nos veríamos obligados por las circunstancias generadas a suspender el encuentro amistoso oficial, pactado entre mi persona y vuestras señorías, como también entre la FBF y la CBF”.

La respuesta de Marín no tardó en llegar, fechada el mismo día: “Relativo a su oficio, reiteramos nuestra carta del 13 de marzo de 2013 (copia anexa), donde queda claro y consolidadas nuestras tratativas anteriores. Cualquier otra noticia es enteramente sin fundamento”.

Según Chávez, será el Comité Ejecutivo de la FBF el que determine —como adelantó durante la confirmación del partido con Brasil— el porcentaje que se le otorgará a la familia de Kevin Beltrán como también a la selección campeona de 1963.

Los datos

El primer paso

En febrero de 2012 comenzó la historia: aquella vez la FBF anunció acuerdo con Brasil y España para jugar partidos amistosos. Allí ya se dijo que Brasil no cobraría nada.

Acuerdo

El 13 de marzo, la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) envió una carta aceptando las condiciones, entre ellas que la recaudación era para la FBF.

Lo que pagan

Brasil se paga sus pasajes ida y vuelta. Bolivia debe hacerse cargo del hospedaje, alimentación y transporte interno, entre otros.

Brasileños cobran por derechos de televisación

Brasil no cobra en esta ocasión una bolsa por presentarse a jugar el amistoso ante Bolivia, sin embargo, tiene otro ingreso importante para sus arcas: porque es de su propiedad la venta de derechos de televisación, tanto en su país como a nivel internacional —excepto en Bolivia—. La Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) ha vendido los derechos a una estación de su país y además el partido se verá en otras partes del mundo, sobre todo en Europa. Ésa será una ganancia para esa entidad.

Según el acuerdo, la CBF se hará cargo de pagar la concentración del grupo en su país y el traslado de la delegación Brasil-Santa Cruz-Brasil (para ello utilizará un vuelo chárter). La Federación Boliviana de Fútbol (FBF), por su parte, será responsable del hospedaje, alimentación y todo el traslado interno de la selección brasileña en Bolivia, así como deberá cumplir con otras exigencias menores, tal el caso de un servicio de seguridad privado.

Asimismo, la FBF debe entregarle a la CBF 30 entradas VIP para el palco oficial, donde la delegación brasileña podrá recibir a sus invitados “dentro la calidad exigida prestigiando el evento”, con la recomendación de que las ubicaciones tengan “una visibilidad adecuada”. No es todo. La Confederación Brasileña de Fútbol ha solicitado 20 entradas VIP adicionales y “otras 100 normales” para los integrantes de la delegación.

Con Scolari, el penta aún no gana

Cuarto partido

Luiz Felipe Scolari fue elegido DT de Brasil a fines del año pasado y en tres partidos que ha dirigido todavía no conoce el sabor de la victoria. Su segunda etapa comenzó con la derrota 2-1 en Londres contra Inglaterra; después empató con Italia a dos goles y hace poco igualó 1-1 frente a Rusia.

Viaje

La Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) anunció ayer que la delegación viajará hoy a Santa Cruz, donde tiene previsto aterrizar a las 20.40. Su retorno será unas horas después de finalizado el compromiso: un grupo hasta Río de Janeiro y otro seguirá hasta Sao Paulo.

Son 17 jugadores

En principio los jugadores que fueron convocados para este compromiso eran 18, pero el mediocampista Arouca se lesionó y fue dado de baja. El DT Scolari no convocó a su reemplazante, por lo que en el partido de mañana serán solamente seis jugadores en el banco de suplentes. En la lista hay cuatro futbolistas de la categoría Sub-20, a quienes el entrenador quiere darles minutos en el plantel mayor “para que vayan conociendo a la selección”.

No lo creía

Los medios brasileños destacan la inclusión en la nómina del joven Matheus Vidotto, cuarto arquero del Corinthians, quien respecto de su citación pensó que se trataba de una broma de sus amigos. “No lo podía creer que me habían convocado”, dijo.

Documento sin título

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia