Fútbol

Bolívar, el que mal comienza, mal termina

Sin contar una caída frente a The Strongest, perdió otros tres partidos en La Paz contra Sport Boys, Ciclón y San José. Y se le esfumó el título

Fue imperdonable la última derrota como local, hace unos días en La Paz frente   a San José.

Fue imperdonable la última derrota como local, hace unos días en La Paz frente a San José. José Lavayén-Archivo.

La Razón (Edición Impresa) / La Paz

03:28 / 21 de diciembre de 2015

El que mal comienza, mal termina, dice el refrán, y algo de eso le sucedió a Bolívar, que no pudo conquistar el título de tricampeón del fútbol boliviano, vencido por Sport Boys de Warnes, con el que llegaron a la jornada final con posibilidades de alcanzar el título.

Dos derrotas consecutivas al arrancar el campeonato fueron a la larga determinantes, pero técnicos y jugadores, cuando les sucede eso, suelen decir que “esto recién comienza” y “hay mucho camino por recorrer”.

Eso fue en el terreno mismo de juego; fuera de él, las cosas comenzaron mal a partir de la llegada de Eduardo Villegas a la dirección técnica. Pocos aficionados estaban convencidos de que era el ideal para el cargo; la mayoría no, sobre todo por su pasado al frente de The Strongest.

Su debut con una caída ante Oriente Petrolero (1-0) en Santa Cruz se podía entender, no así la derrota siguiente en La Paz frente a Sport Boys (2-3). A esas alturas nadie se imaginaba que el ganador de esa jornada en el estadio Hernando Siles iba a ser el futuro campeón boliviano.

En la jornada 2 el técnico, Eduardo Villegas, optó por poner un equipo alterno, pues también debía atender la Copa Sudamericana. El resultado fue doloroso, aunque se pensaba en que podían “rescatar” esas unidades. De hecho, unos días después la Academia fue a Sucre y con el mismo marcador se impuso a Universitario en el Patria.

Sin embargo, tres puntos de 12 posibles en las primeras cuatro jornadas no eran una buena cosecha para un equipo que entró con ganas de ser campeón. En su cuarta presentación le ganó The Strongest en el primer clásico del campeonato.

Hubo un repunte magnífico en los próximos 12 cotejos, de los cuales ganó diez y perdió los restantes dos. Ahí, la Academia empezó a mostrar una recuperación que le devolvió la chance de pelear por el título.

De continuar ganando, las cosas se iban a poner color de roja para el equipo, pero falló en un partido en Santa Cruz, frente a Blooming, que le empató en los descuentos. Ganar una unidad no era lo mismo que tres, en realidad perdió dos valiosísimas. Los tropiezos no se terminaron ahí, porque una inesperada derrota ante Ciclón en La Paz encendió las alarmas y peor fue la caída, también en Miraflores, contra San José.

Por ahí Tenorio ya no vuelve

Rescisión

Carlos Tenorio, delantero ecuatoriano de Bolívar, dio a entender ayer que, aunque tiene contrato hasta mitad del próximo año, lo más probable es que lo rescinda y ya no vuelva.

Prioridad

En ese caso, la prioridad de Bolívar deberá ser la contratación de al menos dos delanteros, uno en vez de Tenorio y el otro para suplir a William Ferreira, quien no jugará la Libertadores y es probable que tampoco el Clausura.

Carga

La carga más pesada de Bolívar son los nueve puntos que dejó ir de La Paz. Hoy sería campeón.

La mala pata para las lesiones

Bolívar jugó buena cantidad de partidos sin William Ferreira ni Romel Quiñónez, las dos bajas más sentidas durante el campeonato Apertura. El delantero uruguayo regresó esta temporada y no había duda de su aporte. Al comienzo le costó, pero cuando estuvo readaptado su actuación personal fue mejorando de a poco.

Quién iba a pensar en lo peor. Ferreira sufrió la rotura del tendón de Aquiles y tuvo que marcharse a su país, donde fue intervenido quirúrgicamente. En el mejor de los casos estará para regresar al fútbol en el cuarto o quinto mes del próximo año.

Así como tuvo una sentida baja adelante, también la tuvo atrás con la lesión de Romel Quiñónez en una de sus manos. Tras regresar de la Copa América de Chile, donde jugó con la selección nacional, el guardameta ya no pudo más. Los estudios dieron cuenta de que también debía ser operado. Además para él se acabó el campeonato demasiado antes de lo pensado. En algunos jugadores hubo intermitencias por su desempeño, y las lesiones tuvieron mucho que ver en ello.

No lo dejaron en paz a Juan Carlos Arce y eso implicó no tenerlo en algunos partidos. En otros torneos Gerardo Yecerotte fue un buen aporte, no en el que acaba de terminar porque se la pasó fuera de él, intentando lograr una buena recuperación. A pesar de todo, Bolívar terminó como el equipo más goleador del torneo, con 52 tantos.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia