Marcas

Luis Suárez, el goleador del año

La Razón (Edición Impresa) / Julio Peñaloza Bretel

00:00 / 12 de mayo de 2014

Si observamos la espectacularidad y la emoción con la que el Liverpool fue trepando en la tabla de posiciones de la Premier League que terminó ayer, el equipo rojo debió ser el campeón de no haberse interpuesto el Chelsea que le quebró la racha y le facilitó al Manchester City de Manuel Pellegrini aprovechar debidamente el traspié del adversario para erigirse por segunda vez en tres temporadas consecutivas, como el ganador de un torneo repleto de desempeños cambiantes que por tales características se hace más atractivo hasta el último minuto en que se juega.

Mientras la Bundesliga fue capturada con demasiada anticipación por el Bayern Munich, los italianos volvieron a fracasar en los torneos europeos internacionales, el Atlético de Madrid convirtió la lucha por la liga española en asunto de tres, los ingleses comenzaron con un Arsenal en un primer tramo que amenazaba con ganar la temporada de principio al fin, luego aparecieron sus perseguidores superándolo hacia la mitad del mismo y en la última etapa nada parecía detener a los de Brendan Rodgers que hicieron de sus partidos en Anfield verdaderas fiestas de tribuna con la mejor dupla ofensiva del año, Luis Suárez y Daniel Sturridge, que anotaron más de la mitad de los goles con los que el Liverpool peleó hasta el último minuto el título.

La Premier League ha ratificado nuevamente que el ítem más difícil de conseguir y preservar en un fútbol de altísima exigencia física es el de la regularidad, el de un rendimiento sostenido de juego que en España hizo del Barcelona el fenómeno futbolístico de todas las épocas, dada, precisamente, esa regularidad basada en una calidad de juego indoblegable para sus rivales.

El Arsenal pintaba para campeón, luego amenazó en alguna medida el Chelsea, el Liverpool parecía indetenible, y al final los citizens son los que levantan el trofeo porque fueron los que menos se equivocaron en las instancias decisivas del campeonato para conseguirlo.

Para cerrar su extraordinaria temporada, fue el símbolo histórico del equipo, Steven Gerard.

quien envió dos centros perfectos al área chica del Newcastle, aprovechados por Daniel Agger y Sturridge para voltear el marcador y concluir con 84 puntos, segundo, de retorno, luego de varios años, a la Champions League y la consagración de un asesino serial del área que luego de horribles incidentes de racismo y violencia que le significaron severos castigos, fue cambiando su perfil progresivamente para dedicarse exclusivamente a lo que mejor sabe, definir con pelota en movimiento, disparar de media distancia cuando encuentra los espacios, tocar el balón con su socio Sturridge cuando correspondía, y de esa manera convertirse en el mejor jugador del campeonato, premiado por las organizaciones de profesionales de fútbol y de escritores de Inglaterra.

De todas las figuras sudamericanas que van concluyendo sus extenuantes campañas en las grandes ligas europeas, Luis Suárez destaca por encima del resto seguramente escoltado por el brasileño Diego Costa del Atlético de Madrid. En estas condiciones, con ese rendimiento de juego, será probablemente decisivo para las aspiraciones de la selección uruguaya en Brasil.

Con esa velocidad, esa eficacia para resolver los mano a mano, y esa claridad de ceder el balón al compañero mejor ubicado cuando se le hace dificultoso concretar, es absolutamente previsible que el Real Madrid quiera llevárselo para la temporada 2014-2015, aunque su llanto luego del empate frente al Crystal Palace (3-3) en la penúltima jornada, hace pensar que no sería descabellado para el charrúa quedarse en el Liverpool en la búsqueda de la revancha.

31 goles en 33 partidos jugadosLuis Suárez ha anotado más de tres decenas de goles en 33 partidos y su compañero, el británico jamaiquino Daniel Sturridge, su inmediato seguidor, ha convertido 22 en 29 partidos. Esto significa que entre los dos han marcado 60 de los 101 goles que ha logrado en su campaña el Liverpool en las treinta y ocho fechas del torneo, en el que ha sufrido 50 contrastes.

Pero si de efectividad y gol diferencia hablamos, el campeón Manchester City ha convertido 102 goles, y le han marcado 37. La efectividad de los dirigidos por Pellegrini tiene en su volante central Yayá Touré a su principal anotador —20 goles—, seguido por Sergio Agüero que hizo 17 y Edin Dzeko que convirtió 16.

Si se premiara como campeones a quienes menos goles sufren, habría que darle la medalla al Chelsea, que sufrió en su valla nada más que 27 anotaciones.

(*) El autor es periodista y asesor de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF).

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia