Polideportivo

Marco Arze ‘Está en peligro la organización de Cochabamba 2018’

El titular del COB y del Comité Organizador manifestó que ya hay fechas fatales para presentar lo que solicitó hasta el momento la Odesur

Marco Arze en instalaciones del Comité Olímpico Boliviano.

Marco Arze en instalaciones del Comité Olímpico Boliviano. Foto: José Lavayén-archivo

La Razón (Edición Impresa) / Marcelo Avendaño / La Pa

00:00 / 27 de julio de 2015

Marco Arze, presidente del Comité Olímpico Boliviano (COB) y del Comité Organizador de los Juegos Sudamericanos de Cochabamba 2018 dice que la organización de los Juegos Sudamericaos Cochabamba 2018 “corre peligro” porque no hay avances reales en cuanto a la organización.

La Odesur (Organización Deportiva Sudamericana) acaba de hacer la conminación para que Bolivia, en plazos fatales, presente todo lo que se le ha solicitado, si no lo hace, la sede puede ser trasladada a otro país.

En esta entrevista, hace además un balance de lo que fue la participación de Bolivia en los Juegos Panamericanos de Toronto. Para él es favorable, pues mejoró la cantidad de medallas obtenidas por el país en comparación a otras ediciones, aunque todas se las debe al ráquetbol.

— ¿De verdad cree que fue buena la participación boliviana en Toronto?

— Aspirábamos a más, pero sin lugar a dudas esta participación ha sido una de las más importantes en la historia de los Panamericanos. Seguramente con una mejor planificación y un mejor trabajo en la preparación se podría conseguir resultados de mayor relevancia internacional.

— El ráquetbol salvó lo que iba camino al fracaso...

— Esperábamos que el ráquetbol al menos igualara lo que conseguimos en Guadalajara 2011 (dos bronces), y sumó una plata más. También creíamos en alguna respuesta fundamentalmente en tiro deportivo, pero no se pudo y hay que seguir trabajando.

— Es que las diferencias son muy grandes...

— En principio la preparación es diametralmente distante porque efectivamente estamos hablando de equipos profesionales contra los nuestros que son amateurs.

El deporte en Bolivia no es rentado, obviamente excluyendo al fútbol, lo que significa que luchamos amateurs contra profesionales y ése es uno de los temas que tenemos que tratar en el país. El atleta es igual que cualquier otro mortal: vive, come, tiene que estudiar y movilizarse, pero además debe tener sobrealimentación, mejor trabajo y eso requiere de entrenadores y una serie de cosas.

Creo que es importante que de una vez por todas se empiece a  implementar una política de profesionalización, fundamentalmente de los atletas de élite.

— Me dice que tenemos atletas amateurs y tomando en cuenta eso, ¿es buena la participación de Bolivia?

— Hay que darles su lugar a los atletas, porque hacen su mejor esfuerzo. Entiendo que no hay resultados deportivos porque hay diferencias en la preparación. Si se invierte seguramente sí se podrá tener resultados importantes.

— Ya vio a Bolivia en Toronto, ¿qué es lo primero que se debe hacer para mejorar?

— Hay que aprobar un plan entre todas las instituciones involucradas en el Gobierno, hacer que ese plan se ejecute a largo plazo, apuntar a 2024 con un objetivo claro y en el proceso ir trabajando en objetivos mediatos como son los Juegos Sudamericanos de Cochabamba 2018, donde ya deberíamos tener una clase de participación, hay que comenzar con la preparación inmediata. Invertir fundamentalmente en capacitadores, entrenadores de nivel, que nos permitan trabajar en alto rendimiento.

— ¿Cuál es el objetivo para 2024 (Juegos Olímpicos)?

— Es pensar en medallas. Una planificación mínima para un atleta de alto nivel es entre diez y 15 años, entonces ése sería un primer objetivo. Habría que proponerse planes de largo aliento para buscar resultados deportivos importantes.

— ¿El COB tiene algún plan de trabajo?

— Creemos que este plan lo vamos a elaborar conjuntamente con el Estado, de acuerdo con las posibilidades que se pueda percibir en beneficio de los chicos, y obviamente con la participación de las empresas amigas del deporte que se comprometen a invertir en la capacitación y participación de nuestros atletas.

— Me habla de un trabajo a largo plazo, pero ¿se ha pensado en una preparación especial para los deportistas que tienen posibilidades de medallas?

— El objetivo va a ser tener una élite de disciplinas, donde podamos conseguir medallas. Hay que apuntar a los Juegos Sudamericanos de Cochabamba, es un primer objetivo inmediato de relevancia.

Tenemos que elegir en qué disciplinas tenemos que preparar e invertir la mayor cantidad de recursos, al margen de que en Cochabamba podremos participar en los 35 deportes, pero habrá que priorizar algunos que puedan dar  buenos resultados.

— ¿De qué disciplinas habla?

— Básicamente de tres: el ráquetbol, el atletismo y el tiro deportivo, ésas están en primera fila; luego aparecen en una segunda línea la natación, golf, pelota frontón y otros.

— Haber visto los Juegos Panamericanos, ¿en qué puede servirle a Bolivia para los Sudamericanos de 2018?

— Hemos estado valorando en el campo de juego de cada una de las disciplinas, visitamos otras en las que no participaba Bolivia y estamos llevando información importante para que los Juegos Sudamericanos de Cochabamba 2018 tengan la abundancia de información que necesita para construir una organización responsable y seria.

— A propósito, ¿qué les ha dicho la Odesur?

— Estuvieron en la reunión Mario Moccia, el presidente de Odesur (Arthur) Nuzman, el ministro (de Deportes de Bolivia, Tito Montaño) y el presidente del Comité Olímpico (Boliviano). Se hizo un análisis y básicamente se estableció que hay mucha planificación y poca ejecución. Han demandado y reclamado el nombramiento inmediato del director de los Juegos, el Ministro dijo que en dos semanas habrá el nombre.

En la reunión de octubre vamos a tener la visita de la comisión completa del seguimiento de los Juegos y se ha hablado de un plazo definitivo hasta diciembre en Pimentel (Perú) para valorar definitivamente la situación de los Juegos en Cochabamba.

— ¿Qué podría pasar si no se cumple con lo que pide Odesur?

— Se van a tomar medidas de fondo. El presidente de Odesur manifestó que Bolivia ya había perdido una vez unos Juegos (La Paz 2006) y que está en peligro la organización de Cochabamba 2018.

Hay plazos fatales para que Bolivia demuestre que está con la posibilidad real de hacer los Juegos. Entiendo que hay muy buen temperamento de parte de los dirigentes de Sudamérica, pero están listos de que en caso de una negativa plantearse otras alternativas. Incluso se habló de la posibilidad de que los representantes de Odesur vayan a hablar con el presidente (Evo) Morales para de una vez adoptar la decisión final. 

— ¿Qué falta, por qué hay riesgo?

— Falta la acción, no solamente falta nombrar al director general de los Juegos, también falta el director técnico de los Juegos. Además, en el congreso que habrá en Pimentel, tiene que estar toda la estructura del personal a objeto de que se vaya avanzando en la organización real.

Ediciones anteriores

Lun Mar Mie Jue Vie Sab Dom
1
2 3 4 5 6 7 8
23 24 25 26 27 28 29
30 31

Suplementos

Colinas de Santa Rita, Alto Auquisamaña (Zona Sur) - La Paz, Bolivia