Marcas

Diez años después, ¿cómo está Bolívar?

Guido Loayza fue tajante: “No, de eso no voy a hablar”. De esa manera, el presidente de Bolívar eludió referirse al futuro de la sociedad que tiene el club con BAISA S.R.L., la empresa que desde hace 10 años administra al club.

Pasado. El Gran Centro Mario Mercado ya no está. Foto: Alejandro Álvarez-Archivo

Pasado. El Gran Centro Mario Mercado ya no está. Foto: Alejandro Álvarez-Archivo

La Razón Digital / Ramiro Siles / La Paz

09:57 / 13 de diciembre de 2018

Guido Loayza fue tajante: “No, de eso no voy a hablar”. De esa manera, el presidente de Bolívar eludió referirse al futuro de la sociedad que tiene el club con BAISA S.R.L., la empresa que desde hace 10 años administra al club.

¿Qué pasaría si BAISA S.R.L. se va de Bolívar ahora? ¿En qué situación quedaría el club? Esas eran algunas preguntas que un periodista de este medio le iba a proponer al presidente celeste, pero éste se negó a hablar del tema.

Sin que haya nada oficial ni de un lado ni del otro, continúa la incertidumbre sobre si el “matrimonio” Bolívar-BAISA S.R.L. va a seguir o si está camino al “divorcio”.

Miembros del directorio del club están inquietos, pero tampoco se atreven a manifestarse públicamente. O quizás no saben a ciencia cierta lo que está ocurriendo.

Marcelo Claure, presidente de BAISA S.R.L. deslizó hace tiempo la posibilidad de marcharse antes de cumplir el contrato, firmado en 2008 por un periodo de 20 años.

El tema rebrotó días atrás. El propio Loayza declaró que esperaba convencer a Claure para que continúe apoyando al club. Eso sí, relacionó la situación inestable con los supuestos actos de corrupción en el fútbol nacional. Bolívar se siente afectado y esa sería una de las razones por las que Claure estaría por dar un paso al costado.

Hace días, Marcas publicó que BAISA S.R.L. está trabajando en una auditoría con la finalidad de establecer la situación real de la sociedad y buscar una “salida”.

Entonces, Loayza aseguró que no era una auditoría especial, sino una como muchas otras. En el directorio del club no están convencidos de ello.

Cuando la sociedad aterrizó, el club estaba sumido en una grave crisis económica debido a las deudas contraídas por directorios anteriores.

Aquella vez se hablaba de un déficit de al menos 5.000.000 de dólares que ponía en riesgo la vida institucional de la Academia.

Con la llegada de Claure esa parte fue solucionada. A 10 años de aquel difícil momento, si bien en varias gestiones BAISA S.R.L. reportó déficit, éste fue absorbido siempre por la sociedad, de manera de no dejar al club de nuevo endeudado.

En lo deportivo mejoró la situación. En la “era BAISA S.R.L.-Bolívar”, el equipo ganó siete títulos nacionales y una vez —en 2014— estuvo cerca de jugar la final de la Copa Libertadores de América.

En cambio, el problema mayor apunta a la infraestructura. Como club, Bolívar tiene menos bienes de los que tenía hace 10 años.

En este tiempo perdió su sede, el Gran Centro Mario Mercado. Esos terrenos fueron cedidos a BAISA S.R.L. para la construcción de un edificio de viviendas. A cambio, el club debía recibir en propiedad en esa edificación dos pisos. Si bien hace más de dos años hubo una entrega simbólica, hasta la fecha no se ha concretado la toma física y no hay visos de que aquello se dé. ¿Cuál es la explicación? La única que de ambos lados ha surgido es que aún se trabaja en implementar el lugar.

Mientras tanto, Bolívar y BAISA S.R.L. ocupan una casa en alquiler en Cota Cota y, a cambio de ello, la empresa paga más de 2.000 dólares mensuales.

En 2008, el club todavía era propietario de unos terrenos en Cotahuma. En principio, la idea era transformarlos en un centro de entrenamiento para divisiones menores. ¿Qué pasó con ellos? Según fuentes del mismo club, éstos fueron cedidos al Gobierno Municipal de La Paz a cambio de una deuda de 15.000.000 de bolivianos. Bolívar ya no es propietario de ellos.

Por otra parte, el estadio Simón Bolívar sigue como antes o peor, salvo algún trabajo de “maquillaje”. El principal cambio en sus instalaciones es la desaparición de las graderías de madera, tanto de los dos sectores de la recta como de una de las curvas. Los tablones y las columnas de acero que los sostenían fueron vendidos. A cambio, en esa parte del terreno no se hizo nada.

Con el tiempo, Claure hizo pública más de una vez su promesa a los socios y simpatizantes bolivaristas de dotar al club de un estadio nuevo o al menos remodelar el actual. Hace unos meses, Loayza presentó una maqueta del proyecto. Más de eso, nada.

En esta gestión que ya lleva una década, Claure también prometió la construcción de un complejo deportivo-social, incluso ya se estaba trabajando en la búsqueda de terrenos. Hace tiempo se conoció que Martín Claure, hermano del presidente de BAISA S.R.L., es propietario de una empresa que construye una ciudadela de condominios en la zona sur.

Mientras sigue la incertidumbre sobre la relación BAISA S.R.L.-Bolívar, el club más laureado del país se arriesga a sufrir un duro momento si el “divorcio” se concreta.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia