Marcas

El Tigre acaricia el mejor premio

Libertadores. Con la victoria de ayer sobre Universitario de Sucre está a punto de ir a la fase de grupos de la Copa 2016.

Los atigrados celebran luego de la conquista del único gol del partido, que les dio la victoria. Foto: AFKA

Los atigrados celebran luego de la conquista del único gol del partido, que les dio la victoria. Foto: AFKA

La Razón (Edición Impresa) / Ramiro Siles / La Paz

04:39 / 11 de mayo de 2015

The Strongest jugará el próximo año su quinta Copa Libertadores de América consecutiva y lo más probable es que lo haga directamente en la fase de grupos, hacia la cual ayer dio un gran paso al vencer como visitante en Sucre a Universitario (0-1), con el único tanto obra de Alejandro Chumacero.

Con Bolívar campeón en cancha, el Tigre está a punto de llevarse el mejor premio de los que quedan —el otro cupo a la Libertadores que vale un millón de dólares en ingresos—, al haber superado a Oriente Petrolero —con el que todavía pelea— en la tabla única de la temporada (78 puntos contra 76).Como lo hizo en el clásico, y lo sacó adelante, también ayer el cuadro atigrado se la jugó, y esos seis puntos le ponen en el umbral del subcampeonato del Clausura y de la temporada.

En la primera etapa, si no fuera por el golero de Universitario Raúl Olivares, The Strongest, si bien llegó con poco peligro, pudo abrir la cuenta con un par de disparos del capitán Pablo Escobar.

Fue un periodo con el Tigre atacando, como si fuera el local, y Universitario defendiéndose, porque eligió pararse de esa manera, con más gente de mitad de campo para atrás.

El bloque defensivo de ‘U’ de Sucre le puso difícil la llegada al atigrado, el encuentro se hizo pesado por las pocas emociones y fue muy poco vistoso.Esas dos únicas jugadas de peligro fueron un tiro libre de Escobar, con destino de red, que Olivares salvó despejando la pelota al córner (29’); y otra pegada de zurda del capitán gualdinegro, que exigió otra vez al golero local.

El atigrado Gabriel Ríos ve caer a un rival de Universitario.

Universitario mejoró un poco en la segunda mitad, al menos se animó a atacar, y hubo una jugada en la que el guardameta stronguista Daniel Vaca puso toda su experiencia —y su notable reacción— para evitar que le convirtieran.

Pero fue The Strongest el que estuvo más cerca del gol, primero Chumacero se lo perdió rematando alto, después fue Rodrigo Ramallo, aunque le tapó el arquero Olivares; hasta que llegó el tanto a los 59 minutos: para Chumacero la tercera fue la vencida y definió dentro del área pegándole al balón de derecha, cruzado, lejos del alcance del guardameta.

El partido fue del equipo paceño por muchas razones: entre otras, por su postura colectiva muy ordenada, pero sobre todo por su decisión de arriesgar y no desmayar en ningún momento, porque eso era lo que necesitaba.

En ese sentido, el Tigre pudo hacer por lo menos un par de tantos más, los falló virtualmente en la puerta —Ramallo le pegó mal a la pelota y luego Escobar no la alcanzó—, pero ya no fueron necesarios porque, además, controló bien la diferencia y al final celebró un triunfo que quizás sea tan importante como para haber logrado el objetivo final.

Chumacero hace dos goles clave para seis puntos valiosos

Ramiro Siles

The Strongest jugó una recta final de campeonato notable, que le ha puesto en un segundo lugar para celebrar por su significado, y para ello los tres últimos resultados fueron valiosos: el empate en Santa Cruz con Oriente (0-0) y las dos victorias, una sobre Bolívar y la otra ante Universitario —ambas por la mínima diferencia (1-0)—.

En esos dos triunfos mucho tuvo que ver Alejandro Chumacero, autor de ese par de goles determinantes, porque valen seis puntos muy valiosos.“Felizmente me tocó, llegó el gol y este es un triunfo muy importante”, declaró ayer al término del partido en Sucre.

En el clásico jugado el jueves no fue la figura pero estuvo cerca (le ganó Daniel Vaca con sus atajadas), pero hizo el gol, no le importó poner en riesgo su físico, se lanzó para meter la pelota en el arco y todo el pueblo stronguista celebró, porque además con ese tanto evitó que Bolívar se proclamara ese día campeón.

Felizmente para él, el golpe no derivó en una lesión, ayer volvió a estar íntegro en el terreno de juego y otra vez le tocó hacer el gol del triunfo, con un disparo cruzado dentro del área, lejos del alcance del golero Raúl Olivares.

The Strongest celebra una semana redonda. El premio casi en el bolsillo lo amerita.

A la izquierda, Alejandro Chumacero  trata de eludir  la marca rival.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia