Fútbol

‘Ojalá que el trabajo nos lleve a otro Mundial’

Gustavo Quinteros. El nuevo entrenador de Ecuador anuncia que aplicará en la ‘Tri’ el mismo método de trabajo que en Emelec. Dice que será un momento especial enfrentar a Bolivia en la Copa América. Sostiene que nunca perderá el cariño y agradecimiento por el país, y que pronto vendrá a renovar su carnet de identidad como boliviano.

Gustavo Quinteros

Gustavo Quinteros Foto: benditofutbol.com

La Razón (Edición Impresa) / Jaime Ayllón / La Paz

00:00 / 01 de febrero de 2015

Como futbolista jugó en EEUU 1994, ahora como técnico sueña estar en Rusia 2018

— ¿Cómo recibió la nominación para ser DT de la Selección de Ecuador?

— Sin duda alguna para mí, mi cuerpo técnico y familia fue un momento de mucha alegría, ya que consideramos que es la repercusión del trabajo que venimos realizando en Emelec desde hace dos años y medio. Creo que como siempre actuamos con responsabilidad, con mucha planificación y sobre todo con la exigencia con la que se debe trabajar en el fútbol y luego vienen los resultados en lo deportivo, creo que esas son causas de esta nominación.

— ¿Es un plus que usted conozca a los jugadores ecuatorianos para formar su selección?

— Bueno, sin duda alguna los dos años y medio que estamos dirigiendo acá nos dan la ventaja de que conocemos el medio, el pensamiento del jugador ecuatoriano, su manera de ser y sobre todo que podremos formar una selección competitiva que nos permita alcanzar los objetivos. También se tiene la ventaja que Ecuador tiene jugadores que están militando en clubes de Europa, Grecia y otros países sudamericanos.

— ¿Cuáles son esos objetivos?

— En la Copa América de Chile queremos mostrar una línea de juego parecida a la que implementamos en Emelec, con juego rápido, vistoso, profundo y con equilibrio en todas las líneas, la misma que seguramente la consolidaremos para llegar bien a la Copa América de Estados Unidos (2016) y luego a la eliminatoria que será dificultosa y complicada además de competitiva al estar nuevamente Brasil. Tengo una gran tarea por delante, el tipo de desafío que me gusta junto a mi grupo de trabajo en el que están el profe Rodrigo Figueroa, Luis Suárez, asistente técnico; Marcelo Álvarez, preparador de arqueros. Juntos, trataremos primero de llegar en las mejores condiciones a Chile, por el corto tiempo de trabajo que tendremos.

— ¿Cuándo asume la conducción de la selección ecuatoriana?

— Este proceso de cuatro años que firmamos lo empezaremos el 15 de marzo en los amistosos ante México y Argentina en New York, Estados Unidos. Entiendo que será una etapa dura para nosotros ya que nos sentiremos tristes al dejar Emelec, un club que nos dio todo, que nos permitió crecer profesionalmente con la comprensión de su dirigencia.

— ¿Cómo considera que será la Copa América de Chile?

— Nosotros conformamos una serie fuerte y además en el torneo algunas selecciones buscarán consolidar lo que hicieron en el mundial pasado, otras mejorar su performance  y prepararse especialmente para la fase eliminatoria; por ello considero que será un torneo muy competitivo, de alto nivel y jerarquía.

— ¿Qué sensación tendrá cuando en la Copa América en Chile se enfrente a Bolivia?

— Sin duda alguna que será un momento especial porque Bolivia me dio la oportunidad de jugar una Copa Mundial, de dirigir a su selección, y yo particularmente tengo mucho cariño por el país; por ello serán sensaciones encontradas, pero uno también es profesional y en este caso en la parte deportiva buscaremos siempre lograr resultados.

— ¿Fue acertado en su momento dejar la selección boliviana para marcharse al Ecuador?

— Es un tema que debo aclararlo, yo no dejé la selección así por así, porque yo aparte de estar dirigiendo la selección tenía una excelente relación con Carlos Chávez y su directorio. Me molestó bastante que cuando nosotros teníamos todo planificado e íbamos trabajando de acuerdo con ese plan, algunos clubes nos quitaron su respaldo y sobre todo el apoyo porque nos restaron días de trabajo. Aquello no me gustó y tuve que dejar el equipo nacional, porque todos debemos ser conscientes en el sentido de que la representación boliviana necesita más trabajo que otras selecciones y restarle días a esa labor planificada no me pareció correcto y por ello me marché.

— ¿Usted como futbolista ya jugó un Mundial, se imagina si como entrenador vuelve a otra cita de esa magnitud?

— Uno profesionalmente siempre persigue metas, gracias a Dios como jugador tuve la oportunidad de disputar un campeonato mundial que es la expresión máxima del fútbol y el objetivo mayor que persigue un futbolista. Como técnico seguramente será una sensación diferente, ojalá que el trabajo nos lleve al próximo mundial, que ése sea el fruto. Para lograr ello volcaremos todo nuestro esfuerzo, capacidad y sobre todo la experiencia adquirida en estos años de trabajo, uno siempre tiene metas y la próxima es de dirigir a Ecuador en una copa del mundo’.

— ¿Qué opinión tiene del nombramiento de Mauricio Soria como técnico de Bolivia?

— Mauricio es un profesional muy capaz, bastante preparado con mucha trayectoria y experiencia, es un entrenador que demostró esa labor de exigencia al jugador, pide disciplina. A The Strongest lo llevó a lo más alto en su momento, también debemos recordar lo que hizo con Wilstermann. Creo que es un hombre que también se ganó con trabajo su nombramiento, pero también hay que pedir a la gente y a los dirigentes de los clubes que le brinden todo su apoyo, que le den las condiciones necesarias para que pueda realizar un buen trabajo. Sin duda alguna, él tendrá una buena propuesta futbolística porque es un técnico de mentalidad fuerte y ganadora. Simplemente desearle mucha suerte a la distancia, más si está al frente de Bolivia.

— ¿Ud. usa pasaporte boliviano?

— Por el momento no lo puedo hacer, porque lamentablemente no lo puedo renovar ya que caducó, pero en algún momento cuando este nuevamente por La Paz seguramente lo haré, pero no creo que eso sea algo que cambie mi cariño por el país, porque soy una persona de dos nacionalidades: nací en Argentina donde me eduqué y luego cuando llegué a Bolivia adopté la nacionalidad del país, porque sentí el cariño, el aprecio de la gente y por ello tengo un gran reconocimiento al país que deportivamente me dio todo. Pude jugar un Mundial defendiendo la bandera del país pude mostrar mi trabajo como entrenador dirigiendo a clubes de primera y luego a la selección así que me siento muy identificado con Bolivia, a ello se suma que mi cuñada vive en La Paz donde tengo incluso ahijadas, así que como olvidarme de una país que me dio todo.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia