Fútbol

Ahora se pinta el Santos como próximo adversario

Entre hoy y mañana concluirá la segunda fase y quedarán definidas las llaves. Un brasileño aparece como el más probable rival de la Academia

La Razón / Lorenzo Carri / La Paz

05:46 / 18 de abril de 2012

La inesperada caída del argentino Vélez Sársfield ante Defensor Sporting de Uruguay tuvo un efecto de carambola en el futuro de Bolívar y en el siguiente rival de octavos en esta Copa Libertadores de América.

Vélez, que parecía encaminado a ser el de mejor puntaje, le dejó ese sitio al brasileño Corinthians, que tiene la posibilidad de llegar a 14 puntos; en tanto que el vigente campeón de la Libertadores, el Santos —si confirma su favoritismo ante nuestro representante The Strongest, mañana, en Brasil— ocuparía el segundo puesto entre los ganadores de grupo.

La Academia —que con diez unidades sería penúltimo entre los planteles que ocuparon el segundo lugar de sus llaves— aparece ahora como el más probable adversario del conjunto de Neymar. Si esta posibilidad se concretara, el elenco santista vendría por segunda vez a La Paz en esta edición, porque ya enfrentó a los atigrados y perdió (2-1) en Miraflores.

Falta que se den algunos resultados

Penúltimo

Bolívar llegó a 10 puntos y superó a Emelec que se clasificó con nueve. Y aunque hay otros dos equipos, encaminados a ser segundos, que de momento tienen menos unidades que el boliviano, el Inter lo superaría si le gana al Áurich peruano y el Cruz Azul haría lo propio si somete al Nacional paraguayo. En esos casos la Academia ocuparía el penúltimo lugar en esa fila.

Otra opción

La línea de primeros puede acabar con Corinthians en lo más alto (venciendo hoy al Táchira), seguido por Santos (si derrota a The Strongest). Pero eso puede cambiar con la aparición ya sea de Fluminense o de Atlético Nacional si ganan como visitantes. En ese caso, Bolívar podría verse con uno de ellos.

Sin preferencia

En todo caso, anoche el técnico de la Academia, el argentino Ángel Guillermo Hoyos, declaró que no está pensando en el próximo adversario. Dio a entender que no tiene ninguna preferencia, venga quien venga.

Bolívar puso la sal - Lorenzo Carri

Como habíamos hablado y escrito tanto de un partido histórico, la victoria resultó lo sobresaliente y el fútbol fue lo de menos. Los celestes ganaron uno de los cotejos más fáciles de sus cuarenta y cinco años de Libertadores. Lograron una ventaja indiscutible, que pudo ser mayor, por supuesto, y respiraron tranquilos cuando faltaban más de cuarenta minutos de juego. Claro está que Universidad Católica pasó, sin pena ni gloria, por Miraflores, y volvió a perder (pero de otra manera..!) como había sucedido en 1984 y 1993.

Bolívar empezó a ganar sin el sudor de su frente (tiro de esquina al minuto, Cardozo que le pega dos veces, la pelota que flota, y por partes iguales el zaguero Andía, que involuntariamente la mete y Frontini, que toca antes y grita el tanto madrugador); y la Católica, esta Universidad Católica, un equipo a media luz, no encontró nunca una respuesta.

Y conste que en un partido abierto, los celestes desestimaron el toque y el desborde y se empecinaron en remates de media distancia, deseosos de hacer el gol de la noche. Alguno inquietó a Toselli, varios salieron desviados, y uno (por aquello de que tanto va el cántaro a la fuente…) de Wálter Flores, disparo notable, se incrustó en un ángulo.

De tanto en tanto, la Universidad Católica encendía algunos foquitos, y combinaba con acierto, pero casi siempre los supuestos ataques terminaban con las luces apagadas. Y si algo faltaba para que Bolívar hiciera suyo el cotejo, casi sin despeinarse, apenas iniciada la segunda etapa escapó Lizio, solitario en el contragolpe, y entre dos impotentes zagueros tocó por encima del arquero chileno que salía desesperado.

Bolívar, ganador, cerró el negocio, aunque tal como iba el partido de Barranquilla pudo haber alcanzado el primer lugar del grupo con dos goles más…El técnico Hoyos hizo sus primeros cambios a los ochenta minutos (toda una señal), y la Católica pugnó —siempre a media luz— pero no encontró el arco de Argüello (y de Quiñónez).

Lorenzo Carri es periodista y estadístico.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia