Fútbol

El momento más duro en 90 años

Supuestos malos manejos económicos de parte de los dirigentes de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) han derivado en una crisis institucional

Dirigentes. Carlos Chávez (der.) y Alberto Lozada cuando fueron aprehendidos, en una de las celdas de la FELCC en Sucre.

Dirigentes. Carlos Chávez (der.) y Alberto Lozada cuando fueron aprehendidos, en una de las celdas de la FELCC en Sucre. AFKA.

La Razón (Edición Impresa) / Marcos Bonilla / La Paz

04:04 / 31 de julio de 2015

Seis semanas antes de que la Federación Boliviana de Fútbol  (FBF) llegue a su 90 aniversario de fundación (12 de septiembre de 1925), el fútbol boliviano atraviesa por su momento más crítico: dirigentes detenidos y aprehendidos, una entidad descabezada y un futuro deportivo a la deriva. El periodista Tito de la Viña y el dirigente de Bolívar, Percy Luza, coinciden en que antes no hubo nada peor a lo que está ocurriendo ahora.

Los exfutbolistas Ricardo Fontana y Luis Galarza, ambos naturalizados bolivianos y que viven en el país hace más de 40 años, creen que el fútbol nacional pasó siempre por momentos complicados, pero que lo de ahora ha alcanzado notoriedad impensada por la investigación de oficio iniciada por la Fiscalía General del Estado que ha derivado hasta ahora en la detención preventiva de tres miembros del Comité Ejecutivo de la FBF; la detención domiciliaria de un funcionario; la aprehensión de un dirigente de las asociaciones y de un empleado federativo, lo que ha sucedido hasta ayer inclusive. De la Viña, Luza y Fontana no creen que se trate de una intervención de parte del Estado.

Las denuncias de corrupción hechas por la Justicia de los Estados Unidos, con detenciones de sospechosos por haber aceptado sobornos de millones de dólares desde los años 90, ha salpicado a confederaciones, entre ellas la Conmebol, a las asociaciones nacionales incluida la de Bolivia, y por eso el Ministerio Público abrió las investigaciones, empezando por Carlos Chávez, sobre los recursos que la FBF recibió por la venta de los derechos de televisación de la Copa América y las eliminatorias mundialistas.

Chávez y Lozada fueron detenidos por orden del juez 5º de Instrucción en lo Penal de Sucre, Roberto Valdiviezo, por presunta corrupción en el manejo de los recursos que ingresaron a nombre del país al fútbol boliviano, y se les acusa por supuestamente haber cometido cinco delitos: legitimación de ganancias ilícitas, organización criminal, uso indebido de influencias, beneficios con relación al cargo, delitos tributarios y estafa con agravantes con víctimas múltiples.

De la Viña, que ejerce la profesión desde hace 63 años, calificó el momento que atraviesa el fútbol boliviano como “el más crítico, más trágico, más desagradable y todos los epítetos que se puedan colocar”.  En la historia de la FBF se ha tropezado con varias dificultades, desde su fundación en 1925, en la época amateur, el paso al profesionalismo y luego a la Liga del Fútbol Profesional Boliviano; “pero nunca, nunca se ha vivido algo así”, en relación a lo que está pasando hoy.

Agregó que los supuestos malos manejos económicos de la gestión de Chávez, muy criticada desde hace varios años, principal motivo por el que está siendo investigado, deberán ser aclarados, y rememoró que en el pasado hubo otras malas administraciones, sin llegar a esta situación.

Luza, dirigente de Bolívar desde la década de los años 80, manifestó que desde que él tiene conocimiento “ésta es la crisis más grave del fútbol boliviano, porque ha puesto en evidencia un manejo inadecuado, por decir lo menos, y arbitrario de parte de la dirigencia de la Federación, pero además ha desprestigiado al fútbol boliviano por los procesos por los que están pasando los dirigentes, porque éstos (la detención de unos y la aprehensión de otros) ya han sido conocidos en el ámbito internacional” y eso deja malparado al balompié nacional en su conjunto.

Además, “esta dirigencia (en alusión a la gestión de Carlos Chávez, quien está en la FBF hace nueve años) ha modificado estatutos con el fin de beneficiarse personalmente y ser reelegida, porque la reelección en el fútbol sirve única y exclusivamente para que empiecen a taparse las cosas irregulares que han sucedido en la anterior gestión”.

Galarza, exarquero de The Strongest, entre otros clubes, dijo que “el fútbol boliviano no ha estado bien nunca, con eso te digo todo; pero no quiero opinar más del tema”.

Fontana, otro símbolo del Tigre, expresó que puede ser la situación más complicada “en sentido de que se está comenzando a destapar muchas cosas, pero yo creo que siempre hubo ese tipo de casos de corrupción, pasa que ahora la Justicia está actuando, como empezaron con el asunto de la FIFA”.

Los datos

Culpables

Según Luza no solo Chávez es responsable del mal momento del fútbol boliviano y de los malos manejos en la FBF, “sino también Zambrano y Justiniano que están con él desde el inicio”.

Van 45 años    

Fontana cuenta que hace 45 años está en el país y “siempre ha habido crisis en el fútbol, la única diferencia es que ahora sale en los medios y pareciera que es una crisis total”.

Los datos

La Federación Boliviana de Fútbol (FBF) fue intervenida en dos oportunidades, en 1959 y en 1977, de acuerdo con el blog “Historia del Fútbol Boliviano”, escrito por Carlos D. de Mesa y su hijo Borja Ignacio Mesa Salinas.

Primera

“La crisis que arrastró el fútbol nacional desde la década de los años 30 se agudizó hasta el punto de producirse en 1959 la primera intervención estatal a la FBF (gobierno de Hernán Siles Zuazo). Fue el último año en el que se jugó el campeonato nacional integrado bajo la dirección de la AFLP (asociación paceña)”.

Segunda

En 1977 se produjo la segunda intervención del Estado al fútbol que coincidió con la creación de la Liga, que nació de una grave crisis en el seno de la AFLP y tuvo una fuerte oposición de parte de Édgar Peña, presidente de la Asociación Cruceña. “El Gobierno decidió intervenir la entidad y menos de dos meses después, en noviembre de 1977, Guillermo Bulacia secretario de Deportes del gobierno de Hugo Banzer, nombró interventor de la FBF al coronel de policía Julio Lara Salazar, presidente de Litoral de La Paz”.

Investigación

Percy Luza considera que las acciones que tomó el Ministerio Público no pueden considerarse una intervención del Estado al fútbol, sino “una investigación a personas que controlan la Federación, porque nunca las instituciones cometen delitos”.

Chávez y compañía ‘deben renunciar’

Percy Luza, dirigente del club Bolívar, y Ricardo Fontana, exfutbolista, son de la idea de que Carlos Chávez y el resto de los dirigentes de la Federación Boliviana de Fútbol que están involucrados y detenidos por los supuestos actos de corrupción por los que son investigados “deben renunciar”.

“Esto ya es una cuestión de dignidad desde mi punto de vista y lo que corresponde es que den un paso al costado. El Ministerio Público sabrá cuál fue la actuación de estos señores y si son inocentes o culpables de las cosas que se les están imputando, mientras tanto por el bien del fútbol boliviano y por el resguardo de la dignidad de cada uno deberían renunciar”, dijo el vicepresidente de Fútbol de la Academia.

Fontana, por su parte, indicó que lo más aconsejable es que se vayan porque “después de estar encarcelados, aunque la Justicia dirá sin son culpables o inocentes, con qué cara pueden seguir en sus cargos, además tienen familias y como estarán ellos también, además no se pueden agarrar de un cargo eternamente”.

Además, es el momento “para cambiar a todos los dirigentes”. Los que han tenido algún cargo en la Liga o en la Federación “si tienen un poquito de sangre en la cara, también tendrían que presentar renuncia e irse y tiene que haber otra gente, de lo contrario vamos a seguir en lo mismo”.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia