Polideportivo

Conitzer, el único juez UCI del país

Tiene ese cargo desde el año pasado y es uno de los cuatro responsables en esa categoría en el ámbito de Sudamérica

Conitzer muestra cómo nivela la rueda de una bicicleta en la Casa del Ciclista que hay en La Paz.

Conitzer muestra cómo nivela la rueda de una bicicleta en la Casa del Ciclista que hay en La Paz. Foto: Luis Salazar

La Razón (Edición Impresa) / Marcelo Avendaño / La Paz

00:00 / 09 de marzo de 2015

El ciclismo dio bastantes alegrías a Bolivia en los últimos años, especialmente mediante el pedalista Óscar Soliz, pero hay una persona que lleva en alto el nombre del país en forma silenciosa, Cristian Conitzer, comisario UCI (Unión Ciclista Internacional) desde 2014.

El actual presidente de la Asociación Departamental de Ciclismo de La Paz es el único boliviano que ostenta ese cargo y es uno de los cuatro jueces internacionales en el ámbito de Sudamérica en la modalidad de bicimontaña.

Éste también es un motivo de alegría para Bolivia, pues son pocos los dirigentes que pueden ser parte de la UCI, adonde se llega con mucho esfuerzo y dedicación para colaborar con la entidad internacional en temas importantes: uno debe ser primero comisario nacional, luego UCI élite y al final UCI internacional.

Cristian (39 años) de niño ya era aficionado al ciclismo, y cuando tenía nueve su tío Hans Mejía lo llevó al velódromo de Alto Irpavi. Ahí se “enamoró” de la disciplina. A partir de entonces comenzó a meterse de lleno y hasta sus 19 practicó de todo: BMX, ruta, pista, bicimontaña consiguiendo varios campeonatos departamentales y nacionales, aunque nunca representó al país en eventos internacionales. 

A sus 33 años se volvió comisario nacional y estuvo con ese cargo en los Juegos Bolivarianos de Sucre 2009. “Pasé el curso de comisarios nacionales con Pedro Frías (cubano), lo hice porque no había comisarios en el país, entonces me animé a hacerlo porque soy bueno en las matemáticas”, contó.

Luego de ser dos años comisario nacional se animó a pasar los cursos para ser comisario UCI internacional —en esa época todavía no había UCI élite—, por lo que en 2011 se fue a Suiza para dar su examen teórico.

“Fue fuerte, aparte de que te hacen preguntas aleatorias de los 130 artículos del reglamento de la UCI, tienes que actuar como juez de llegada de una competencia pasada. Te presentan una grabación, y te dicen: ‘Llegan estos corredores, presente los resultados’ y tienes media hora para resolver de forma ecuánime una situación incómoda en una competencia, como ¿qué pasa si al llegar a una meta unos llegan por una calle y otros por otra?, es complicado”, relató.

El examen práctico lo hizo dos años después (2013), pues debía esperar a que le designaran para una prueba de bicimontaña apta para él. Para ello fue a Canadá, donde actuó como si fuera el comisario, tuvo reuniones con el organizador, comisarios, ayudantes de campo, servicios de emergencia, policía, cronometraje, entre otros, y al final presentó su informe.

“Estoy orgulloso, esto también es un esfuerzo de mis mentores, estoy desde mis nueve años como ciclista. Alberto Rivera (entrenador de ciclismo) me ha enseñado, al igual que mi tío Hans Mejía y también Gualberto Escóbar, quien nos ha impulsado”, manifestó.

El año pasado estuvo en cinco pruebas internacionales y en esta temporada estará en seis. Justamente la primera fue ayer en una carrera de Chile.

Hay que dominar inglés o francés

Requisitos

Para ser tomado en cuenta como un comisario UCI internacional se necesita dominar inglés o francés.

Inversión

Los gastos que Conitzer hizo para dar sus exámenes ascienden a unos 4.000 dólares. Un esfuerzo propio.

En 2014

El año pasado fue designado para ser comisario en pruebas de Chile (2), Argentina (2) y México (1).

Este año

Tiene seis asignaciones: Chile (3), Paraguay (2) y Argentina (1).

Anteriores

Los bolivianos Raúl Ortiz y Édgar Herrera llegaron a ser comisarios UCI.

Quiere pasar sus conocimientos

Cristian Conitzer tiene el deseo de que haya más bolivianos como él y sean comisarios internacionales, por eso planea enseñar a las personas que muestren el interés de aprender y, obviamente, tengan aptitudes para ello.

“Los próximos dos años voy a seguir en este circuito de comisario internacional aceptando las delegaciones que me da la UCI (Unión Ciclista Internacional) y a la vez voy a tratar de rescatar valores en Bolivia para que puedan hacer los trabajos de control. No hay muchas personas que hacen eso en el país”, indicó.

El ser comisario no es una tarea fácil, pues muy aparte de saber cronometrar durante una competencia y establecer los tiempos de los pedalistas, debe conocer los reglamentos de la UCI a la perfección, hacer reuniones de la prueba con los organizadores, los creadores de la ruta, hacer la inspección del circuito, y al final mandar los resultados a la entidad internacional.

Este cargo es bastante importante, porque “incluso, en algunas circunstancias, podría decir que se cancela la carrera ya que hay un riesgo inminente para todos los deportistas, pero normalmente no pasa eso”, comentó.

Ahora solo está enfocado en hacer su trabajo con la UCI.

Etiquetas

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia