Marcas

Un gran duelo en el asfalto

Después de la jornada de descanso, la carrera unirá hoy a Trinidad con Santa Cruz. Los paceños Eduardo Terán y Gustavo de Rada reanudarán la lucha por el primer lugar

Reparación. Los mecánicos del piloto Eduardo Terán —líder de la carrera— hacen arreglos en el coche.

Reparación. Los mecánicos del piloto Eduardo Terán —líder de la carrera— hacen arreglos en el coche. Víctor Gutiérrez.

La Razón / Jaime Ayllón / Trinidad

00:02 / 10 de agosto de 2013

Después de tres complicadas etapas sobre tierra, el asfalto entrará en escena hoy en el Gran Premio Nacional de Automovilismo y Motociclismo, cuando se reanude la carrera con la cuarta etapa —de 542 kilómetros— entre Trinidad y Santa Cruz.

El terreno podría ser un gran aliado para Gustavo de Rada, que necesita “volar” para reducir los ocho minutos y 20 segundos de diferencia que le ha sacado el actual líder, Eduardo Terán, en el duelo paceño por el primer lugar de la competencia más larga y difícil del país.

Ambos están corriendo en coches con las mismas características y potencia, por tanto va a ser determinante el punto que logren en sus máquinas para desarrollarlas, además del tipo de llantas que utilicen, más que la capacidad conductiva de ellos.

Terán sacó ventaja en las primeras etapas gracias a la menor cantidad de inconvenientes, mientras De Rada tuvo que bregar con los pinchazos, que le obligaron a parar y lo retrasaron hasta un segundo lugar que para él era impensado. “Viene el asfalto y hay que planificar la carrera de otra manera. Lo mejor de todo es que, pese a lo duras que fueron las anteriores etapas, nuestro coche está intacto”, dijo Terán.

Admitió que de ahora en adelante mucho va a depender del funcionamiento de la máquina. “No tenemos que dormirnos porque sabemos que esos ocho minutos en automovilismo no son gran cosa, todo puede pasar”.

Todos los pilotos dedicaron la jornada de descanso, ayer en Trinidad, para efectuar los arreglos y cambios en sus máquinas para afrontar la segunda parte de la competencia antes de volver a parar el día 14 en Tarija.

“Ahora tenemos que ver el manejo en el asfalto, utilizar otra técnica y buscar disminuir la diferencia. Tenemos la misma máquina, eso es lo más lindo, y va a depender de cómo funcione cada una”, dijo De Rada. La etapa de hoy será la más larga de todas por el kilometraje que debe recorrer, dividido en dos pruebas cronometradas y dos enlaces.

El primer tramo de velocidad —desde las 07.00— unirá a Trinidad con San Ramón (368 kilómetros); luego vendrá el primer enlace entre San Ramón, San Julián y Cuatro Cañadas. La segunda parte de la carrera —que se largará a las 14.00— unirá a Cuatro Cañadas con Cotoca (76 kilómetros), donde estará ubicada la meta, y luego las máquinas procederán al enlace final con Santa Cruz.

Según el paceño Osman Auza, “el asfalto va a ser todo un reto para nosotros, porque nuestro Peugeot —en alusión a su coche— no desarrolla tanta velocidad como pueden hacerlo los Toyota, de manera que debemos ser inteligentes para afrontarlo”. Auza ocupa el quinto lugar en la clasificación de autos y está segundo en su categoría, la 1.600 Libre, que está encabezada por el potosino Ramiro Aguirre.

“El coche está bien, a pesar de todo lo que pasamos. Vamos a ver cómo anda para tratar de ampliar la ventaja”, dijo Aguirre. La diferencia entre el primero y el segundo de esta categoría es de casi cuatro minutos, pero Auza deberá cuidarse también de José Luis Pérez, que está a menos de un minuto.

Los datos

Clasificación

El líder de la carrera es Eduardo Terán (5h38’24”4), seguido por Gustavo de Rada (5h46’46”7), ambos en la categoría 3 Codasur. Un peldaño más atrás está Eduardo Aramayo, con un coche ocho válvulas (5h50’57”).

Por categoría

El líder en 1.600 Libre es el potosino Ramiro Aguirre. Está puntero en 3 Febad el paceño Rolando Castrillo; mientras en Open encabeza la carrera el cruceño Robert Roca. Están en carrera 31 autos.

Día de arreglos en Trinidad

Un alto

La llamada jornada de descanso, ayer en Trinidad, sólo frenó la disputa de la carrera, pero no impidió que los pilotos y sus colaboradores continuaran trabajando, en muchos casos arduamente, para arreglar sus máquinas y ponerlas a punto antes de relanzar la competencia.

Bien atendidos

El Regimiento de Infantería número 29, de Trinidad, prestó sus instalaciones como una especie de parque cerrado para que autos y motos pudieran ser sometidos a reparación. No sólo eso, también ofreció apoyo en cambio de llantas, lavado de vehículos y sanidad militar.

De duelo

Sabino Quispe, navegante de Ramiro Aguirre, está de duelo. Ayer viajó a Potosí, donde falleció su padre mientras él competía. Se prevé que hoy estará de vuelta en la carrera.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia