Fútbol

Ancelotti reinventa al Real Madrid

El Madrid aparece con un leve favoritismo frente a un Barcelona de grandes figuras

La Razón (Edición Impresa) / Julio Peñaloza Bretel / La Paz

01:55 / 24 de octubre de 2014

Los merengues de Ancelotti van en camino de ser un equipo más asentado y maduro antes que acelerado y simplificador del juego. Contra el Liverpool, gracias a la calidad de sus jugadores, tuvo la iniciativa, especialmente en la primera etapa, dejando de ser tan pragmático y proponiendo un juego bien combinado en el uso del ancho y el largo del campo. Es el favorito para el derbi de mañana contra el Barcelona que se juega en su casa, el Santiago Bernabéu

Dos derrotas consecutivas en el inicio de la temporada perfilaban al Real Madrid como equipo en transición en el que las entradas/salidas de unas y otras figuras le significarían un tiempo de reajustes para superar el natural desgaste que implica superar un viejo modelo para comenzar a edificar otro. Tal cosa puede sucederle, con toda seguridad, a cualquier equipo promedio, pero está visto que no a uno de los diez mejores que reinan en el mundo donde las estrellas se cambian por otras, donde se van Di María y Xabi Alonso, pero llegan James Rodríguez y Tony Kroos.

Este Madrid de Ancelotti tiene que ver cada vez menos con el imperfecto y ansioso dejado por Mourinho. A la velocidad turbo que combinaban el mismo Di María con CR7 y Bale ya no se juega, es decir, ese modelo expeditivo de gran verticalidad propio de la eficacia del contraataque, está siendo sustituido progresivamente por la elaboración, el toque, los movimientos menos fulgurantes y más exquisitos. El pase largo y el pique le están cediendo terreno al amague, al giro, al cambio de frente y al juego en corto, producto de mucho trabajo de precisión, gracias a la salida limpia y despejada de la que son capaces Modric y Kroos para conectar a continuación con James, Isco y para la última jugada además de la insoportable puntería de Cristiano, está contando con un Benzema más afinado y participativo en el juego, que cuando tiene que mandarla adentro lo hace con la contundencia demostrada el miércoles en Anfield contra el Liverpool.

Si se cuenta con una formación de virtuosos, pensará Ancelotti, busquemos que éstos saquen a relucir su variado repertorio técnico con la tenencia del balón, con el juego asociado, con la combinación de variantes para atacar y ya no solamente usando el par de recursos en velocidad para habilitar a Ronaldo, porque sin renunciar a la dependencia de gol que se tiene del luso, está siendo posible agregarle más opciones, con futbolistas que no solo están para el lucimiento de la mitad para adelante, sino para el sacrificio del medio hacia el arco propio.

Se nota incluso en las celebraciones: Cristiano les sonríe a sus compañeros, los congratula, se arremolina con ellos como no sucedía hasta la pasada temporada. Es imposible que pueda evitar exhibir su tableta abdominal y sus espaldas cuando convierte, firmando siempre en plan Super-Yo, pero es ya muy evidente una integración de grupo que ha superado el torneo egocéntrico de hace un año, en el que incluso el malvado Pepe luce más distendido, menos malintencionado con sus adversarios y menos histriónico en sus reacciones de contrariedad, y para que esto suceda, ha sido más que positiva la llegada de jugadores con perfil liviano y transparente, más cercanos a la sencillez de conducta que a las poses tan características de la fama.

Los merengues no le habían ganado nunca a los Reds en su casa y al encontrarse con un cuadro en pleno proceso de reescritura, supieron sacar ventaja de su falta de presencia en la zona ofensiva, con Luis Suárez emigrado a la ciudad Condal, Sturridge fuera de la nómina, y los infructuosos intentos de Coutinho que no encontró conexión con un Balotelli predecible y por lo tanto bien controlado por Varane y Pepe, que por el momento no se acerca ni a la mitad de lo que en la anterior temporada le regaló a su eufórica hinchada la dupla goleadora que fue extrañada especialmente en la segunda etapa cuando los de Ancelotti decidieron dosificar las cosas al punto que al minuto 74, Cristiano era sustituido con miras al derbi del sábado.

Y ojo que no jugó Bale y en el banco está Chicharito Hernández para saltar en cualquier momento y aportarle otra cuota de gol que se convierte en un plus más del catálogo, lo que hace todavía más potente a este último campeón europeo empeñado ahora en repartir las cargas que comienza con las obligaciones de recuperación de una línea de fondo que sabe salir por bandas con gran dinámica, por derecha con Arbeloa (Carvajal) y Modric y por izquierda con un Marcelo muy recuperado y con osadía para la proyección que encuentra siempre gran receptividad, alternativamente en Kroos y en los delanteros que se abren y cierran de acuerdo a cómo evoluciona cada jugada.

Este es el Madrid que recibirá al Barcelona en el Santiago Bernabéu mañana. Los blaugranas llegan punteros al encuentro, con la conexión Messi-Neymar a todo vapor, y que podría contar con la muy esperada aparición del explosivo Luis Suárez al que se extraña horrores en Liverpool y que puede constituirse en el nuevo aporte goleador del equipo que Luis Enrique también se encuentra en fase de construcción con un Iniesta muy recuperado —es posible que pueda jugar como extremo si no es alineado Suárez—, y un Rakitic ilusionado con su dinámica en sociedad con Xavi Hernández.

Los merengues han exhibido un juego vistoso y brillante frente al Liverpool, van en busca de la undécima Champions y por supuesto que intentarán conseguir el trofeo de Liga, gracias a los nuevos vientos que soplan en un vestuario en el que se ha conseguido sobriedad y prudencia, aspecto muy notorio en cómo, por ejemplo, se ha venido manejando la imagen de Iker Casillas, todavía con altibajos en su rendimiento, y soportando las últimas réplicas del terremoto que significó el desastre del mundial en Brasil y el bajón de la selección española en la fase de grupos de la Eurocopa.

Por cómo llegan al clásico de mañana, el Madrid aparece con un leve favoritismo frente a un Barcelona también reacomodando sus grandes figuras con un Messi desdoblado en director de orquesta y anotador, a punto de batir el récord de goleador histórico de la liga española.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia