Europa

Kiraly 'el abuelo del pijama' busca un récord

El guardameta de los pantalones grises largos inscribirá este martes su nombre como el jugador más veterano que ha disputado una fase final del Europeo (40 años y 75 días), si su técnico Bernd Storck le alinea frente a Austria.

El golero húngaro Gábor Kiraly.

El golero húngaro Gábor Kiraly. Foto: Internet

La Razón Digital / EFE / Marsella

14:57 / 13 de junio de 2016

"Soy un portero, no una top model".El húngaro Gábor Kiraly difícilmente será el mejor portero de la Eurocopa. Ni probablemente alzará el trofeo el 10 de julio. Pero puede inscribir su nombre en la historia del torneo y, sin duda, va a ser uno de los arqueros más populares.

El guardameta de los pantalones grises largos inscribirá este martes su nombre como el jugador más veterano que ha disputado una fase final del Europeo (40 años y 75 días), si su técnico Bernd Storck le alinea frente a Austria.

No sólo destronará a un mito como el alemán Lothar Matthaeus (39 años y 91 días) sino que lo hará, precisamente, ante Austria, la selección frente a la que debutó 18 años atrás.

Entonces, con 22 años, se emocionó al escuchar cómo la grada coreaba su nombre después de parar un penalti. Casi tres décadas después, se enfrenta al mismo rival después de haber sido decisivo en la repesca para llevar a su país a su primera Eurocopa en 44 años.

Todo un personaje, que en plena era de los futbolistas de diseño, que venden fragancias y ropa interior, se presenta en la Eurocopa con unos pantalones largos grises, "una talla más grande para estar cómodo", que le han convertido en el "piyama man" del fútbol.

"Soy un portero, no una top model. Es, esencialmente una cuestión de confort. He jugado en terrenos helados en invierno, en los que te duelen las piernas cuando te tiras. Así que usar pantalones largos es una cuestión obvia", desvelaba a UEFA.com.

Y ¿por qué grises?. Ahí, entra en juego la otra característica que hace especial a Kiraly; es un gran supersticioso.

Cuando era guardameta del Haladas, el equipo en el que su padre fue delantero y en el que él mismo debutó como profesional, un día no tenía lavados los pantalones negros largos y tuvo que usar los grises.

El Haladas ganó ese partido y se mantuvo invicto en las ocho siguientes jornadas. Lo que funciona no se cambia, pensó Kiraly.

No es la única superstición. Tiene que bajar siempre el primero del autobús, salir siempre con el pie izquierdo y bajo su indumentaria de portero, viste una camiseta de manga corta con un dibujo de un tigre y una negra de baloncesto con su número de la suerte; el 13.

¿Y si alguna vez se le olvida algo? "Eso no va a ocurrir", contesta seguro.

Guardameta del Hertha Berlín, del Crystal Palace, del Aston Villa, del Burnley, de 1860 Múnich y del Fulham, Kiraly trató de usar los pantalones cortos en su experiencia alemana e inglesa, pero no se adaptó y regresó a los habituales. El 1860 entendió que ahí tenía un filón y vendía unos iguales en su tienda oficial.

Portero singular, que acostumbra a mirar a un lado y sacar al contrario, de él se cuenta que durante su estancia en el Hertha ensayó cómo sacar de puerta haciendo que el balón rebotase en el larguero, pero que su técnico le dijo que si lo intentaba en un partido le echaría del equipo.

En la última jornada de aquella temporada, con el tercer puesto asegurado en la Bundesliga, la grada comenzó a gritar: "al larguero, al larguero". Kiraly tomó el balón, se volvió hacia el larguero, miró al banquillo y sonrió, antes de sacar como siempre.

(13-06-2016)

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia